España lo dio todo, su espíritu y su carne, por las colonias  :   
 El delegado de Costa Rica defiende a nuestro país frente a los ataques soviéticos. 
 ABC.     Páginas: 1. Párrafos: 4. 

ABC

«ESPAÑA L0 DIO TODO, SU ESPÍRITU Y SU CARNE, POR LAS COLONIAS»

El delegado de Costa Rica defiende a nuestro país frente a los ataques soviéticos

Sede de las Naciones Unidas 14. El doctor D. Gonzalo Ortiz Martín, de Costa Rica, ha defendido a

España ante la Asamblea General contra los ataques de Rusia y otras Delegaciones.

"Nosotros, Costa Rica, advinimos al conocimiento universal cuando fue descubierto nuestro país por

Cristóbal Colón en misión encomendada por los Reyes Católicos", dijo el Sr. Ortiz Martín. "Fuimos,

desde entonces hasta nuestra independencia en 1821, colonia de España. Séame permitido, porque

así lo consideramos de justicia, referirme a violentas palabras y conceptos hirientes que se han vertido

aquí con relación al coloniaje español en América. Cada época tiene sus propias características políticas.

No es posible pretender que en tiempos de la Reina Isabel la Católica se impusiese, por ejemplo, el

régimen democrático en las tierras descubiertas, cuando este sistema no se practicaba entonces. Es

preciso tener presente que una cosa es la conquista española en sí y otra la administración colonial. El

conquistador era hombre de guerra, y la guerra, desgraciadamente, ayer y hoy, despierta en los hombres

los instintos primitivos que les torna tan feroces como las bestias. La administración hispana se

caracterizó por el gran número de leyes dictadas en favor de los indígenas, en no dejar queja sin ser

atendida por los Tribunales regionales y los metropolitanos. No puede olvidarse que los gobernantes

ibéricos en América estaban sujetos al juicio de residencia, consistente en una amplia investigación

pública y judicial sobre su administración, no pudiendo el funcionario abandonar su anterior jurisdicción

hasta tanto no fuera emitido el fallo absolutivo en la residencia. Se impuso como fundamento de la gran

empresa española la evangelización de los nativos, para abrir sus espíritus a la luz del cristianismo, que es

amor, caridad, igualdad y paz entre los hombres."

"BASTA YA DE LEYENDA NEGRA"

"Basta ya de leyenda negra contra España—siguió diciendo el señor Ortiz—que lo dio todo,

absolutamente todo, su espíritu y su carne, por sus colonias. La decadencia española, la material, se

originó con el descubrimiento de las Indias, ya que decadencia espiritual no existió, porque su espíritu

quijotesco, su filosofía cristiana, su generosidad espléndida, corren caudalosas en nuestras venas junto

a la indómita sangre india. España no se enriqueció en América, se arruinó en América. Séame

disculpada esta digresión hecha en honor a la verdad histórica y como un recuerdo de gratitud a la que

es Madre Patria, no en preciosos versos, sino en la realidad de la prosa."—Efe.

 

< Volver