Con la deserción de Halihenna Rachid a Marruecos. 
 Sahara: el PUNS se desmorona     
 
 Informaciones.    20/05/1975.  Página: 5. Páginas: 1. Párrafos: 18. 

ESPAÑA

CON LA DESERCIÓN DE HALIHENNA RACHID A MARRUECOS

SAHARA: EL P. U. N. S. SE DESMORONA

EL AAIUN,20. (INFORMACIONES y resumen de agencias.)

EL Partido de Unión Nacional Saharahui (P.U.N.S.) ha cambiado sorprendentemente de actitud. El líder

de este partido, señor HaliHenna Rachid, que había proclamado desde la creación del P.U.N.S. su

programa de independencia y su repulsa a la anexión del territorio a Marruecos, Argelia o Mauritania, se

ha pasado a Marruecos (ver INFORMACIQNES de ayer) y ha expresado su adhesión a la Corona alauita

y el carácter, a su juicio, marroquí del Sahara.

Según han declarado a Pyresa observadores políticos en esta capital, la nueva actitud de Jalihenna sólo

podría justificarse pensando que el P.U.N.S. se ha visto desbordado en todo el territorio por el Frente

Polisario. Líder muy inteligente y hombre demasiado teórico Halihenna jamás había conseguido una

profunda adhesión popular, que en los últimos tiempos prácticamente no existía.

Al parecer, el dirigente del P.U.N.S. se ha llevado la caja fuerte con los fondos del partido (único legal

hasta ahora en el Sahara).

REACCIONES

Los dirigentes del Partido de la Unión saharaui (P.U.N.S.) han confirmado la deserción de su jefe

supremo, Halihenna. Su huida el pasado jueves a Rabat constituye para los miembros de este partido

saharaui una grave ofensa, que desean exponer oficialmente a las autoridades españolas. El líder

«punsista» ha dicho en Marruecos que España no había permitido libremente las manifestaciones, cuando

todos sabemos que desde el pasado lunes, que llegó al Sahara la misión, las demostraciones de los parti-

dos Frente Polisario y P.U.N.S. han ocupado las calles de El Aaiún, Villa Cisneros y de aquellas ciudades

del interior visitadas por el embajador Simón Ake, el señor Pissvha y la señorita Marta Jiménez.

Mohamed Aamin, jefe del P.U.N.S. de la región sur, acompañado de otros dirigentes del partido, visitó

ayer mañana al delegado del Gobierno, teniente coronel Enrique Ballenilla, para expresarle

personalmente su postura totalmente en desacuerdo con la actitud del señor Halihenna y el deseo de

cursar un telegrama en este sentido al gobernador general del Sahara.

Por su parte, la Yema´a ha hecho constar en acta, en nombre de la población de Villa Cisneros, su

condena por este hecho y se propone hoy comunicar al delegado gubernativo su repulsa por la decisión

del líder del P.U.N.S. de ponerse a disposición del Gobierno marroquí. En los medios políticos del

territorio, la noticia ha causado gran impresión. Hay una coincidencia total de criterios que censuran este

hecho, no esperado por los otros partidos saharauis. Aunque sin confirmar oficialmente, corre el rumor de

que la cantidad que llevó consigo en su huida se elevaba a seis millones de pesetas. Con la salida de

Halihenna. el movimiento de los dos partidos más poderosos del Sahara —el P.U.N.S. y el F. Polisario—

tendrán que adoptar nuevas tácticas ante la opinión pública si se confirma que el líder del P.U.N.S. actuó

deliberadamente de freno ante su grupo para evitar que saliera a la calle en las manifestaciones en El

Aaiún. Como se sabe, ni una sola bandera de su partido se vio durante las cuatro jornadas que permaneció

la O. N. U. en la capital saharaui. Recuerdo -dice el enviado especial de Cifra— sus palabras durante

nuestra conversación el pasado lunes. Halihenna me dijo: «No hemos querido hacer acto de presencia

para evitar dificultades a los señores de la O. N. U.» Dada su reciente actitud, cabria pensar que su

postura entonces respondía a un plan preconcebido. Halihenna se ha retirado de la escena política horas

antes de que la misión de la O.N.U. abandone el territorio saha-riano. Las consecuencias inmediatas son

de repulsa por su actitud. Las mediatas pueden estar orientadas a reforzar esta organización con nuevos

líderes, reforzando sus posiciones sin freno, o bien producirse una desmembración paulatina, actuando

como grupos aislados frente al poderoso F. Polisario, que actúa con decisión y que ha recorrido de Norte

a Sur tras la O. N. U. todo el territorio para ondear sus banderas junto a las jaimas y las guarniciones

visitadas en su «LandRover», acompañados de mujeres y niños.

El F. Polisario también se ha mostrado opuesto a la actitud del líder «punsista» criticando su actitud ante

la causa común de mantener al margen a cualquier país extranjero y concretamente a Marruecos. Un

nuevo incidente se ha producido que guarda relación directa con la posible desmantelación del P.U.N.S.

