Autor: Guindal, Mariano. 
 Simón Sánchez Montero sale al paso de las tensiones. 
 Los renovadores no han jugado limpio     
 
 Diario 16.    22/07/1981.  Páginas: 1. Párrafos: 18. 

LA POLEMICA COMUNISTA FRENTE AL X CONGRESO DEL PCE

Simón Sánchez Montero, número dos del PCE, no se considera derrotado porque su informe sólo haya

sido aprobado por el 50 por 100 de los votos, ni por la aprobación de las tendencias, tesis que rechaza. Por

el contrario, considera que los llamados eurocomunistas de izquierda y los autodenominados renovadores

—«que no han jugado limpio»— han salido tocados del ala. Simón asegura también que la existencia de

tendencias será rechazada en el X Congreso.

Simón Sánchez Montero sale al paso de las tensiones

«Los renovadores no han jugado limpio»

Mariano GUINDAL

—Si los comunistas de Madrid no están de acuerdo con la existencia de tendencias organizadas, ¿por qué

se aprobó la enmienda?

Por un pacto, que yo ya había denunciado como «antinatura», entre los dos extremos del partido.

Porque los renovado res se otorgaron mas representatividad que la que realmente tenían, y

porque en la votación final cerca de un centenar de delegados no estuvieron presentes porque al día

siguiente tenían que madrugar para ir a las fábricas.

Cometimos un error, al no suspender !a última sesión, porque después de tres días de trabajos agotadores

no se podía pedir a los delegados obreros que su pasaran otra noche sin dormir.

División, no

¿ Pero el PCE ha quedado profundamente dividido...?

Electivamente, ha habido aspectos desagradables, pero estoy convencido que el partido va a salir

cohesionado. El nuevo comité provincial ha salido mas homogéneo y, a pesar que sólo ha sido votado

por el cincuenta por ciento de los delegados, todos ellos se han comprometido pública mente a

asumir la unidad de acción y la política que apruebe el comité provincial.

—¿No cree entonces que Carrillo ha sufrido una grave derrota pro congresual?

— No ha habido tal derrota. El eurocomunismo ha salido reforzado. Todas las tendencias de

Madrid aceptan esta leo ría, y es curioso comprobar que unos se llamen « euro c o m u n i s t a s de

izquierdas», otros «eurocomunistas renovadores» y el resto simplemente euro comunistas. Creo que

hasta ahora ha existido mucha confusión con los «afganos», pro soviéticos renovadores,

etcétera.

¿Existe alguna posibilidad de algún acuerdo intermedio ?

Esta claro que el X Congreso no va a aprobar las tendencias, pero es muy posible que sí se acepte una

enmienda que presenté en la sesión de ayer, por la que se facilite la discusión de todas las ideas políticas

en el seno del partido, en los propios órganos de comunicación comunista y por supuesto en los medios de

comunicación de masas.

¿Después del X Congreso esperan más escisiones?

Existe esa posibilidad entre la corriente llamada «afgana» pero no de Madrid, sino de otras federaciones e

incluso del PSUC. De los llamados renovadores puede haber salidas a título personal, que se pasen al

PSOE, como se desprende de las declaraciones de Tejero, que parece que ya es una decisión adoptada de

antemano.

Una serie de dirigentes comunistas han anunciado que pedirán en el X Congreso la dimisión de Santiago

Carrillo, ¿ qué posibilidad hay de que esta iniciativa triunfe?

Habrá que esperar a las votaciones. Hay algunos que están a favor de que Carrillo continúe al frente

de la secretaría general y otros que están en contra. Lo que está claro es que ya nadie va a conseguir

que se aprueben las resoluciones con unanimidad, ni Carrillo, ni nadie. Lo que espero es

que se acople democráticamente la decisión de la mayoría.

¿Cómo explica que la mayoría del nuevo comité federal de Madrid pertenezca a CC 00?

—Es una consecuencia de la retirada de los lia inados renovadores, que ha evitado una mayor

representación del sector profesional. Pero a pesar de todo, creo que los profesionales siguen siendo

mayoría en los órganos de dirección.

—¿ No cree entonces que usted ha sido el gran derrotado de esta conferencia ?

En Absoluto, no me siento derrotado. Si no conté con la mayoría de los votos emitidos, no fue porque la

política seguida hasta ahora no fuese aceptada.

 

< Volver