Escándalo en la basílica de San Miguel     
 
    Páginas: 1. Párrafos: 14. 

La agencia Europa Press ha distribuido una información según la. cual unas

trescientas personas se encerraron el sábado por la noche, terminada la misa de

las nueve, en la basílica pontificia de San Miguel, de la calle del Sacramento.

El grupo, compuesto en su mayor parte por vecinos del barrio de Moratalaz,

pretendía solidarizarse con su párroco, padre Mariano Gamo, detenido bajo la

acusación de propaganda ilegal. Tras solicitar permiso, expresaron a la

dirección de la basílica su intención dé permanecer allí toda la noche. Más

tarde, unos veinte o veinticinco jóvenes, situados en la puerta del templo,

insultaron y amenazaron a cuantos se encontraban en el interior del recinto

sagrado y también a cuantos salían de él, llegando a la agresión personal contra

ciertos señores, alguno de ellos redactor de Europa Press. AGRESIÓN Y

DESTRUCCION.

Alrededor de las once de la noche—continuamos con la versión de la citada

agencia informativa—, los jóvenes penetraron en la basílica y comenzaron a

destruir bancos y a atacar a los congregados, que no opusieron la menor

resistencia.

Cerca de las once y media, viendo el carácter de violencia por el que discurría

el suceso, los encerrados decidieron abandonar el templo, siendo protegidos por

la Policía de las iras de los jóvenes que les esperaban fuera y que pertenecían,

al parecer, a la llamada Defensa Universitaria.

"LAS GUERRILLAS DE CRISTO REY"

Hasta aquí, la noticia difundida por Europa-Press. Anoche se presentaron en

nuestra redacción unos señores que se identificaron y que dijeron pertenecían al

grupo denominado "Guerrillas de Cristo Rey".

Añadieron que este grupo se responsabilizaba de los actos del sábado en la

balílica de San Miguel y nos entregaron, con ruego de publicación, una nota, que

nos limitamos a transcribir:

"Dirigidas por algunos sacerdotes que siguen las inspiraciones del IDO-C y de

los llamados "grupos proféticos", alrededor de trescientas personas,

pertenecientes a las "comisiones obreras", comunidades de Carabanchel, Móratalaz

y Vallecas, Unión Popular de Mujeres y algunos elementos de la Pude, ocuparon,

en la noche del sábado 13 de diciembre la basílica pontificia de San Miguel,

enclavada en la calle del Sacramento, con ia intención de realizar un acto de

coacción a la jerarquía católica y a la autoridad civil, como uno de los muchos

actos subversivos que se vienen desarrollando en Madrid.

Pretendían la ocupación indefinida del templo, para lo cual iban provistos de

bolsas de alimentos v prendas de abrigo.

A! final de la última misa procedieron al reparto de unas hojas ciclostiladas

que, sin firma, atacaban a la jerarquía, autoridad civil é instituciones.

SE RETIRO EL SANTÍSIMO

En el desarrollo del plan previsto, que comenzó con la lectura en dicha hoja,

los ocupantes utilizaron el micrófono e instalación de altavoces del templo. En

esos momentos, algunos miembros de "las guerrillas de Cristo Rey", que también

se encontraban dentro de la iglesia, soliictaron de los sacerdotes regentes de

la basílica que procedieran inmediatamente a la suspensión de las

manifestaciones políticas dentro del recinto sagrado, solicitud que no fue

atendida, sino que, por el contrario, se les amenazó con llamar a la Policía

gubernativa, pues se consideraba que los actos eran correctos y habían sido

autorizados.

Al comprobar "las guerrillas de Cristo Rey" que su sereno razonamiento no era

tomado en consideración por los ocupantes, y tras conseguir dé los sacerdotes

que fuera retirado el Santísimo, procedieron a desalojar el templo, lo cual

consiguieron en breve tiempo.

Conviene hacer notar que entre los ocupantes se encontraban destacados miembros

del partido comunista, varios sacerdotes impropiamente vestidos y representantes

de cierta prensa, y agencia informativa.

En las conversaciones que se escuchaban mientras se desalojaba el templo era

frecuentemente repetido el deseo de solicitar el apoyo convenido con conocidos

abogados de Madrid."

TELEGRAMA AL ARZOBISPO DE MADRID Y Al NUNCIO

Esta es la nota, entregada en nuestra redacción por algunos miembro de "las

guerrillas de Cristo Rey" con ruego de su publicación. Asimismo nos anunciaron

al envío de sendos telegramas al arzobispo de Madrid y al nuncio de Su Santidad,

cuyo texto dice así: "Ante continuas provocaciones sirviendo consignas políticas

de grupos subversivos en lugares sagrados, hemos intervenido defendiendo

legítima jerarquía y aplicación normas conciliares.—Respetuosamente. Firmado:

Las guerrillas de Cristo Rey."

 

< Volver