Inicio > Arte > Madrid > 

Un relato de la extraordinaria dimensión y la considerable vitalidad que conoció el arte británico entre los siglos XVI y XX es lo que ofreció esta exposición, cuyo título hacía eco de la novela homónima del escritor británico Robert Louis Stevenson, al reflejar cómo la isla tiene un tesoro —su arte, su pintura y escultura— que, como casi todos los tesoros, está aún medio oculto y por descubrir. Y la perspectiva adoptada fue la de los lugares geográficos; preguntarse dónde estaba y dónde está, en lugar de perderse en disquisiciones poco brillantes sobre el qué era y qué es el arte británico en sus cinco siglos de historia, del XVI al XX. La crónica del arte específicamente británico lo presenta como sorprendentemente universal: un considerable número de artistas extranjeros hizo de Gran Bretaña su lugar de residencia y de trabajo.

Imagen de la obra "Sir Thomas Wyatt el joven"
Sir Thomas Wyatt el joven, c 1540-42
Hans Holbein the Younger
Cortesía de Weiss Gallery, Londres

La muestra reunió 180 piezas –pinturas, esculturas, obra sobre papel, libros, revistas y fotografías– realizadas por más de un centenar de artistas, y procedentes de diversas instituciones europeas, principalmente británicas. Todo ese caudal de obras, que abrazaba más de cinco siglos, se organizó en siete apartados: desde los impresionantes ejemplos de escultura religiosa dañada por los iconoclastas puritanos durante la Reforma, hasta las piezas Pop de Blake o Hamilton, el conceptualismo de un Richard Long o la emblemática escultura de Tony Cragg, Britain Seen from the North, de 1981).

Las secciones de la exposición se titularon Destrucción y Reforma (1520-1620), La revolución y el Barroco (1620-1720), Sociedad y sátira (1720-1800), Paisajes de la mente (1760-1850), Realismo y reacción (1850-1900), Modernidad y tradición (1900-1940) y Un mundo feliz (1945-1980).

La isla del tesoro. Arte británico de Holbein a Hockney se acompañó de un catálogo profusamente ilustrado, en dos ediciones, española e inglesa, que contiene una fresca, pero rigurosa y completa introducción al arte, la historia y la cultura visual de Gran Bretaña durante cinco siglos.


Imagen de la obra "Gran Bretaña vista desde el Norte"
Gran Bretaña vista desde el Norte, 1981
Tony Cragg
©Tate


Fundación Juan March
Contactar
Castelló, 77 – 28006 MADRID
+34 91 435 42 40 – Fax: +34 91 576 34 20
http://www.march.es