Autor: Castañeda, Álvaro. 
 Tras la muerte del estudiante de La Laguna. 
 Clima de fuerte tensión     
 
 Ya.    14/12/1977.  Página: 12. Páginas: 1. Párrafos: 11. 

Tras la muerte del estudiante de La Laguna

CLIMA DE FUERTE TENSIÓN

Doscientos cincuenta policías antidisturbios, llegados de la Península, vigilan constantemente las calles

de Santa Cruz y La Laguna • Suspendidas todas las actividades docentes escolares y universitarias en las

dos capitales

TENERIFE

(De nuestro corresponsal, Alvaro Castañeda.)

A causa de los graves sucesos ocurridos el lunes, que costaron la vida al estudiante de biológicas de la

Universidad de La Laguna Javier Fernández Quesada, la jornada de ayer se ha caracterizado por la alta

tensión existente en la capital, así como en la ciudad de La Laguna, escenario de los disturbios.

A primeras horas de la mañana llegaron de Las Palmas por vía aérea los padres del estudiante muerto,

propietarios de una cadena de tiendas de calzados. Inmediatamente se personaron en el Juzgado de

Primera Instancia e Instrucción de dicha ciudad, con el fin de solicitar el traslado del cadáver de su hijo a

Las Palmas, que estudiaba biológicas y residía en la calle Viana, 11, de La Laguna. Luego de ser

cumplimentados los trámites oportunos el cadáver de Javier Fernández fue sacado del depósito del

cementerio de La Laguna—donde había permanecido en la noche anterior—y trasladado al aeropuerto de

Los Rodeos. Este hecho se produjo a las dos y cinco minutos, en medio de un fuerte despliegue policial

que custodiaba todos los accesos al cementerio hasta el punto de que únicamente pudieron presenciar el

acto los padres, hermanos y familiares de la víctima. No hubo ningún acto fúnebre en el interior del

cementerio. Pese a que se mantuvo en la más absoluta reserva la hora en que el cadáver saldría para el

aeropuerto, diversos grupos de estudiantes acudieron a Los Rodeos para intentar dar el último adiós a su

compañero fallecido en las extrañas circunstancias ya conocidas.

Con anterioridad, en el mismo aeropuerto unos estudiantes allí concentrados protagonizaron

una algarada en el momento en que el avión de Iberia en el que supusieron que iba el cadáver de Javier

Fernández despegaba con dirección a la capital de Gran Canaria. Los concentrados profirieron gritos e

increparon a las fuerzas de orden público.

En cuanto a los hechos ayer registrados, hay que señalar que el mercado de La Laguna apareció Heno de

pintadas alusivas a los violentos sucesos de la jornada precedente. A media mañana, como, respuesta a la

intervención de un piquete que intentaba obligar al cierre de los puestos allí instalados, la Policía hizo

acto de presencia. También en otro punto de la entrada a la ciudad hubo revueltas, aunque sin mayores

consecuencias. Por otra parte, sobre las dos de la madrugada fue atacado el cuartel de la Guardia Civil de

Taco, entre Santa Cruz y La Laguna. El ataque fue realizado por unos desconocidos que lanzaron sobre la

fachada del edificio una carga de fusión con una escopeta de caza. Asimismo, sobre, las once y media de

la noche prendieron fuego, en las dependencias de la Unión de Autobuses Urbanos instalados en el

polígono de Los Gladiolos, cercano a la capital, a una serie de repuestos de neumáticos allí depositados

sin que prendiese a los autobuses estacionados, siendo apagado rápidamente por los bomberos. Poco

después de las dos de la madrugada, y cuando se hallaba repostando en una gasolinera un coche patrulla

de la Guardia Civil, fue atacado por un "cóctel Molotov" por unos individuos desde un automóvil que se

dio a la fuga.

Refuerzos para la Policía

En la mañana de ayer llegaron desde la Península 250 poli--cías armados con la finalidad de reforzar los

contingentes de la fuerzas de orden público ante la posibilidad de nuevos disturbios. A las doce de la

mañana hubo una asamblea en el "hall" de la Universidad de La Laguna con el propósito, al parecer, de

acordar salir de nuevo a la calle. El clima de tensión en La Laguna es enorme, y toda la población está

bajo 1a vigilancia de fuertes contingentes d la Policía Armada "con material antidisturbios. Durante las

primeras horas de la mañana abrieron los comercios, pero cerca del mediodía, y ante la presión de nuevos

piquetes, fueron cerrando sus puertas y así permanecen hasta el momento.

La circulación de vehículos, tanto en el casco urbano como en los accesos a la ciudad, se realiza con

bastantes dificultades, debido a que todavía siguen muchas de las barricadas levantadas en la tarde y

noche precedentes. Las clases de los colegios han sido suspendidas. De igual manera la actividad docente

ha sido suspendida en todo el distrito universitario por orden del Rectorado de la Universidad, cuya Junta

de gobierno se reunió por la tarde con carácter urgente, con el exclusivo objeto de estudiar los

acontecimientos del lunes.

En otro orden de cosas, el gobernador civil se reunió en la noche del lunes con diversas representaciones

de los parlamentarios de la provincia, informando la primera autoridad civil sobre los pormenores de los

disturbios acaecidos. El senador del Partido Socialista Obrero Español don Alberto de Armas y los

diputados del mismo partido don Luis Fajardo y don Néstor Padrón han dirigido telegramas a los

presidentes del Congreso y del Senado, rogándoles ordenen la apertura de una investigación

parlamentaria sobre los sangrientos hechos de La Laguna.

Por lo que respecta a la capital, Santa Cruz de Tenerife, la jornada ha discurrido en calma, aunque dentro

de ese clima de generalizada tensión que caracteriza el acontecer de 1a isla de Tenerife desde el lunes.

Los diarios de la mañana y el de la tarde publican numerosos comunicadas de partidos políticos, en todos

los cuales se condenan los sucesos y piden una inmediata clarificación de los hechos.

Finalmente, hay previstas ya dos jornadas de huelga general para hoy y mañana en Tenerife como señal

de luto por la muerte de Fernández Quesada. La convocatoria de estas huelgas generales ha sido realizada

por partidos de extrema izquierda, sobre todo por los sectores independen-tistas canarios. No lo apoyan ni

el PSOEC, AP, UCD ni las centrales CC. OO y UGT.

 

< Volver