Autor: Baró Quesada, José. 
   La semana política     
 
 ABC.    12/04/1970.  Página: 25. Páginas: 1. Párrafos: 6. 

LA SEMANA POLÍTICA

Entró la política naciona en situaciones de interés, importancia y expectación. Una semana rica en asuntos

que se irán acrecentando. De ellos podemos citar, a título de ejemplo, los que estuvieron centrados en las

Cortes, en la Secretaría General del Movimiento y en el sene del Gobierno, cuya Comisión delegada se

reunió bajo la presidencia del Caudillo para abordar diversos temas económicos de viva actualidad.

La actividad parlamentaria tuvo como eje el caso Matesa y el largo, y a veces apasionado, debate en torno

al proyecto de ley general de Educación. En una de estas jornadas surgió, acalorada, una fuerte polémica,

acerca de un concepto—"las dos Es-pañas"—que, en boca del arzobispo de Zaragoza, doctor Cantero,

promovió inesperadamente un debate de fondo político. De ello informó con precisión Herminio Peres

Fernández a los lectores de ABC.

Sánchez Bella, en una agotadora sesión de más de cuatro horas, expuso las actividades y proyectos de

Información y Turismo y respondió cumplidamente a muchas y muy frondosas premunías de los

procuradores. Se habló otra ves, con este motivo, de la libertad de Prensa, ineludible en un Estado de

Derecho. Fue uno de los coloquios parlamentarios de más enjundia y más claridades.

En el ámbito de la Secretaría General se regularon las facultades normativas de los órganos del

Movimiento y la titularidad de su patrimonio, con unas importantes disposiciones en las que se aludió a

las circunstancias históricas que motivaron, de momento, tiempos atrás, la denominación de Falange

Española Tradicionalista y de las J. O. N. S. Hubo, pues, precisiones interesantes en los decretos refe-

ridos. Al Consejo Nacional será llevado ese vivísimo tema este mismo mes.

El secretario de Estado portugués para la Industria, señor Martins, visitó oficialmente España, con cálidas

palabras de elogio para el pueblo español y la vieja hermandad entre nuestros ¿os países, tan insolayable-

mente unidos por vínculos geográficos y de otros órdenes. Mientras tanto, el ex ministro de Negocios Ex-

tranjeros salazarista, señor Franco Nogueira, vertió en Lisboa conceptos antiibéricos que tuvieron en Es-

paña la natural repercusión. Una excelente crónica de nuestro corresponsal en la capital portuguesa, losé

Salas Guirior, puntualizó con todo detalle tales manifestaciones.

Lopes Bravo, titular de Asuntos Exteriores, partió hacia Washington para proseguir las conversaciones

hispano-norteamericanas. Viaje de Licinio de la Fuente, ministro de Trabajo, por tierras de Galicia. El

secretario general de la Organización Sindical expuso su criterio de que la negociación colectiva debe

Uegar al campo. Nuevos conflictos laborales en algunas provincias y nuevos incidentes universitarios en

Madrid. Los Príncipes Don Juan Carlos y Doña Sofía regresaron de León, donde presidieron diversos

actos oficiales y fueron aclamados por las muchedumbres. José BARO QUESADA.

 

< Volver