Autor: Esteban Pueyo, Mariano. 
 España electoral. Declaraciones de Martínez Esteruelas en Teruel. 
 Alianza Popular es un partido moderado, de inspiración centrista     
 
 ABC.    09/06/1977.  Página: 18. Páginas: 1. Párrafos: 14. 

ABC. JUEVES, 9 DE JUNIO DE 197 7.

ESPAÑA ELECTORAL

DECLARACIONES DE MARTÍNEZ ESTERUELAS EN TERUEL

«ALIANZA POPULAR ES UN PARTIDO MODERADO, DE INSPIRACIÓN CENTRISTA»

Teruel, 8. (De nuestro corresponsal, por télex.) El ex ministro y candidato por Alianza Popular don Cruz

Martínez Esteruelas ha concedido unas declaraciones a este corresponsal en un descanso de la intensa

campaña electoral que realiza por la capital y diversos pueblos de la provincia.

ALIANZA TIENE IDEOLOGÍA CENTRISTA

—¿Se da como posible una actuación futura conjunta de Alianza y Unión de centro Democrático?

—No parece, a juzgar por cuanto ahora ocurre, que tal actuación conjunta sea factible. Alianza Popular es

un partido moderado, de ideología centrista, que es algo bien distinto de lo que hoy se muestra oficial y

oficialistamente como centro, que no pasa de ser una agrupación formalizada, con vistas exclusivas a la

campaña electoral, sin ideología clara ni precisa.

—¿De quién está más cerca Alianza Popular, de Centro o la extrema derecha? —Alianza Popular es

Alianza Popular.

SUAREZ HA COMETIDO UN GRAVE ERROR

—Al presentar Suárez su candidatura, se rasgó las vestiduras Fraga. ¿Qué opinión le merece a Martínez

Esteruelas esta actitud?

—Lo de rasgarse las vestiduras, que atribuye usted a Praga, me parece que no es adecuado para expresar

correctamente nuestra actitud ante tales hechos. A Alianza Popular le parece que el presidente Suárez ha

cometido un grave error histórico como jefe de un Gobierno de transición. Otra cosa habría sido que de

manera individual hubiera decidido su inclusión en una candidatura por Avila, decisión que todos

habríamos respetado. Pero prestarse a estar dentro de una agrupación políica de aluvión como es la Unión

Democrática de Centro, que carece de verdadero programa —pues sus manifiestos electorales no pueden

suplir la ausencia de una trabada exposición de soluciones a los muy graves problemas de España en este

momento— y dividir a las fuerzas nacionales que se enfrentan al marxismo, me parece un magno error

que la historia juzgará.

EL COMUNISMO NO SE LEGALIZA NUNCA DEL TODO

—Siguiendo con Suárez, la opinión parece ser convención a muchos que es preferible tener en frente al

Partido Comunista que detrás. ¿Qué dice Martínez Esteruelas a este respecto?

—Es usted el que afirma que la posición del presidente convenció a la opinión. Yo sostengo lo contrario.

En todo caso, debe decir dos cosas: que es una medida que ha sido adoptada, y segundo, que no creo que

haya ingenuos que admitan que el comunismo se legaliza nunca del todo. Siempre conserva un brazo

fuera; siempre mantiene un aparato que funciona en la oscuridad.

Por otra parte, la alocución del presidente Suárez en TVE contenía dos conceptos muy graves: entender

que el Referéndum era un aval para la legalización, cuando sólo era una autorización para la reforma

política, y juzgar la ejecutoria entera del comunista, dentro v fuera de España, solamente por su conducta

durante los últimos seis meses.

—¿Ha hecho bien el Conde de Barcelona en ceder sus derechos, dinásticos a su hijo? ¿Cree que de esta

forma se consolida la Monarquía en España?

—Sí.

LA SITUACIÓN ECONÓMICA ES MUY GRAVE

—Como ministro del Plan de Desarrollo que fue, ¿qué pasa con la precaria economía española del

momento presente?

—El calificativo de precaria que usted aplica a la actual situación económica en España no es la

adecuada. La situación económica es muy grave. El Gobierno es responsable de no haberla afrontado; ha

preferido consagrarse a la lucha electoral y los resultados están a la vista: déficit presupuestario de cien

mil millones de pesetas, endeudamiento exterior que excede de los quince mil millones de dólares. Por

otra parte, la no menos grave situación del orden público determina que no haya inversiones del capital y

que no se creen puestos de trabajo, con lo que llegaremos, desde luego, a esa tristísima cifra del millón de

parados.

Mariano ESTEBAN PUEYO.

 

< Volver