Según la agencia Europa Press. 
 España, Marruecos y Mauritania instrumentarían el proceso descolonizador  :   
 Pero el referéndum de la población saharaui sería organizado sólo por las dos naciones árabes. 
 ABC.    16/11/1975.  Páginas: 1. Párrafos: 15. 

16 DE NOVIEMBRE DE 1975.

SEGÚN LA AGENCIA EUROPA PRESS ESPAÑA, MARRUECOS Y MAURITANIA

INSTRUMENTARÍAN EL PROCESO DESCOLONIZADOR

Pero el referéndum de la población saharaui sería organizado sólo por las dos naciones árabes

Medios políticos y diplomáticos acreditados en Madrid expresan a Europa Press su creencia de que las

recientes conversaciones entre España, Marruecos y Mauritania pueden cristalizar en un acuerdo por el

que las tres partes instrumentarían por sí mismas el proceso de descolonización del Sahara occidental.

ENTENDIMIENTO CASI TOTAL

Al parecer se ha alcanzado un entendimiento casi total, a reserva de algunos detalles, que, si bien de

carácter formal, podrían afectar a la virtualidad del proceso de descolonización al que las tres partes han

prestado su conformidad: en primer lugar, su aceptación por las Naciones Unidas, que España considera

necesaria. En segundo lugar, la aprobación definitiva por las Cortes, en su próximo pleno del día 18, del

proyecto de ley de Descolonización del Sahara, que daría al Gobierno español capacidad de gestión v

ejecución en este asunto.

Respecto del primer punto, medios diplomáticos recuerdan a Europa Press que el artículo 33 de la Carta

de las Naciones Unidas recomienda para la resolución de cualquier conflicto la vía de la negociación. En

este supuesto, las Naciones Unidas podrían darse por satisfechas con que las partes interesadas les

informaran de los resultados obtenidos en las conversaciones y de los posibles acuerdos. En cuanto al

segundo punto, ya el ministro de Información y Turismo, señor Herrera, manifestó anteayer que, una vez

aprobado el proyecto de ley de Descolonización por las Cortes, se hará pública una declaración de

principios.

PERIODO DE ADMINISTRACIÓN DEL TERRITORIO

Sin confirmación oficial, puesto que las partes guardan absoluta reserva sobre los logros de las

conversaciones, y sin que pueda hablarse de acuerdo, salvo en los principios de entendimiento, se ha

manifestado a Europa Press lo siguiente:

En el plano político-administrativo se abrirá un período de administración del territorio, compartida por

Marruecos y Mauritania y bajo la supervisión de España (quizá con un gobernador español y dos

subgobernadores de los otros dos países), período que abarcaría los meses de diciembre, enero y febrero.

En el último día de este último mes, como ya apuntó el ministro de , Información y Turismo, concluirá la

evacuación de los últimos españoles en el Sahara.

El mantenimiento de tropas españolas en el territorio durante este período aseguraría el cumplimiento por

las otras partes de lo acordado. Luego, Marruecos y Mauritania procederían a organizar la consulta a los

nativos sobre su destino.

CAPITULO DE COMPENSACIONES

La ejecución de este programa de descolonización incluiría ciertas compensaciones a España por las

inversiones realizadas en el territorio. En concreto, nuestro país podría conservar una participación del 35

por 100 en Fosbucraa y el resto de las inversiones sería reembolsado por Marruecos en un período de

cuatro años.

Se concederían, además, a España facilidades para la pesca en aguas marroquíes, donde podrían

faenar 200 pesqueros de Ceuta y Melilla y 600 de Canarias, Cádiz y Huelva. Se ofrecería a España par-

ticipación en otras explotaciones mineras y colaboración técnica y comercial en industrias de otro tipo

(conserveras transformadoras de pescado, etc.).

Las instalaciones españolas de todo tipo existentes en el Sahara podrían ser objeto de otras

compensaciones

SIMILAR AL PROVECTO WALDHEIM

Este programa de descolonización es similar a la propuesta que el secretario general de las Naciones

Unidas, señor Waldheim, formuló a las partes interesadas en su último viaje. En realidad, sigue el mismo

esquema (administración compartida y supervisada del territorio por un período determinado de tiempo y

consulta final a la población sobre su destino), aunque Marruecos no aceptó la propuesta Waldheim. En

cuanto a la posición de Argelia, que se considera parte interesada en el asunto, el viaje del ministro de

Planificación del Desarrollo, señor Gutiérrez Cano, se dirige a informar al presidente de aquel país. Huari

Bumedian de los contactos celebrados en Madrid.

 

< Volver