El Juicio del 23-F. Incidente cuando Nieto Funcia abandonaba el Servicio Geográfico del Ejército. 
 Un abogado llamó cerdo al defensor demócrata     
 
 Diario 16.    19/05/1982.  Páginas: 1. Párrafos: 18. 

Diario 16/19-mayo-82

Incidente cuando Nieto Funcia abandonaba el Servicio Geográfico del Ejercito

Un abogado llamo «cerdo» al defensor demócrata

El abogado Pardo Gayoso, que colabora en la defensa de Tejero y que fue

gobernador civil durante el franquismo, insultó ayer en público a Alfredo Nieto

Funcia, el defensor recusado por sus planteamientos democráticos.

El incidente se produjo cuando Nieto Funcia, recusado por el teniente Vecino,

abandonaba las instalaciones del Servicio Geográfico del Ejército. Pardo Gayoso

lo llamó «cerdo» y lo retó a duelo. Nieto, comentó que el autor de los insultos

sólo podría ser calificado de «irresponsable».

Madrid –

El abogado Alfredo Nieto Funcia, que fue recusado por su defendido, el teniente

Vecino Núñez, fue ayer objeto de insultos por parte del colaborador de López

Montero, el abogado Pardo Gayoso, quien le llamó «cerdo» y le retó a un duelo,

delante de testigos, a la puerta de la sala de togas.

El letrado Nieto Funcia, un hombre vinculado a la CEDA y a la Acción Católica,

que pasa por ser conservador, pero monárquico, tolerante y demócrata, había

acudido al Servicio Geográfico del Ejército para despedirse de sus compañeros.

Insultos

«La única nota desagradable de la despedida — confesó el letrado Nieto Funcia a

Diario 16- fue la de Pardo Gayoso, ya que todos los compañeros del juicio,

incluido el fiscal y los defensores se manifestaron atentos conmigo.»

Según manifestó el abogado Nieto Funcia, el incidente se produjo a la puerta de

la sala de togas, y en presencia de dos generales y cuatro o seis abogados.

Los insultos se produjeron así:

Pardo Gayoso (dirigiéndose a Nieto Funcia): «¡Cerdo!»

Nieto Funcia (desenfadadamente): «¡Ya se nota!»

P. G.: «¡Je voy a romper la cara!»

N. F.: «¿Cuándo?»

P. G.: «¡Cuando quieras´»

N. F.: «Pues ya me dirás cuándo.»

El defensor Alfredo Nieto Funcia no quiso dar importancia a los insultos del

abogado Pardo Gayoso, colaborador de López Montero (defensor de Tejero) y que ha

sido gobernador civil de Jaén.

«El único calificativo que podría dar a Pardo Gayoso es el de irresponsable -

declaró esta mañana a Diario 16 Nieto Funcia— y todavía estoy dudando en

contárselo al decano del Colegio de Abogados de Madrid.

Sobre todo porque los insultos parten de un hombre que ayer estaba bien conmigo.

El cerdo es él y creo que a la hora de ejecutar las amenazas lo tendría que

pensar dos veces, porque a pesar de tener setenta y tres años nunca me encojo.»

A juicio del letrado Nieto Funcia, lo ocurrido está dentro del contexto que ha

motivado su renuncia: «Sencillamente porque me he negado a hacer una defensa

como la que ellos quieren.»

La recusación del abogado por su defendido, el teniente Vecino Núñez, se

produjo, como adelantamos ayer, a instancias de buena parte de los restantes

acusados, defensores y codefensores, quienes decidieron amordazar al letrado

monárquico y demócrata, después de que éste se negara a que le fueran censurados

una serie de párrafos de la intervención que había preparado.

Los párrafos defienden a ultranza el comportamiento del Rey («la actuación del

Rey es la más humana y la más digna que se ha contemplado», se aseguró a Diario

16) y reconocen que los golpistas incurrieron en el delito de rebelión militar:

«Sí la hubo, aunque fue rebelión sui géneris. Con arreglo al Código, los

rebeldes fueron Milans y Tejero; el uno con su comportamiento en Valencia y el

otro violentamente en el Congreso.»

Un tormento

«Yo disculpo a mi cliente, sí. Porque creo que ustedes no saben lo que pasa allí

(en el Servicio Geográfico del Ejército).

Es un tormento inaguantable. Las presiones se suceden día tras día y me

resultaba incómoda hasta mi presencia. Yo mismo presencié la disputa entre

Tejero y Cortina», agregó.

«El teniente Vecino -añadió- está bien defendido por mí. Hoy por hoy, tanto el

presidente como el fiscal y los relatores tienen una copia del escrito de la

defensa y la leerán con mucho interés.»

El letrato Nieto Funcia, que firmó ayer el escrito de renuncia y fue sustituido

por el nuevo defensor, el teniente de Aviación Antonio Hernández Gríñó, habla de

coacción a la hora de calificar las presiones y el hecho de que no se haya

dejado esa libertad de defensa.

Tras el incidente con el abogado Pardo Gayoso, la´ mujer de uno de los

inculpados entregó a Nieto Funcia un ejemplar de Diario 16 que incluía en su

portada la noticia de las presiones sobre el letrado de talante democrático:

«Los golpistas amordazan a uno de sus propios abogados.»

Pardo — ¡Cerdo!

Nieto — ¡Ya se nota!

Pardo — ¡Te voy a romper la cara!

Nieto - ¿Cuándo?

Pardo — ¡Cuando quieras!

Nieto - Pues ya me dirás cuándo...

 

< Volver