Autor: VARELA. 
   La Comisión de los Nueve, en entredicho     
 
 El Alcázar.    11/01/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 2. 

la balanza

LA "COMISIÓN DE LOS 9", EN ENTREDICHO

La manoletina que Adolfo Suárez acaba de dar a la "Comisión de los 9 merece cuando menos una oreja. Efectivamente, la autotitulada oposición democrática no irá sola a negociar con el Presidente del Gobierno. Le acompañan el mismo día, aunque sea por separado, respresentantes de Alianza Popular y del Partido Socialista Democrático. Está claro que el Gobierno —Adolfo Suárez, porque se asegura que la decisión fue personal— ha vuelto a ganar la iniciativa a lo que se conoce como oposición beligerante.

Si a los miembros del POD —Plataforma de Organismos Democráticos— le ha costado trabajo llegar a la creación de una comisión, "la comisión de los 9", y una subcomisión, la "comisión de los 4" —Felipe González, Canneyas, Jaurequí y Satrusteguí— y una subcomisión de la subcomisión, la "comisión técnica para la ley electoral", le va a costar mucho menos tiempo disolverse.

El trabajo —sudor, berrinches y lágrimas— de varios meses lo ha hecho añicos en unas horas la decisión que adoptó ayer el Presidente del Gobierno: que vengan los de la "comisión de los 9", pero sin vedetismos, para demostrarlo a la clase política, que vengan también los socialistas democráticos y Alianza Popular. Está decisión, como una varita mágica, ha transformado, de una manera sustancial, el variopinto panorama político español, por cuanto el Gobierno se despega definitivamente de la presión de la hasta hace poco denominada oposición democrática. Porque sitúa a estas fuerzas políticas que daban la impresión de que se iban a llevar de calle las elecciones en su justa medida. Porque demuestra que el Gobierno está dispuesto a llevar adelante su plan de reforma sin intimidaciones. Y porque no se le concede al grupo más valor que el que realmente tiene: muy poco.

Atención, porque la medida adoptada por el Presidente del Gobierno es el preludio de una vasta operación política montada desde el Ejecutivo que puede cambiar en menos de un mes la estrategia electoral —alianzas y escisiones— de los grupos políticos en liza. Ayer, Adolfo Suárez, ha dado un paso político de trancendental importancia de cara a las elecciones generales. Ha dado el pistoletazo que pone en marcha la carrera, la cuenta atrás. Y si hace unos días el resultado de la pugna entre el. Presidente del Gobierno y la oposición era mínimamente favorable para el Ejecutivo, hoy puede decirse sin ningún rubor: Adolfo Suárez, 5 —Comisión de los nueve, O.

VÁRELA

EL ALCÁZAR

 

< Volver