Carta de los representantes de los profesores y alumnos del Instituto Superior de Pastoral     
 
 Ya.    18/02/1975.  Páginas: 1. Párrafos: 7. 

Carta de los representantes de los profesores y alumnos del Instituto

Superior de Pastoral.

MADRID. (De nuestra Redacción.)—Los representantes de los profesores y alumnos

del Instituto Superior de Pastoral, de la Universidad Pontificia de Salamanca,

reunidos, en junta estatutaria, han firmado una carta dirigida al arzobispo de

Pamplona ´"como expresión de nuestra postura—dicen— ante algunas de las

cuestiones planteadas por recientes acontecimientos". El texto de la carta, en

sus principales pasajes, dice:

"Con creciente frecuencia., sacerdotes, tanto seculares como religiosos, son

sancionados por la, autoridad gubernativa mediante multas o arrestos personales

sustitutorios, con ocasión del ejercicio del ministerio sacerdotal y, más en

concreto, a causa de las homilías; todo ello sin que haya precedido juicio

alguno por parte de sus obispos.

Conocemos la disconformidad y aun formal protesta de algunos obispos cuando este

modo de proceder ha tenido lugar en su diócesis.

Últimamente, la archidiócesis navarra, que usted sirve y preside como obispo, ha

experimentado un recrudecimiento de estos hechos. Ello está teniendo un eco

importante en la opinión pública del país.

Nosotros, que por encargo de la jerarquía española estamos dedicados a la

reflexión teológica sobre lo que debe ser el ministerio pastoral, y

particularmente el ministerio profetice de la predicación, sentimos una intensa

preocupación y un profundó malestar ante esta situación. Creemos que la libertad

y la gen de la Palabra de Dios—el Dios cristiano de la encarnación y la

liberación redentora de! hombre en medio de sus estructuras—se ven nuevamente

amenazadas con una especia] gravedad."

PROFESOS SANCIONADO Y ENCARCELADO

A continuación, la carta se refiere a la detención en la cárcel de Pamplona por

arresto sustitutorio de 150,000 pesetas de multa impuesta al sacerdote don

Víctor Manuel Arbeloa, profesor del Instituto Superior de Pastoral. Se subraya

el "extraordinario prestigio intelectual, tanto dentro como fuera de España, en

el campo de la investigación histórica" del señor Arbeloa, y se resalta el

sentido pastoral auténtico que preside la actuación de dicho profesor. "En la

situación actual en que se encuentra—termina la carta—nos sentimos unidos a él y

queremos pedirle, querido señor arzobispo, le transmita nuestro testimonio de

solidaridad."

Firman la carta: don Olegario González de Cardedal, decano de la Facultad; don

Juan Martín Velasco; director del Instituto; don Casiano Floristán, catedrático

numerario; don Luis Maldonado, catedrático agregado; don Miguel Benzo,

catedrático agregado; don Jesús Burgalete, profesor contratado; don Julio Lois

Fernández, profesor contratado; don Arturo Pascual, profesar contratado; don

José Ramón Guerero, profesor contratado; don Julio López Sainz de Rozas,

secretario; don Francisco Morales, delegado de alumnos; don José Antonio Alvarez

Cabero, delegado de alumnos; don Martín Carballo Iglesias, delegado de alumnos;

doña Mercedes Gutiérrez Anca, delegado de alumnos.

 

< Volver