Ni Franco, ni franquismo sin Franco     
 
 F.E.L.N. (Frente Español de Liberación Nacional).     Páginas: 1. Párrafos: 5. 

NI FRANCO, NI FRANQUISMO SIN FRANCO

Agitase de nuevo la charca pestilente del franquismo en plena descomposición;´muévense una y otra vez, en los que buscan salida a la crisis política, económica y pese a las aparencias-financiera, como lo muestra la situación de la balanza exterior creando entelequias que den soluciones al régimen que se desmorona. Agitación estudiada para evitar tempestades que destruyan el tinglado o los tinglados en perspectiva, e imposibiliten la intervención de la nación, en oposición total con los grupos que se agitan.

Tienen algo fundamental en común los que no viven hasta ahora unidos más que por los intereses adquiridos y conservados con Franco: el miedo al pueblo, a los trabajadores y campesinos, a los demócratas .

« Liberales » contra conservadores, partidarios de la desaparición de las formas fascistas de gobierno para acercarse a Europa contra amigos del oscurantismo clerical; terratenientes medievales contra caballeros de industria; « sindicalistas » demagogos y engañabobos contra fuerzas económicas en manos de « Opus Dei ». Lucha de intereses, al margen de la verdadera lucha por la liberación y la independencia nacional.

Si los unos se escudan en lo que de Roma trae relentes de dictadura espiritual y paternalista, los otros esperan, gracias a las piruetas liberales, olvidando pasado reciente, guardar fortunas mal adquiridas, aumentar su poderío en contubernio infame con los capitalistas internacionales dispuestos a dejar de lado las ideologías para agrandar su influencia.

Franco es ya un estorbo para la mayoría; su manera fascista de mandar, de dirigir, de «gobernar» partenece al pasado; por ello, España no se « incorpora » definitivamente al « mundo libre »; Hay, pues, que deshacerse del hombre, conservando las estructuras, las riendas del poder económico, sindical, político; condenado a desaparecer, el « Caudillo » juega al ten con ten contribuyendo con su juego y es natural que así sea la continuidad de su régimen antipopular basado sobre sangre y cieno.

Pretenden entrar en este teje maneje, sin darse cuenta que no serán más que víctimas o rehenes de los triunfadores — si triunfan — algunos distinguidos-elementos de la oposición, señoritos de las ideas, que, unas veces en el exilio otras en España, se gargarizan con un antifranquismo académico y por tanto ineficaz. Así, pasar la frontera en una u otra dirección, con una libertad que nos parece sospechosa, haciendo de correveidiles, pretendiendo que « como en España no hay nada que hacer » cuando tanto hay que construir, vale más contribuir al parto que nos dará mayor libertad de movimiento. Tontos o granujas, pudieran hacer daño en el seno de la oposición intransigente, si esta non denuncia unánimemente los manejos, al igual que lo hacemos nosotros.

Ahora bien: EL FRENTE ESPAÑOL DE LIBERACIÓN NACIONAL piensa que la hora es grave. Si las combinaciones actuales triunfan, el triunfo será una gran desgracia, una enorme derrota para la España democrática, para nuestro pueblo, por que la solución se hará contra nosotros al hacerse sin nuestra participación. Del parto sin dolor no puede salir más que un franquismo sin Franco. Y, sin la participación activa de las fuerzas populares, sin. la intervención del inmenso ejército proletario, sin la ayuda eficaz de todos los demócratas al movimiento obrero, campesino, estudiantil, sin las huelgas económico-políticas, sin las manifestaciones de toda especie, la nueva situación se prolongaría muchos años más.

 

< Volver