La semana política     
 
 Informaciones.    01/07/1972.  Página: 2. Páginas: 1. Párrafos: 5. 

EN el verano de 1970 fallecía el capitán general Muñoz Grandes; en el verano de 1971, él capitán general Alonso Vega; ahora, en este verano de 1972, ha muerto el teniente general García Valiño, uno de los hombres claves en la guerra civil y la política y la milicia de los últimos treinta y tres años.

El Principe de España festejó en Estoril su onomática y la de su padre el conde de Barcelona. Bastantes españoles se desplazaron hasta «Villa Giralda». El conde de Barcelona, en sus palabras a los presentes, dijo, entre otras cosas: «... Claramente se percibí que cada día es más extenso el sector nacional que desea y solicita no tanto una modificación de las leyes políticas como la autentificaron de las mismas, paira que pueda llegar a ser una realidad la intervención de todos los españoles en la vida pública de su país (...). También percibo honda preocupación ante los problemas internacionales, pues todos los españoles aspiran justamente a que España ocupe en la Europa renovada, el lugar que le corresponde por su personalidad, histórica y por las realidades económicas y sociales de su vida presente...»

Otras palabras de relieve han sido las del profesor Lasuén (decano de Económicas en la Autónoma), quien afirmó: «España, al igual que Japón, tiene muchas posibilidades de recuperar su puesto entre las naciones desarrolladas del mundo, siempre que se den en los próximos años ciertos comportamientos sociales internos y estímulos exteriores suficientes. Si España se equivoca otra vea, se consolidará un retraso como en el siglo XIX. Y esto nos costará, costará a las generaciones futuras, otros cincuenta años de sacrificios (...). A partir de 1960, el crecimiento es muy rápido y España logra un avance muy importante, que ha llegado hasta ahora, Sin embargo, este crecimiento no es obra de los Planes de Desarrollo, sino que obedece a condicionamientos exteriores. El despegue nos ha llegado arropado desde fuera. Porque nos ha favorecido que el eje europeo haya descendido hacia el Sur, motivado por el «telón de acero», el «boom» europeo, la «paz americana» y las transferencias tecnológicas que llevan consigo las empresas multinacionales» (...). «Tanto si entramos en la Comunidad Económica Europea, como si quedamos fuera, el país necesita un desarrollo político que se puede basar en nuestras Leyes Fundamentales, puesto que el porvenir económico de España depende del desarrollo político instituido.»

La calma parece haber vuelto al Centro de Estudios de Problemas Contemporáneos, presidido hasta hace unos días por don Antonio Gavilanes. La Junta general extraordinaria del Centro ha rechazado la adscripción «centro-derechista» propuesta por el señor Gavilanes. La Junta ña aceptado, en cambio, que el Centro sea presidido por un triunvirato que integran los señores Bailarín Marcial, Gavilanes y Reguera Guajardo.

Los precedentes de atentadas terroristas en Pamplona han tenido solución de continuidad en los últimos días. A la dinamita ha sido volado un busto del general Sanjurjo y el automóvil del secretario general accidental del Gobierno Civil. La segunda bomba era de gran potencia (estalló frente al Gobierno Civil) y originó heridas leves a algunas personas. Estos nuevos actos de violencia han suscitado repulsa general.

 

< Volver