El Sahara y España     
 
 Ya.    24/12/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 3. 

EL SAHARA Y ESPAÑA

Hemos de expresar nuestro parabién por el telegrama que los partidos representados en el Parlamento

español han dirigido a la ONU acerca del tema sahariano. Tratándose de los supremos intereses de la

Patria, no cabe otra actitud responsable. El que un minúsculo grupo se haya, quedado al margen de tan

plausible iniciativa parlamentaria, no indica más que tozuda ceguera ante las realidades o ignorancia

adrede de ellas.

La ONU está obligada—por sus mismos acuerdos—a tomar decisiones sobre el Sahara, y no lo ha hecho

en más de tres años. Le corresponde echar sobre sus hombros la administración del Sahara occidental, tal

como en su día España le planteó. Así lo dispone el propio reglamento de la ONU en materia colonial

cuando el país administrador se retira. Es necesario que la ONU lleve a cabo en el Sahara occidental un

referéndum para que la población indígena decida su futuro con toda libertad. Las opciones pueden ser

múltiples: independencia, anexión a otro país...

Y en cuanto a la intolerable intromisión del Gobierno argelino en los asuntos de España, so pretexto de

ayuda al Polisario, creemos que nuestro Parlamento, como tal, tiene que mostrarse enérgico y solidario en

la condena y en la protesta. La carta de defender contra Cubillo (y contra su protector Bumedien) la

españolidad del archipiélago canario no la pueden dejar las izquierdas españolas en manos de las

derechas. Cometerían un gravísimo error que les descalificaría ante la historia.

 

< Volver