1 de octubre en la Plaza de Oriente. 
 Una multitud incalculable en la mayor concentración popular conocida en Madrid     
 
 Madrid.    01/10/1971.  Página: 4. Páginas: 1. Párrafos: 5. 

1 de octubre en la plaza de Oriente

Una multitud incalculable en la mayor concentración popular conocida en Madrid

A las once y media de la mañana, una hora antes de lo convocado, la plaza de Oriente se encontraba llena de gente Más de ciento cincuenta mil personas han permanecido, por tanto, tres horas largas bajo el sol del día primero de octubre frente al Palacio Real. A las once y diez comenzaban a llegar los coches oficiales. Minutos antes había concluido en la basílica de San Francisco el Grande el solemne "tedeum" de acción de gracias con ocasión del aniversario de la jefatura de Franco.

El Príncipe Juan Carlos, de general del Ejército de Tierra., presidió la función religiosa. Estaban presentes, con el vicepresidente, el Gobierno, con las únicas ausencias de Jos ministros López Bravo, Mónreal y Fontana, que se encuentran en Norteamérica. También, el presidente de las Cortes, presidentes de altee Organismos, Cuerpo diplomático, con el ^nuncio de Su Santidad al frente; primeras autoridades de Madrid y otras representaciones.

En Palacio se celebró la tradicional recepción ofrecida por el Jefe del Estado en el salón del Trono.

Desde primeras horas de la madrugada comenzó la llegada de manifestantes a la plaza. Aligún centenar ha pasado allí prácticamente la noche. Seis horas más tarde los más arriesgados copaban árboles y farolas. La circulación de vehículos por todos los accesos a Madrid ha sido intensa desde la misma madrugada.

Las horas puntas pueden situarse entre las nueve y once de la mañana. La plaza de España y la de la Opera han sido los puntos principales de concentración. Pancartas, alguna camisa azul: bocadillos y aire de fiesta. "Esta vez..., porque si." A los autobuses que han copado los aparcamientos de centros tan distantes como el de la plaza, de las Ventas o el estadio Bernabéu, se sumaron a primeras horas de la mañana trenes y Vuelos "charters". Alguno, como el de Mallorca, totalmente gratis, organizado por Spantax.

Mientras continuaba la afluencia por todos sus accesos, Radio Nacional retransmitía música y entrevistas en la misma plaza. Los microbuses transportaban gratuitamente a los viajeros. La cifra de asistentes, a las doce y media de la mañana, es imposible de calcular, pudiéndose afirmar que superó muy ampliamente la registrada en anteriores ocasiones.

A las doce treinta una avioneta escribió en. el cielo, con letras de humo "Franco"; poco después cinco aparatos más cruzaban el délo de la montaña del Principe Pió portando carteles con "slogans" de "¡Arriba España" y "¡El pueblo eon Franco".

 

< Volver