Autor: Collado, Ángel. 
 ABC Reportaje. 
 Felipe González: el Referéndum es más importante que unas elecciones generales  :   
 Centró su último esfuerzo en pedir el Sí a la izquierda. 
 ABC.    11/03/1986.  Página: 54. Páginas: 1. Párrafos: 10. 

54 / ABC

ABC REPORTAJE

MARTES 11-3-86

Felipe González: «El referéndum es más importante que unas elecciones generales»

Centró su último esfuerzo en pedir el «sí» a la izquierda

Madrid. Ángel Collado

Felipe González pidió un «sí» clamoroso en el referéndum para que «España mantenga su participación en el proyecto de paz y seguridad de Europa sin lo que no es posible el progreso y la libertad», en el mitin de cierre de campaña celebrado anoche por el PSOE en el Palacio de Deportes de Madrid. El presidente del Gobierno dijo que la consulta era más importante que unas elecciones generales y expresó su confianza en que los ugetistas irán a votar «sí», «conscientes de lo que se juega, no el partido, sino España».

En su intervención ante unos cinco mil simpatizantes socialistas que casi llenaban el palacio, el secretario general del PSOE no aportó ningún argumento nuevo a los que ha prodigado insistentemente en los medios de comunicación durante los días, de la campaña y tampoco dejó ver en ningún momento que tuviera la seguridad de ganar la consulta. Empleó la mayor parte de su intervención en descalificar los razonamientos en favor del «no», «opción que solo conduce a la incerti-dtimbre». Una vez más, aseguró que si pierde el referéndum «haré caso y aplicaré las consecuencias, soy un demócrata y, por tanto, acepto la democracia». Estaban presentes en el acto, además de la esposa del presidente del Gobierno, Carmen Romero, el presidente de la Comunidad de Madrid, Joaquín Leguina, el ministro de Asuntos Exteriores, Francisco Fernández Ordoñez, el ex ministro Enrique Barón y (a dirigente del partido, Elena Flores.

El alcalde de Madrid, Juan Barranco, tuvo una breve intervención en la que se quejó de la manipulación de la figura de Tierno que hacen los grupos anti-OTAN para pedir el «no». «Que dejen en paz a nuestros muertos -dijo- los que nunca estuvieron con él». Barranco sostuvo que estar en al OTAN es la única manera de negociar el cierre de la base de Torrejón, «algo muy importante para los madrileños».

González, que fue presentado por el alcalde de Madrid como ejemplo de ética y honestidad, defendió la OTAN como una parte indisoluble del proyecto de. unidad europea. «Nunca más el aislamiento», proclamó en varias ocasiones cuando criticaba el «no» que supone «romper con Europa en su política de

paz y quedar exclusivamente vinculado a Estados Unidos».

En contra de lo habitual en sus últimas comparecencias públicas, el presidente del Gobierno no criticó, ni siquiera citó, la postura abstencionista defendida por Coalición Popular. Volcado en su discurso europeísta y en contra de los que piden la salida de ta Alianza Atlántica hizo alusiones directas al Partido Comunista y su lema de campaña «Dejaznos en paz». «Nosotros -dijo González- queremos ta paz, no que nos dejen en paz. Eso es del siglo XIX».

Agradecimientos

El primer agradecimiento lo tuvo para «los que han tenido ei valor cívico» de defender el "sí" sin tener nada que ver con el partido y «han sufrido criticas sectarias» por ese motivo. El secretario general del PSOE comentó que muchos dirigentes políticos europeos se habían ofrecido a apoyar su campaña, además de «un jefe de Estado hispanoamericano» que Je había llamado recientemente para decirte «tenemos que ganar». Especialmente orgulloso de sus adhesiones internacionales, llegó a decir que «estamos con la inmensa mayoría de los demócratas de Europa y de Iberoamérica».

Según Felipe González, los que defienden el «no» -«algunos son amigos»- se muestran incapaces de decir cómo se gestiona su posición. Sobre los «amigos de) alma» decididos a no seguir sus consejos el día 12, dijo que confiaba en hacerles cambiar de opinión, aunque fuera después de la consulta y demostrales que él lucha por la paz y no con los que ahora se relacionan.

La barca de remos del «no»

El ejemplo que puso el máximo dirigente del PSOE para explicar la salida de la OTAN fue dramático: Abandonar la Alianza es dejar un trasatlántico para disponerse a navegar en una barca de remos. En el capítulo de alabanzas a la labor del Ejecutivo, señaló el Ingreso en la Comunidad Económica Europea.

«Este Gobierno ha llevado al más alto grado el prestigio de España en el mundo». Añadió que nuestro país «no dará la espalda a la paz y la seguridad de Europa».

Las apelaciones a la solidaridad con el resto de los países occidentales del continente fue constante durante todo el mitin. Fue sarcástico al comentar la intervención de tos ex generales de Ja OTAN en la campaña de los anti-OTAN. «Imagínense que el PSOE hubiera traído a tos generales europeos favorables a que España esté en la Alianza». Sobre el ex militar del Ejército italiano ahora en el movimiento pacifista, recordó que en su país le conocen como «el general soviético», mientras que el portugués

Rosa Coutiño que pide que España abandone la OTAN cuando no ha propuesto que lo haga Portugal. En la referencia a los comunistas, «quienes tienen pocos diputados y muchos problemas», dijo que si tuvieran veinte parlamentarios como hace cinco años dirían como entonces «que no se pueden romper los equilibrios internacionales».

Cambiar de presidente del Gobierno

Felipe González afirmó que algunos quieren aprovechar la consulta para cambiar de presidente de Gobierno, lo que admitió como posible, pero añadió que «no se puede cambiar de camino fácilmente» cuando se cuenta con el apoyo de millones de personas. También a «los amigos» dispuestos a votar «no» les pidió que reflexionasen, por lo que supondría de «ruptura con un proyecto político elaborado seriamente».

 

< Volver