Autor: Rico-Godoy, Carmen. 
   F de farsa     
 
 Diario 16.    05/06/1982.  Página: 3. Páginas: 1. Párrafos: 7. 

LA CALLE DE ENMEDIO

Carmen Rico-Godoy

F de farsa

Las sentencias han sido fascinantes De los treinta y tres acusados —que no

culpables, que hay muchísimos más- del golpe de Estado del 23 de febrero de

1891, el tribunal militar ha decidido castigar a dos para contentar a los

demócratas y ser bueno con treinta y uno para contentar a (os golpistas,

militares y civiles

Por supuesto, los gclpistas consideran injjsto la condena de los, a partir de

hoy, señores Tejero y Milans a treinta años de reclusión y los demócratas se

sienten humillados y ofendidos

Una sentencia salomónica con la que se ha conseguido irritar a todo el mundo

-Yo pienso que podría haber sido más peor— reflexionó el ficus viendo que el

presidente del Gobierno cojeaba sensiblemente al pasear por el despacho, signo

inequívoco de gran preocupación

- No se dice más peor

— Pues yo creo que si, porque yo pensaba que a Gutiérrez Mellado le iban a dar

veinte años por resistir las zancadillas de los tenientes, a doce años y una

semana a Adolfo Suárez por no haber obedecido la orden de ¡al suelo, todo el

mundo al suelo´ A Pedro Jota Ramírez, sesenta y dos años por dirigir un

psricdico y a Alfonso Guerra a diez años sirviendo en casa de Armada, cuya

condena es la más asombrosa de todas La rebelión militar es como la preñez, o se

participa en la rebelión o no

Lo que no se puede es estar preñada, pero sólo un poco

-¿Me está ustéd tomando el pelo?

— No osaría yo hacer cosa semejante con un presidente Calvo

— Claro

 

< Volver