Autor: Sebastián Bueno, Pablo. 
 ABC en Bruselas. 
 Argelia apoya la tesis de la autodeterminación del Sahara  :   
 Rompe su silencio y desea intervenir en la audiencia oral que celebrará el Tribunal de La Haya el próximo día 12. 
 ABC.    03/05/1975.  Página: 7. Páginas: 1. Párrafos: 5. 

A B C EN BRUSELAS

ARGELIA APOYA LA TESIS DE LA AUTODETERMINACIÓN DEL SAHARA

Rompe su silencio y desea intervenir en la audiencia oral que celebrará el Tribunal de La Haya el

próximo día 12

Bruselas, 2. (Servicio especial, por télex.) ¿Enfrentamiento abierto entre Argelia y Marruecos a propósito

del Sahara español? La interrogante tomó altura hoy en la capital belga, centro diplomático, de un

«fuego» cruzado que va desde París a La Haya y que parece desvetar el misterioso silencio del Gobierno

de Argel en el momento de la convocatoria de documentos sobre el Sahara español, pedida por el

Tribunal Internacional de La Haya para la emisión de un dictamen consultivo al respecto. En La Haya se

asegura hoy que Argelia habría presentado —al parecer, fuera del plazo formal, que se cerró el pasado día

27 de marzo— una carta o informe en el Tribunal Internacional de Justicia en la que se defiende la

autodeterminación e independencia del Sahara, apoyándose en los últimos Acuerdos de la Liga Árabe

contra el anexionismo territorial, y, en definitiva, defendiendo las tesis españolas.

En el Tribunal, como de costumbre, nadie quiere confirmar formalmente la existencia de dicho

documento y si ha sido aceptado o no por la Corte —a causa del retraso—. No obstante, el hecho se da

por totalmente cierto en los medios diplomáticos de La Haya y de Bruselas, donde se añade que Argelia

se ha reservado, también, el derecho de intervenir en la sesión o audiencia oral que el Tribunal de La

Haya celebrará el próximo día 12 de los corrientes para decidir si acepta o rechaza la presencia en sus

«filas» de dos jueces «ad hoc», solicitados por Marruecos y Mauritania.

No hace muchas horas que el Rey Hassan II, de Marruecos, ha hecho unas declaraciones a una emisora

francesa —ante la visita del presidente Giscard d´Estaing a Rabat— en las que se declaraba partidario de

una «vietnamización» del Sahara español en favor de su país, naturalmente. La noticia llegó pronto a

Bruselas, porque son las Embajadas marroquí y mauritana, de esta ciudad, las encargadas de llevar desde

aquí la cuestión del Sahara español en la Corte de La Haya, así como el revoloteo político y diplomático

que, en torno a este tema, surja en Europa. También se presentó, con urgencia, en la capital belga, la

información sobre la ofensiva diplomática argelina en La Haya, que se completa, por otra parte, con el

anuncio de que Argel ha invitado a la Delegación de la O. N. U. —que debe visitar el Sahara— a pasar

unos días en su territorio y unas horas en compañía de sus expertos en la cuestión.

En definitiva, Argelia parece dispuesta a entrar en el juego y no al lado de la intransigencia marroquí, sino

más bien de las resoluciones de las Naciones Unidas en pro de la descolonización y autodeterminación

del Sahara español u occidental, lo que para esta nación, que está considerada como la cabeza política del

Norte de África y líder del Tercer Mundo, se justifica también porque coincide con las líneas maestras de

la defensa e inmovilidad de fronteras de los trabajos de la Liga Árabe.

Los observadores políticos coinciden en que la acción de Argelia, en la diplomada internacional, tendrá

un peso importante a la hora de dar una puesta en marcha definitiva o final a la descolonización del

Sahara y, se cree, que Mauritania podría, eventualmente, acercarse a la postura argelina. Los días

venideros y, sobre todo, la audiencia pública del próximo día 12 en La Haya son fechas claves para el

futuro de esta cuestión, que comienza a ocupar, con periodicidad, amplios espacios de los medios

informativos europeos.—Pablo SEBASTIAN.

 

< Volver