Ponencia política. 
 Puertas abiertas para las elecciones     
 
 Diario 16.    08/12/1976.  Página: 6. Páginas: 1. Párrafos: 14. 

Ponencia política

Puertas abiertas para las elecciones

MADRID, 8 (D16).—El Congreso del Partido Socialista Obrero Español (PSOE) ha dejado una puerta

abierta para que la, organización concurra a los próximos comicios que convoque el Gobierno para la

elección de un nuevo Parlamento.

La decisión puede tomarla el Comité Nacional, aunque no se den las condiciones exigidas por el conjunto

de la oposición democrática.

Así se desprende de la ponencia política aprobada a últimas horas de la noche de ayer, cuyo debate ha

durado todo un día. El PSOE reafirma que las elecciones solamente serán democráticas y, por tanto,

legítimas si se dan las condiciones especificadas en el documento de la Plataforma de Organismos

Democráticos (POD) suscrito por el partido el 8 de noviembre.

Esas condicionas, en síntesis, exigen la libertad de actuación de todos los partidos políticos sin

exclusiones; el libre acceso al censo electoral; control del escrutinio y la votación y posibilidad de utilizar

los medios de comunicación de masas por parte de todos los partidos.

El PSOE concurrirá a la próxima consulta electoral con listas propias e individualizadas, si el Comité

Nacional decidiera la participación.

Compromiso constitucional

Para la consecución de la ruptura democrática, el Congreso aprobó la adopción de un compromiso

constitucional, que ya fue expuesto por Felipe González en la apertura del plenario.

El compromiso constitucional es un llamamiento a todos los partidos democráticos a que participen en

el proceso electoral para que, a través de los órganos de representación electos, se comprometan a la

liquidación de los elementos autocráticos del Régimen y a la elaboración de una Constitución que

garantice las libertades fundamentales.

Durante el periodo que lleve a la realización de la ruptura democrática, el partido se orientará a la

negociación con el Poder, manteniendo una estrategia coordinada con las organizaciones democráticas de

la oposición.

Asimismo, su acción irá encaminada a la movilización responsable de las masas, para presionar la

negociación.

El PSOE reafirma su vocación republicana, pero aceptará la decisión del pueblo sobre la forma de Estado.

Ruptura democrática

El Partido Socialista entiende la ruptura democrática como el proceso constituyente en la conquista de

todas las libertades democráticas y sindicales; el desmantelamiento de las instituciones heredadas del

franquismo (Consejo del Reino, aparato político del Movimiento, sindicato vertical, etc.); la disolución de

las instituciones represivas destinadas a la anulación de las libertades democráticas; el retorno de los

exiliados; la libertad de los presos políticos; la institucionalización jurídico-política de todos los países y

regiones integrantes del Estado español, de acuerdo a sus derechos históricos adquiridos o logrados

democráticamente, concretándose este proyecto en una Constitución democrática, salida de un proceso

constituyente.

Nueva Constitución

Este proceso constituyente requiere un periodo en que todos loe partidos, sin exclusiones, tengan la

posibilidad de exponer sus alternativas políticas como paso previo para concurrir a unas elecciones de las

cuales habrá de surgir el órgano legislativo encargado de elaborar una nueva Constitución del país.

La opción del Régimen, insuficiente

Respecto a la alternativa reformista del Régimen, el Congreso del PSOE dice que viene a ofrecer una

opción seudodemocratizadora, cuyo objetivo es salvaguardar los intereses de la clase dominante

intentando recuperar a ciertos sectores de la burguesía que hoy se alinean dentro de la oposición

democrática, así como conseguir una cierta credibilidad de cara a la opinión pública nacional e

internacional. Esta opción, la ponencia política la califica de insuficiente.

El PSOE reafirma su carácter de partido de clase y, por tanto, de masas, marxista y democrático. Su

objetivo final es la desaparición de la explotación del hombre por el hombre y la construcción de una

sociedad sin clases, de carácter autogestionario. Rechaza cualquier camino de acomodación al capitalismo

o a su simple reforma.

 

< Volver