Autor: Carrascal Rodríguez, José María. 
   España no cambia su política en Oriente Medio  :   
 Insiste: retirada israelí de los territorios ocupados a cambio del reconocimiento árabe de Israel. 
 Pueblo.    03/12/1969.  Páginas: 1. Párrafos: 4. 

ESPAÑA NO CAMBIA

SU POLITICA EN ORIENTE MEDIO

INSISTE: Retirada israelí de los territorios ocupados a cambio del reconocimiento árabe de Israel

Naciones Unidas, 3. (Por telex, de nuestro corresponsal, José María CARRASCAL.)

El delegado español ante la Comisión Política Especial, señor Camero, tomó ayer la palabra para referirse

al torna en debate: el de los refugiados palestinos.

Tras señalar el agravamiento del problema —con nuevos refugiados tras la guerra de los seis días— y las

pocas esperanzas que se les da de retornar a sus hogares, eJ señor Camero advirtió que ésta es una

situación dramática y explosiva ante la cual nadie puede mostrarse indiferente. Anunció que el Gobierno

español ha acordado poner a disposición de los servicios que atienden esos eampos cinco mil toneladas de

harina por valor de 700.000 dolaros, con los que la contribución española alcanza casi millón y medio de

dólares entre 1968 y 1989.

Pero Jas medidas puramente humanitarias, siguió el delegado español, con ser importantes, no bastan.

«La médula de este problema se encuentra en la injusticia cometida hace ya casi medio siglo contra un

grupo humano que desde entonces sufre sus consecuencias. Y mientras las razones de aquella injusticia

subsistan, subsistirá también el problema.» Hay, pues, que resolver ¡a crisis de fondo del Oriente Medio,

y ésta sólo puede resolverse según la resolución del Consejo de Seguridad de noviembre de 1967, que

pide la retirada israelí de los territorios ocupados a cambio del reconocimiento árabe de Israel, con una

generosa indemnización a los que perdieron hogar y tierras.

Con ser importantes las medidas españolas anunciadas por el señor Camero, lo fueron aún más los prin-

cipios. La declaración oficial hecha en Madrid por el nuevo Gobierno omitía toda cita a las especiales

relaciones hispano-árabes, lo que había inquietado a estas últimas delegaciones y hecho escribir a varios

comentaristas próximos a Israel que «España se preparaba a cambiar su política en el Oriente Medio».

«Mí país, unido por tantos vínculos de cultura y amistad con los países árabes...».

Comienza uno de los párrafos del delegado español. Fue como un sedante para inquietudes y uní siega de

especulaciones.

 

< Volver