En la confrontación electoral. 
 Recoger la rentabilidad política de una larga paz, objetivo de la gran coalición     
 
 ABC.    21/09/1976.  Páginas: 1. Párrafos: 5. 

ABC. MARTES 21 DE SEPTIEMBRE DE 1976

EN LA CONFRONTACIÓN ELECTORAL RECOGER LA RENTABILIDAD POLÍTICA

DE UNA LARGA PAZ, OBJETIVO DE LA

GRAN COALICIÓN

Recoger en la confrontación electoral la rentabilidad política del franquismo en los muchos millones de

españoles que han vivido en paz y se han beneficiado de un desatollo económico sin precedentes en la

historia de España, puede ser la idea base de la coordinación que buscan los señores Fraga, López Rodó,

Silva, Martínez Esteruelas y Fernández de la Mora, entre otros. Algunos de ellos han hablado ya

directamente; otros, a través de algunos de sus hombres. Frente a una oposición que pide la ruptura y el

derribo de toda la situación anterior, para, comenzar una aventura desde cero, y que hasta ahora no ha

sido concretada en planes o alternativas de gobierno, lo que puede ofrecer, los ex ministros más eficaces

del régimen de Franco pretenden, al parecer, llenar el vacío que en los últimos meses se ha creado para

aquella mayoría de españoles, según informa Logos.

Mientras el señor Fraga recorre con una actividad muy intensa Cataluña y Levante, y afirma a un

periódico de la tarde de Madrid que próximamente podrá comentar el anuncio que se está haciendo de que

ha pactado la organización de un gran partido conservador, el señor Martínez Esteruelas, presidente de U.

D. P. E., afirma en Pontevedra que dentro de pocos días se podrá llegar a una coordinación de estos

grupos.

«Nuestras futuras alianzas no deben tener límites ni por la derecha ni por la izquierda, pero nada de

extremos», dijo Fraga Iribarne en una reunión con miembros de Reforma Democrática en Valencia.

El Gobierno se muestra por ahora al margen de los intentos de esta «coordinadora», que, según ha dicho

el señor Martínez Esteruelas en Pontevedra, no desembocará en un solo partido, pero sí, probablemente,

en una Federación. Algunos miembros del Gobierno, que originariamente militaron en las filas de U. D.

E. (señor Silva), parecen más inclinados a fomentar una agrupación más a la izquierda, en la que podrían

integrarse algunos miembros de Tácito, de la Democracia Cristiana avanzada y alguna escisión de U. D.

E. Es muy posible que se intentara con estos grupos lanzar un puente hacia la izquierda democrática del

señor Ruiz-Giménez. y hacia el Partido Popular, que, hasta ahora, han estado del otro lado de la línea que

divide sistema y oposición. En las filas de ésta empieza a hacerse muy difícil la coordinación de posturas

entre los elementos más moderados de la Democracia Cristiana y el Partido Comunista, que, al quedar

fuera de la confrontación electoral, pretende llevar a sus aliados de Coordinación Democrática a una

ruptura definitiva para no participar en el único camino legal, en el próximo futuro, para la lucha política:

las elecciones.

Por su parte, el ex ministro don Pío Cabanillas, del que se creyó que formaría en el grupo del señor Fraga

con él cual fue subsecretario de Información y Turismo—. o con el Partido Popular, pretende crear su

propia agrupación: el Partido Popular Independiente (P. P. I.).

 

< Volver