El almacén de un comerciante de Villa Cisneros ha sido incendiado. Ahamed Mohamed Labi se

lamentaba ayer de su infortunio mientras esperaba la salida del embajador Simón Ake de la residencia

Carrero Blanco. Otro comerciante ha sufrido también un ataque a su establecimiento. Ambos eran anti-

guos miembros del P.U.N.S, que recientemente se habían afiliado al F. Polisario. Anteanoche se

concentraron mil quinientos afiliados al F. Polisario junto a la nueva mezquita, después de recorrer las

calles de la ciudad en su agitado nomadeo político, que les lleva de un lugar a otro. El señor Ake dialogó

con la representación que le visitó en su residencia a las ocho y media de la mañana, poco antes de iniciar

viaje a La Agüera.

Hasta entonces se desconocía si la jornada de ayer se iba a desarrollar de acuerdo con el programa

previsto, por regresar el señor Ake ligeramente indispuesto de su viaje a Aargub. La dureza del viaje se

debió al mal estado del mar y al fuerte viento que azotó esta costa, poniendo en algún momento en

dificultades a las falúas «La Paloma» y «María Carmen». La embajadora Marta Jiménez resbaló en el

muelle al embarcar en Aargub y cayó sobre la lancha. No sufrió daño alguno, pero sí un tremendo susto.

Los viajeros llegaron cansados y destemplados, aunque con el suficiente ánimo para asistir a la cena

musulmana en su honor en la mezquita vieja.

FIN DE LA VISITA DE LA O. N. U.

Con la visita a La Agüera terminó la estancia de la O. N. U. en el Sahara. Lo visto y oído durante esta

semana larga de trabajo será decisivo a la hora de decidir si se celebra o no el referéndum de

autodeterminación solicitado por España. En La Agüera mantuvieron el último contacto con el pueblo

saharaui, a 500 kilómetros de Villa Cisneros. Con dos mil nómadas y doscientos cincuenta europeos,

presenta las mismas características que todo el territorio, aunque su situación política es menos conflictiva

Mauritania ha situado a trescientos hombres de su Ejército en la frontera para evitar cualquier infiltración

hacia el Sahara desde su territorio Desgraciadamente, no sucede lo mismo en el norte con la zona

marroquí de Tarfaya Draa y el paralelo 27 grados cuarenta minutos, un territorio plenamente saharaui que

por antiguos tratados internacionales suscritos por Francia, entregó España a Marruecos en 1957, y que

los saharauis desean reivindicar.

DECLARACIONES EN LAS PALMAS

En un principio, los tres miembros de las Naciones Unidas se negaron a hacer declaraciones en Las

Palmas sobre su estancia en el territorio español. Sin embargo, finalmente el jefe de la misión Simon Ake

expresó que tenían que dar las gracias a las autoridades españolas del territorio por el magnífico trato que

habían recibido, y que habían podido cumplir su misión con absoluta y completa libertad de movimientos

en todo instante en el que permanecieron en el Sahara. Aclaró, sin embargo, el señor Ake que cuando se

encontraban en La Agüera hallaron a Ahmed Brahim Mehdi, quien les pidió protección, expresándoles

que su vida corría peligro. Los miembros de las Naciones Unidas procedieron efectivamente a darle su

protección, según manifestó el señor Ake, y le trasladaron a la frontera de Mauritania, donde pasó a

disposición de las autoridades de este país.

La señorita Marta Jiménez, de Cuba, fue la que más expresiva se mostró a la hora de hablar sobre el

problema del Sahara. Manifestó que el pueblo está preparado para la independencia. Expresó y puso

como ejemplo de descolonización los casos de Mozambique y Guinea Bissau.

También pronunció unas palabras el representante del Irán, señor Pishva, quien se expresó en términos

similares a sus compañeros Pero al ser preguntados por los últimos incidentes acaecidos en el Sahara y

sobre la actitud del F. Polisario y del partido de Unión Nacional Saharaui, se abstuvieron de hacer

comentarios, y asimismo tampoco quisieron opinar sobre la posición de Marruecos y de Mauritania en el

conflicto, así como de Argelia.

La impresión general es que los representantes de la O. N. U. estiman que la población saharaui pretende

casi unánimemente la independencia, sin anexiones a ninguno de los países limítrofes que albergan

pretensiones de posesión.

LOS 16 MILITARES ESPAÑOLES, CAUTIVOS

Por otra parte, en estos momentos persiste la incertidumbre en torno a los 16 militares de tropas nómadas

capturados por miembros rebeldes de las mismas, supuestos simpatizantes del F. Polisario. No obstante,

en sectores vinculados ideológicamente al partido ilegalmente constituido se dice que un soldado, don

Ángel Moral, resultó muerto en el curso de la rebelión, y que dos compañeros suyos están heridos, uno de

cierta gravedad. Las gestiones para el descubrimiento y liberación de estos militares continúan.

«INFORMACIONES

20 de mayo de 1975 5

 

< Volver