Comunicado de la Comisión Permanente del Episcopado. 
 Avanzar hacia la deseada sana colaboración, dentro de una cuidada independencia mutua, Iglesia-Estado     
 
 Informaciones.    10/05/1974.  Página: 7. Páginas: 1. Párrafos: 12. 

COMUNICADO DE LA COMISIÓN PERMANENTE DEL EPISCOPADO

«AVANZAR HACIA LA DESEADA SANA COLABORACIÓN, DENTRO DE UNA CUIDADA INDEPENDENCIA

MUTUA, IGLESIA-ESTADO,)

MADRID, 10. (INFORMACIONES.) —Algunas comisiones episcopales tienen dificultades

en sus relaciones con organismos de la Administración; los obispos están

preocupados por el deterioro de la moralidad pública en revistas, espectáculos y

emisiones de radio y de televisión, e indican a este propósito que «no deberán

juzgarse como logros liberalizadores realidades que tienen mucho más de

alienación y explotación de las pasiones humanas». La Comisión Permanente del

Episcopado, que concluyó ayer sus reuniones en El Escorial, ha hecho público un

comunicado en el que indica esto y añade: «Tras serena reflexión ha sugerido a

las comisiones episcopales correspondientes algunas gestiones en orden a,

orientar al pueblo, agilizar algunos trabajos y avanzar hacia la deseada sana

colaboración, dentro de una cuidada independencia mutua, entre la Iglesia y los

distintos organismos de la Administración.» También revela el comunicado que se

ha enviado a todos los obispos un cuestionario «en relación con un posible

documento sobre la reconciliación en nuestra sociedad españolas.

El comunicado dice en sus puntos principales:

LA RECONCILIACIÓN

«La primera comisión en informar ha sido la que viene siendo llamada de "los

ocho", o de la reconciliación, que ha celebrado dos reuniones, el 21 de febrero

y el 6 de mayo. Los cinco prelados de la misma, miembros de la Permanente —

cardenales de Madrid y Toledo, arzobispo de Grado y obispos de Córdoba 3 Cádiz

Ceuta—, informaron sobre su trabajo y destacaron la fraterna cordialidad con que

fueron abordados en dicha comisión los diversos asuntos en que se manifiestan

divisiones en la comunidad cristiana española en sus distintos niveles,

analizando sus causas y buscando soluciones en un cuma de grande confiama y

plena libertad. Se han presentado a la Permanente algunas sugerencias prácticas

en orden a avanzar por el camino de la reconciliación, tanto al enfocar

determinados problemas especialmente delicados y conflictivos intra o

extraeclesiales como sobre la conveniencia de modificar algunos procedimientos

vigentes dentro del Episcopado, por reglamentos o por costumbre, en la

constitución de comisiones episcopales, formación de ponencias de trabajo, etc.

La comisión permanente ha hecho suyas algunas de las sugerencias, que, tras la

conveniente elaboración, serán presentadas, en su día, a la asamblea plenaria;

felicitó & la dicha comisión de la reconciliación por su labor y le pidió que

siga trabajando en la misma linea que hasta aquí.

Las demás comisiones episcopales informaron de sus respectivos trabajos por

espacio de día y medio. Los informes fueron seguidos con especial interés, en el

deseo de conseguir la mejor coordinación de todas las comisiones para una labor

pastoral bien conjuntada a nivel nacional y para determinar los límites de

acción o el reparto de trabajo entre aquellas comisiones que tienen problemas

comunes o fronterizos.

Deben destacarse en este apartado tres puntos, que han merecido especial interés

de los obispos:

1- Las dificultades que algunas comisiones episcopales encuentran para el debido

cumplimiento de su misión en las relaciones que mantienen ordinariamente, y en

algunos casos por disposiciones de normas legales vigentes, con organismos de la

Administración pública, dificultades que se vienen dando especialmente en

asuntos correspondientes a misiones, enseñanza, medios de comunicación social,

asuntos económicos y jurídicos, seminarios...

2- El confusionismo que se observa en algunas publicaciones, tanto en revistas

como en libros, sobre puntos graves de fe y de moral, incluso por la

publicación, en algunas editoriales dedicadas a temas religiosos, de obras

traducidas, a pesar de que fueron reprobadas en su día por los Episcopados de

los paises en que fueron publicadas originalmente.

DETERIORO DE LA MORAL PUBLICA

3- El evidente deteriora de la moralidad pública en revistas, cines, teatros y

emisiones de radio y de televisión, con daño grande para el bien común

moral y religioso de nuestro pueblo, y con riesgo de que aparezcan como logros

liberalizadores realidades que tienen mucho más de alienación y en las que

entran en juego intereses de una organizada explotación comercial de las

pasiones humanas.

La Comisión Permanente, teas serena reflexión, ha sugerido a las comisiones

episcopales correspondientes algunas gestiones, en orden a orientar al pueblo,

agilizar algunos trabajos y avanzar hacia la deseada sana colaboración, dentro

de una cuidada independencia mutua, entre la Iglesia y tos distintos organismos

de la Administración.

PRÓXIMA ASAMBLEA PLENARIA: LOS SEMINARIOS

La próxima asamblea plenaria del Episcopado sé celebrará del 17 al 22 de junio y

tendrá carácter extraordinario. Su tema central serán nuestros seminarias.

El obispo secretario ha presentado distintos temas relacionados con la

reorganización de las comisiones episcopales y la reestructuración de la

Gerencia Administrativa de ios bienes Sel Episcopado. Ambos temas quedan sobre

la mesa para ulterior estudio.

HACIA UN DOCUMENTO SOBRE LA RECONCILIACIÓN EN ESPAÑA Ha sido aprobada la

propuesta del mismo obispo secretario, según acuerdo de anteriores reuniones, de

enviar a todos los obispos un amplio cuestionarlo en relación con un posible

documento sobre la reconciliación en nuestra comunidad española, en línea con

las consignas de Pablo VI para el Año Santo. Dicho cuestionarlo es un primer

apunte para la elección de temas y para orientación en su debido enfoque. El

documento previsto podría ser publicado a lo largo de 1975, en que ee prolongará

el Año Santo en Roma, después de celebrarse en 1974 a nivel de las Iglesias

locales.»

 

< Volver