Tengo la imprensión de que alguién le marcó el día y la hora. 
 Milans del Bosch, convencido de que Tejero era un mero ejecutor     
 
 ABC.    10/03/1982.  Página: 10. Páginas: 1. Párrafos: 30. 

MIÉRCOLES 10-3-82

10/Á BC

NACIONAL

El juicio del 23-f

«Tengo la impresión de que alguien le marcó el día y la hora»

Miláns del Bosch, convencido de que Tejero era un mero ejecutor

A las diez de la mañana se inició la sesión número 12 de la causa. El primero de

los procesados que presta declaración, el teniente general Miláns del Bosch,

que la inició el lunes, se situó en la mesa equipada con megafonía para que

pueda ser seguido el interrogatorio por todos los asistentes, y se inició la

declaración.

El presidente del Consejo Supremo de Justicia Militar, teniente general Alvarez

Rodríguez, dio la palabra al abogado señor Labernia (defensor del coronel San

Martín), quien preguntó a Miláns del Bosch si conocía al coronel San Martín, a

lo que e) declarante respondió afirmativamente, ya que lo había tenido como

subordinado

Preguntado si creía que San Martín faltaría a ta verdad para rehuir su

responsabilidad, Miláns del Bosch dijo que no lo creía así Respecto a si la idea

de avisar al general Torres Rojas (estaba en

La Coruña) parirá de Miláns del Bosch, este dijo que surgió el tema en una

conversación que tuvo con Armada, en la que el propio Armada le dijo que había

que avisar a Luis.

El interrogatorio del señor Labernia al teniente general Miláns del Bosch

prosiguió, en síntesis, así

Laberma.—¿Tenía la seguridad de que se fueran a producir los hechos en Madrid?

Miíáns del Bosch—No tenía la seguridad absoluta, pero tenía la casi certeza de

que iba a ser así Cabía una duda, pero era muy remota.

A continuación el letrado López Silva (defensor del coronel Manchado) preguntó a

Miláns del Bosch

López Silva—¿Había preparada una operación de corte violento de la situación

española, especialmente preparada por la Guardia Civil?

Mtláns del Bosch—No era una operación específica, sino que existía preocupación

por los derroteros en los que iba entrando España, y algunos sectores estaban

preocupados por ello

L. S.—¿Conocía al coronel Manchado"?

M del B —Lo he conocido aquí

DEFENSOR DE TEJERO

Seguidamente interrogó el defensor del teniente coronel de la Guardia Civil

Antonio Tejero, el letrado Ángel López-Montero, quien preguntó a Miláns del

Bosch desde cuándo conoce al general Armada, a lo que el declarante respondió

que desde hace mucho tiempo, aunque nunca lo ha tenido a sus órdenes.

López Montero—¿Desde cuándo le constan las convicciones monárquicas de Armada7

M. del B —Desde siempre.

L. M—¿Sabe qué cargos ha tenido Armada al lado del Rey´?

M del B.—Ha estado siempre, desde que Su Majestad era Príncipe, en la casa del

Principe o en la del Rey, siempre próximo al Rey Nunca puse en duda la

conversación que el Rey y Armada mantuvieron en Baqueira Beret Para mí era como

un artículo de fs.

Añadió el teniente general Miláns del Bosch, más adelante, a respuesta a otras

preguntas, que Torres Rojas fue citado a "la reunión de la calle General

Cabrera, el 18 de enero, por su prestigio en las Fuerzas Armadas, por su

patriotismo y porque pensaron que podía tener ascendiente sobre los

grupos violentos de la calle General Cabrera (domicilio del teniente coronel

Mas) era a título personal1?

M del B —Era a título personal, por su prestigio y patriotismo

L. M—¿Se habló de la actuación de algún grupo de la Guardia Civil?

M. del B—No se habló de un grupo de la Guardia Civil, sino de un grupo de

disgustados por la situación que existía en España La gente que asistió a la

reunión estaba convocada por su prestigio y patriotismo

Todos aceptaron de buen grado ta solución que propuse (E! fiscal dice en su

informe que en esta reunión se propuso el asalto del Congreso de tos Diputados

como detonante previo)

L. M —¿Se planteó la posibilidad de ir contra et Ejército o contra el Rey?

M del B.—No Nunca Tenía la seguridad de que el Rey conocía la operación, como

consecuencia de la conversación que había tenido previamente con Armada Sugerí

que no interviniera nadie que fuera paisano o que hubiera tenido atgún cargo en

el régimen anterior Si me consideráis como jefe —afirmó Miláns del Bosch que

dijo en la reunión— toda esa gente tiene que ser eliminada.

CREÍA QUE EL REY IBA A RECONDUCIR LOS HECHOS

Más adelante el teniente general Milans del Bosch declaró que tenía el

convencimiento de que el Rey iba a reconducir los hechos, a partir de esa

primera acción violenta (la toma del Congreso), e incluso pensó, a partir de la

tarde del día 22 de febrero, que el Rey sabía lo que iba a producirse al día

siguiente.

Afirmó también que cuando Pardo Zancada estuvo en Valencia el día 22 para

ultimar detalles, tenía que tener también el convencimiento de que el Rey sabía

los planes, porque estuvo presente en la conversación de Miláns del Bosch y

Armada, en la que este último manifestó la preocupación del Rey por lo que

estaba ocurriendo

López Montero—¿Un general de división puede decrr que no puede parar a un

teniente coronel?

Miláns . del Bosch—Lo lógico es que el superior le pare. Pero puede haber otras

circunstancias que lo

hayan

Insistió Miláns del Bosch en que estaba convencido de que los hechos iban a

desarrollarse en favor de España y de la Monarquía, porque de no ser así,

incluso lo hubiera puesto en conocimiento de la superioridad

«SI ALGO SE SABE, LO PERSEGUIRÉ HASTA LA MUERTE»

Preguntado por López Montero si tenía el convencimiento de que la operación

estaba dentro de la legalidad dijo que sí En la reunión de la calle General

Cabrera, Miláns del Bosch afirmó´

«Si algo de lo que se hable aquí se llega a saber, al que lo cuente, yo le

perseguiré hasta la muerte »

L M —¿Usted dijo la frase «suerte, vista y al toro´

M. del B.—Cuando Armada, en la conversación telefónica del día 22 de febrero, me

dijo «esto se hace», yo íe contesté «Suerte, vista y al toro Yo no me rajo nunca

»

L. M —¿Dijo a Tejero que dejara a Armada hablar con los diputados7

M. del B —Sí

L. M—¿Los tenientes de la Guardia Civil estaban exentos de responsabilidad,

igual que los de la Acorazada7

M. del B—Exactamente Mi preocupación, no obstante, no soto era por los

tenientes, sino por todos los que habían ido al Congreso, incluso por Tejero Me

tranquilicé cuando me dijeron que se iban a poner aviones para los que quisieran

salir de España, y que el resto que se quedaran quedarían sin responsabilidad Me

pareció una solución factible, y para salir del «impasse».

L. M.—¿Ofrecieron a Tejero algún cargo?

M. del B.—Tengo el convencimiento de que no. Le movían los intereses de España

L. M —¿Tejero era un mero ejecutor?

M del B —Estoy convencido de que sí.

CARUANA NO CUMPLIÓ LA ORDEN DE ARRESTARLE

A preguntas del abogado Pedro Martín Fernández (defensor del teniente coronel

Mas), Miláns del Bosch dijo que tenía tres ayudantes y que tenía confianza en

los tres.

Martín Fernández.—¿Cuántos están aquí? Miláns del Bosch.—Sólo el teniente

coronel Mas.

 

< Volver