Felipe González: Las elecciones podrían estar trucadas     
 
 Diario 16.    14/03/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 7. 

Lunes 14 marzo 77/DIARIO 16

Felipe González: Las elecciones podrían estar trucadas

SANTANDER, 14 (D16) — Felipe González, primer secretario del Partido Socialista Obrero Español

(PSOE), barajó ayer la posibilidad de que haya que decir que los próximos comicios son unas elecciones

trucadas.

En el curso del primer mitin socialista en la provincia, después de cuarenta años, y que sirvió para

presentar al PSOE, Felipe González precisó que si no quedase más remedio, la oposición democrática

podría descalificar las elecciones.

Refiriéndose a las recientes declaraciones del vicepresidente Osorio sobre la eventual participación de los

miembros del Gobierno en las elecciones, exigió su dimisión previa y su incorporación inmediata a, la

arena política para participar en igualdad de condiciones, junto a las demás fuerzas políticas.

La democrática, auténtica oposición

Felipe González utilizó un tono especialmente irónico y corrosivo para referirse a lo que calificó de falsos

demócratas de Alianza Popular. Subrayó que la derecha más reaccionaria está tratando de capitalizar el

temor existente en amplios sectores de la población.

En su opinión, el Gobierno es la derecha, por lo que carecen de sentido las afirmaciones hechas desde el

Poder, de la que en la negociación es preciso escuchar a toda la oposición, e insistió en que la única

oposición verdadera es la democrática, que ha venido luchando contra la dictadura durante cuarenta años.

Tras señalar que el derecho al voto es de carácter inalienable y que su supresión significa la eliminación

de las demás libertades, terminó recordando la necesidad de que las fuerzas democráticas expliquen

claramente a las grandes masas, cual es la línea de demarcación que separa a los verdaderos de los falsos

demócratas.

Al acto, que tuvo lugar en el paraninfo de la Universidad Internacional, asistieron unas cinco mil

personas, de las que casi la mitad hubieron de seguir las intervenciones desde el exterior por medio de

altavoces.

 

< Volver