Autor: Idoyaga, Juan Manuel (Periodista; Diario 16 (Bilbao)). 
 Roberto Lerchundi analiza el congreso de los comunistas catalanes. 
 Las nuevas tesis del PSUC no afectarán a Euskadi     
 
 Diario 16.    12/01/1981.  Páginas: 1. Párrafos: 10. 

Roberto Lerchundi analiza el congreso de los comunistas catalanes

Las nuevas tesis del PSUC no afectarán a Euskadi

El secretario general del Partido Comunista de Euskadi, Roberto Lerchundi, rechaza la posibilidad de que

las conclusiones en contra del eurocomunismo vaya a afectar a los comunistas vascos que inician su IV

Congreso el día 23 de este mes, en el curso de unas declaraciones para DIARIO L6.

Bilbao: Juan Manuel IDOYAGA, corresponsal

El secretario general del PC de Euskadi, Roberto Lerchundi, volvió a Bilbao, procedente de Barcelona,

con la imagen viva de haber asistido a un congreso exquisito en su desarrollo democrático, pero

descalabrado y contradictorio en sus análisis y resultados finales.

Recogió, también, la experiencia de un fracaso personal de los ejecutivos catalanes salientes y se

encuentra, ahora, profundamente preocupado por el tema que, según algunos, podría reproducirse en el

próximo congreso del PC de Euskadi, que se inicia el próximo día 23.

Lerchundi no duda, al señalar, que «el congreso del PSUC es un paso atrás». «Es una vuelta a posiciones

dogmáticas, a la política de bloques, al vaciamiento estratégico de la política del socialismo en libertad y

de la independencia política.»

«No desconozco la influencia de la crisis económica, del malestar de amplios sectores sobre la forma en

que se ha desarrollado la democracia, e incluso, la voluntad de diferenciación respecto al PC de España y

Santiago Carrillo», añadió el líder comunista vasco, «pero esto se utiliza más como justificación que

como objetivo del congreso que, paradójicamente, ha pasado a uña de caballo sobre estos temas».

Al analizar estos resultados, insiste en que «en Euskadi los problemas existen también, pero estoy

plenamente convencido de que el PCEEPK en su próximo congreso va a reafirmar el eurocomunismo y

va a desarrollar plenamente sus contenidos, a la vez que será también un congreso escrupulosamente

democrático, como, de justicia es reconocerlo, ha sido el del PSUC».

El tema de EE y el PCE, su posible fusión, ha saltado sobre la mesa de la entrevista espontáneamente,

pero enseguida se advierte que el asunto requiere una delicadeza especial.

«Hay contactos y relaciones tanto de carácter político, en la práctica, como de mayor conocimiento

mutuo. Se trata de que cada cual sepa con claridad dónde se encuentra, cuáles son sus objetivos, cómo

entiende la realidad de Euskadi y las perspectivas de la izquierda. Ese es, hoy por hoy, el único

significado de nuestros contactos.»

La esperanza de Lerchundi se centra ahora en su próximo IV Congreso. Califica de esquemática cualquier

interpretación de que haya, en el seno de su partido, dos sectores definidos, de carácter tradicional y

nacionalista. «Hay opiniones políticas de carácter diferente, pero no existen corrientes cristalizadas entre

tradicionalistas y renovadores.»

«Estoy convencido de que nuestro congreso, que se celebrará en Lejona, con una gran transparencia

democrática, abierto totalmente a la prensa, va a reafirmar el eurocomunismo y sus contenidos básicos, va

a ofrecer una clara alternativa en la política nacional vasca, y en las perspectivas de la unidad de la

izquierda, va a ser un congreso, en sus resultados, muy diferente al del PSUC.»

 

< Volver