España necesita un acuerdo comercial más equilibrado con Estados Unidos  :   
 Discurso del ministro de Comercio en el almuerzo que le ofreció la Cámara Americana de Madrid. 
 Madrid.    19/12/1969.  Páginas: 1. Párrafos: 5. 

ESPAÑA NECESITA UN ACUERDO COMERCIAL MAS EQUILIBRADO CON ESTADOS

UNIDOS

Discurso del ministro de Comercio en el almuerzo que le ofreció la Cámara Americana en Madrid

"Los Estados Unidos han alcanzado el primer puesto entre los países suministradores de mercancias a

España y el mercado norteamericano se ha puesto también a la cabeza de todos los mercados

importadores y, por tanto, consumidores de productos españoles", dijo el ministro de Comercio, don

Enrique Fontana Codina, durante el discurso pronunciado ayer a los postres del almuerzo que le ofreció la

Cámara Americana de Comercio en nuestra ciudad. Y añadió: "Todos nosotros nos felicitamos de que

ello haya sido posible, pero, sin embargo, dentro de una posición realista no se nos puede ocultar que se

planteen hoy en día preocupaciones, sobre todo para la parte española, en el sentido de que esta situación

puede no solamente continuar, sino incluso seguir desarrollándose en la misma forma en que lo ha venido

haciendo desde que en julio de 1959 nuestro país inició el camino de la liberalización de su comercio

exterior.

"

El señor Fontana Codina, se refirió a la política comercial exterior que, como la interior, han de responder

a la línea fundamental de la política económica seguida por el Gobierno de acuerdo con las directrices del

Plan de Desarrollo. Y al aludir al espíritu de liberalización de los intercambios comerciales, recordó que

ello ha conducido a España a una situación que, en la actualidad—o finales de año—, se traduce en una

importación de cerca de 4.250 millones de dólares de productos extranjeros contra una exportación de

alrededor de 1.850 millones de dólares de productos españoles. Penetrando más hondamente en el terreno

de la importación, el ministro de Comercio dijo: "Es claro que una política de importaciones, por acertada

que sea, no induce por sí sola a la modificación de las estructuras productivas y que el equilibrio de

nuestra balanza de pagos está dependiendo, y ya a depender de manera creciente en el futuro, de que se

modernicen de forma dinámica nuestros sectores agrícolas e industriales."

El papel de la importación en la economía

"Poco es lo que puede esperarse de una política comercial de importación por sí sola —añadió—; pero

mucho de su cooperación como pieza más de una política económica coherente y unitaria. Para nadie es

un secreto que tras la espectacular expansión de nuestra producción de automóviles o de artículos

electrodomésticos, incluso tras las amplísimas realizaciones en el sector de viviendas, están las

importaciones de esas materias primas, cuya escasez hubiera hecho imposible alcanzar esos niveles de

producción o de determinación de viviendas. Es igualmente evidente que las fuertes importaciones de

alimentos impuestas por la necesidad de atender el déficit correspondiente han evitado la vertiginosa

subida de los precios que, en otro caso, se hubieran registrado. En definitiva, dentro del marco de la

política general orientada a resolver decididamente los problemas estructurales de la agricultura y la

industria, la política comercial ha de desempeñar un papel condicional importante, pero siempre como

pieza integrada en un conjunto de medidas amplias, ambiciosas y coherentes."

Se refirió a continuación el ministro a las exportaciones "que en un país—dijo—constituyen un reflejo de

su estructura productiva, ya que son la prueba definitiva y concluyente de la eficacia del sistema". Señaló

también que el ministerio de Comercio había ya iniciado un proceso de ordenación de determinados

sectores, sin perjuicio de atender al perfeccionamiento del marco, dentro del que se desarrolla nuestra

actividad exportadora—desgravación fiscal, crédito y seguro de crédito a la exportación, regímenes

arancelarias, etc.—. "Nuestra política de fomento de las exportaciones—precisó—continuará por este

camino con firmeza y en estrecha colaboración con los miniterios de Agricultura e Industria y con la

Organización Sindical."

 

< Volver