Autor: Massip Izábal, José María. 
   Esienhower llegará mañana a Madrid  :   
 Expectación en las esferas políticas y diplomáticas de Washington ante este viaje. 
 ABC.    20/12/1959.  Página: 79-80. Páginas: 2. Párrafos: 4. 

MADRID, DOMINGO 20 DE DICIEMBRE DE 1959 - EJEMPLAR DOS PESETAS

ABC

DEPOSITO LEGAL - M. 13 – 1958

DIARIO ILUSTRADO AÑO QUINCUAGÉSIMO SEGUNDO. NUM. 16.778 128 PAGINAS

EISENHOWER LLEGARA MAÑANA A MADRID

EXPECTACIÓN EN LAS ESFERAS POLIT1CAS Y DIPLOMÁTICAS DE WASHINGTON ANTE

ESTE VIAJE

LA ENTREVISTA CON EL GENERALÍSIMO FRANCO, CONSIDERADA COMO UNA

CONTRIBUCIÓN POSITIVA A LA ESTABILIDAD DEL FRENTE DEFENSIVO DE OCCIDENTE

Washington 19. (Crónica telegráfica de nuestro corresponsal.) En un amplio despacho, examinando el

momento politicoeconómico español, en vísperas de la llegada del Presidente Eisenhower a Madrid, el

corresponsal del "New York Times" en España telegrafía a su periódico que el prestigio del Generalísimo

Franco, en opinión de los observadores diplomáticos imparciales, es hoy más alto de lo que fue en

machos años.

"Esta es la opinión común de diplomáticos experimentados, sin simpatía ni antipatía hacia el régimen,

pero que se limitan a pesar los hechos como tales", dice el corresponsal, Mr. Benjamín Welles, en su

despacho. "Su estimación—continúa—se basa en dos factores: la situación diplomática y el estado

económico del país. En el frente diplomático, él General Franco va a recibir la visita del Jefe del Estado

de una de las naciones más poderosas del mundo, Eisenhower, que es no sólo el primer Presidente de

Estados Unidos, sino el primero de una potencia mundial que llega a España a visitar al Generalísimo

Franco. La llegada del Presidente el próximo lunes sigue a una serie de viajes realizados por el ministro

español del Exterior, Fernando María Castiella, a Inglaterra, Francia y Alemania en los últimos cinco

meses. Puede esperarse que la visita de Eisenhower dará nuevo impulso a la reincorporación gradual de

España a la familia de las naciones occidentales." El corresponsal examina detenidamente la situación

actual española después de las medidas de estabilización puestas en práctica a partir de julio, y dice: "Las

drásticas medidas de austeridad implantadas han detenido la inflación y han impresionado favorablemente

a los expertos de la Ó. E. C. E. y el Fondo Monetario Internacional, que han estado en Madrid

recientemente. Estos financieros y economistas comunicaron a varios diplomáticos, antes de dejar la

capital de España, que eran "altamente optimistas" acerca de las reformas económicas españolas."

No llegaron a afirmar que España haya resuelto todas sus dificultades económicas, pero elogiaron las

medidas ortodoxas y austeras impuestas por los ministros de Hacienda y de Comercio, señores Navarro

Rubio y Ullastres. "Los técnicos de la O. E. C. E. han hecho notar escribe el citado corresponsal—que las

reservas españolas de oro y dólares, que se habían reducido a seis millones de dólares al comienzo del

verano, han aumentado a unos cien millones, en parte por la. devaluación de la peseta y en parte por el

incremento de los ingresos procedentes del turismo. Los créditos bancarios siguen restringidos, con el

resultado de que han obligado a salir al mercado grandes "stock" de cobre, acero y otras materias primas

almacenadas como precaución contra la inflación. Los precios de las materias primas bajan, con benéficos

resultados para el conjunto de la economía española. El nerviosismo experimentado por el mundo

comercial español hace unos meses ha desaparecido, en parte, y varias industrias fundamentales, como las

del acero, astilleros y tejidos, han avanzado. El desempleo aparece en proporciones reducidas.

La crónica del corresponsal de un prestigioso diario neoyorquino, que se destaca entre la extensa

información de la estancia del Presidente Eisenhower en París y el curso de las delicadas negociaciones

de los cuatro grandes, viene a subrayar la expectación con que el mundo político y diplomático

norteamericano espera la llegada del Presidente a Madrid el próximo lunes. Para los observadores

washingtonianos la visita de Eisenhower y sus conferencias con Franco representa la culminación de una

larga etapa de acercamiento hasta la cordialidad actual entre Washington y Madrid, producto de

importantes concesiones mutuas: del reconocimiento de la posición preponderante española en la cuestión

central de Occidente, que es su defensa contra una posible agresión comunista, y los evidentes esfuerzos

de Moscú para una infiltración político-económica. Por otra parte, además de los factores estratégicos y

políticos, el aspecto probablemente de más alcance en el futuro de esta nueva etapa de relaciones es el de

una creciente cooperación económica hispano-americana, con beneficio a la larga para ambas naciones y

una contribución positiva a la estabilidad de todo el frente defensivo de Occidente. La cooperación

económica entre Estados Unidos y sus aliados y amigos ha sido una de las notas dominantes en todo el

viaje del Presidente a tres continentes y dará la clave de toda la estructura occidental en el futuro

previsible.—José María MASSIP.

 

< Volver