Se pretende que tenga carácter regional. 
 Hacia una coordinadora de la música popular canaria  :   
 El día 14 se celebrará una nueva reunión en el Círculo Mercantil. 
 El Eco de Canarias.    02/10/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 12. 

SE PRETENDE QUE TENGA CARÁCTER REGIONAL

HACIA UNA COORDINADORA DE LA MÚSICA POPULAR CANARIA

El día 14 se celebrará una nueva reunión en el Círculo Mercantil

La existencia de un movimiento de canción popular canaria —realidad que se consideró cierta, aunque el

término sea susceptible de. revisión— y la necesidad de tratar una seríe de problemas que son comunes, y

de organizar una línea de acción coherente que englobe a los grupos o personas a las que anime un mismo

propósito, aunque orientado bajo diferentes directrices, fueron-varios de los temas que se discutieron en la

reunión celebrada el vdernes por la. noche en el Círculo Mercantil de Las Palmas. Representantes de

grupos folklóricos, fol-k y de una «nueva canción» acudieron a esta primera convocatoria de Las Palmas,

en la que se acor do, después de exponerse, unas veces con amplitud y otras someramente, diversos

temas, convocar tina nueva reunión para el próximo día 4, a la que se espera que asistan representantes de

otros grupos, a fin de ir perfilando la formación de una «coordinadora» que tenga representantividad

amplia y operatividad precisa para llevar a cabo los fines que de la misma se pretenden.

LOS PRECEDENTES

Manolo Grimaldi, de «Palo», expuso à los asistentes las líneas generales de la reunión celebrada

recientemente en Tenerife, y a la que asistieron representantes del citado grupo, así como rte "Tierra",

Suso Junco, Pepe Paco, Ángel Cuenca, Juvenal, Pueblo Tanco, los críticos Martín y Carmelo, Ildefonso y

otros. Indicó Grimaldi cómo no solo se había cuestionado la existencia del ´Movimiento de Nueva

Canción Canaria, sino también la denominación de la misma, llegándose a la conclusión de que tal

movimiento era una realidad bien notoria y que, dentro de las matizaciones y posturas intermedias o

distintas, había una orientación homogénea. También se trató sobre la labor a desarrollar, y se expusieron

las distintas posturas.

Entre los acuerdos a que se llegó a nivel práctico, indicó Manolo Grimaldi que estaban la necesidad de

una profesionalización de grupos y, cantantes a. fin de alcanzar mediante una dedicación más intensa más

altos niveles de perfección; la conveniencia de coordinar recitales y organizar ciclos rotatorios de cultura,

así como de contar con lugares de reunión y organizar espectáculos conjuntos; exigir unas condiciones

mínimas tanto de aportaciones económicas como de medios (equipos de voces y otros); promoción por

parte de los medios de comunicación e incluso mediante la edición de´ una revista en la que tendrían

cabida otras actividades culturales; una crítica más seria y exigente para lograr un nivel más alto, y

atención a la creciente importancia que las casas discográficas están prestando al mercado canario.

PROPUESTAS DIVERSAS

El propio Manolo Grimaldi, Alberto Roque y Pedro Grimón de «Belingo», Nacho y Juanito de «Los

Roneros». José Luis y Nacho de «Garoe», Javier de «Zafra,»., Peps, Alfonso, Alex y Darío de "Canto 7"

intervinieron en el coloquio que se desarrolló a continuación y en el que, entre otros temas, se trató de lo

siguiente:

—Clarificar la línea del movimiento "de la canción popular canaria —de momento mantendremos esa

denominación— y tratar de llegar no solo a una coordinadora provincial sino también regional.

—Posibilidad de coexistencia dentro de la coordinadora de grupos o elementos que cultiven el folklore

tradicional, el folk o la canción de creación con un contenido actual.

—Aportación de los poetas canarios de distintas épocas (por supuesto, que también de los más jóvenes) y

posibilidad de intervenir en actos de variada índole cultural: actuaciones musicales junto a recitales

poéticos o exposiciones artísticas.

—Planificación de actuaciones, fijación de condiciones mínimas, papel de la Coordinadora dentro de

otras organizaciones (Plan Cultural), comisiones de fiestas, etc.

La reunión, que duró unas dos horas, sirvió, a! menos, de esbozo para próximas convocatorias en las que

se debe ir perfilando y planificando con todo detalle los objetivos de esa coordinadora de la Canción

Popular Canaria o como se acuerde denominarla, los medios de que va a disponer, su represantatividad y

capacidad de acción ante otras organizaciones y entidades.

Lo que si nos parece claro es que el movimiento de a música popular en Canarias —ya sea de nueva

creación, de tipo «folk» con más o menos dependencia o relación con otros movimientos afines, o el

cultivo de los aires tradicionales— merece una atención que hasta ahora no se ha visto adecuadamente

reflejada. Y la acción quiere partir de los mismos protagonistas.

 

< Volver