Autor: Quiñonero, Juan Pedro. 
 En una entrrevista publicada en Le Monde. 
 Feliep González ataca duramente a Carrillo     
 
 Informaciones.    11/10/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 12. 

EN UNA ENTREVISTA PUBLICADA EN «LE MONDE» FELIPE GONZÁLEZ ATACA

DURAMENTE A CARRILLO

PARTIDOS EUROCOMUNISTAS NO TIENEN CREDIBILIDAD POR LAS

CONTRADICCIONES ENTRE SU FUNCIONAMIENTO Y EL MODELO DE SOCIEDAD QUE

PROPONEN

Por Juan Pedro QUIÑONERO

PARÍS, 11.

En una entrevista que ocupa toda la tercera página de «Le Monde» de ayer, y que

los medios políticos

han considerado como un acontecimiento, don Felipe González, secretario general

del Partido Socialista

Obrero Español (P.S.O.E.), ha lanzado una ofensiva de graves ataques contra don

Santiago Carrillo y el

Partido Comunista español, que el vespertino parisiense recoge a toda página

titulando: «Los partidos

eurocomunístas no tienen credibilidad a causa de las contradicciones entre su

funcionamiento y el modelo

de la sociedad que proponen»

Los medios políticos franceses interpretan la ofensiva del señor González como

parte de una suerte de

«internacionalismo socialista», atacando muy duramente a los partidos

comunistas. Las declaraciones del

secretario general del P. S. O. E. se consideran asimismo como parte decisiva de

la batalla,

particularmente dura y agresiva, que divide en Francia a socialistas y

comunistas.

Don Felipe González, asimismo, en sus declaraciones, compara ambas situaciones,

asegurando que en

«Francia, la victoria de la izquierda no interesa ni a los americanos ni a los

soviéticos, y es en esa

coyuntura cuando los comunistas franceses rompen, con los socialistas».

ESTRATEGIA DEL FRACASO

Algunos observadores subrayan que el P.C.F. está desencadenando lo que se llama

«estrategia del

fracaso», que consistiría en preferir un fracaso de la Izquierda francesa ante

las próximas elecciones de

marzo de 1978, que pudiera ser peligroso para el Partido Socialista y haría

posible en Francia una

eventual vía italiana del compromiso histórico, que favorecería al Partido

Comunista.

Algunos de los extremos esenciales de las declaraciones de don Felipe González

a «Le Monde» pudieran resumirse de este modo:

«A fuerza de repetir que hay un peligro militar —en España—, se alimenta tal

peligro. A fuerza de decir

que un Pinochet va a venir, a fuerza de crear tal psicosis, se favorece una

solución a lo Pinochet.»

«Estamos en el camino de liquidar una dictadura. Por si solas, las elecciones

del 15 de junio no bastan

para desmantelar el sistema franquista, su aparato administrativo, burocrático,

por no hablar de las

prácticas de la corrupción (...). El equipo actual comporta elementos netamente

franquistas.»

«Nunca nos hemos negado a gobernar con toda o con parte de la Unión del Centro

Democrático, o con los

nacionalistas vascos o catalanes. Solo nos hemos preguntado: ¿Qué programa

pesaría más: el de la

izquierda o el de la derecha? Nosotros, socialistas, haciendo concesiones a la

derecha, ¿vamos a despejar

el terreno de la oposición para quienes han perdido las elecciones, para el

eurocomunismo?

«Nuestra política monetaria consistiría en favorecer a la pequeña y mediana

empresa, que padece

actualmente a consecuencia de las restricciones de créditos, mientras que las

grandes empresas tienen

acceso a los circuitos privilegiados de créditos a través de los grupos

bancarios que los controlan.»

«No creemos que estatizar sea social. Rechazamos la contemplación de una

chilinización de la economía

española. Todos los ejemplos muestran que estatizando la economía se la paraliza

y se acaba en un

sistema represivo que obliga a poner un policía delante de cada comerciante. El

campo de las

nacionalizaciones, para nosotros, no puede más que limitarse a la energía,

electricidad, acero, crédito...»

Los partidos eurocomunistas están faltos de credibilidad porque hay

contradicción entre el modelo de

sociedad que proponen y su condicionamiento interno.

ENORME DISTANCIA

«En los años 1920-21, cuando los comunistas y los socialistas se separaron,

Lenin pensó que la sociedad

que él proyectaba tenia necesidad de un P.C. fuertemente militarizado y

jerarquizado. El transformó el

partido en una suerte de arma destinada a tomar el Poder. El cambió la dictadura

del proletariado en

dictadura del partido y del mismo secretario del partido.»

«El Partido Comunista Español no hace una oposición muy dura al Gobierno Suárez.

Pero estoy

convencido de que su oposición a un Gobierno socialista sería intransigente, sin

piedad.»

«La distancia que se ha abierto, desde el principio, entre el Partido Comunista

y nosotros es enorme. Le

harán falta al Partido Comunista Español veinte años para establecer un cierto

equilibrio. Esto no impide

al señor Carrillo decir que nosotros somos «amateurs y situarse en profesional

de la política.

Pero, ¿qué significa en su caso ser profesional? ¿Haber sido secretario general

de las Juventudes

Socialistas y haberlas entregado al Partido Comunista, haber sido secretario

general de un P.C.E.

stalinista, haber pasado por todas las mutaciones ideológicas y haber conservado

el puesto? cuando yo

tenga su edad, su experiencia y su profesionalismo, no quisiera estar a la

cabeza de un partido que ha

recogido un 9 por 100 de votos.»

 

< Volver