Redactor del bando de Milans     
 
 El País.    18/02/1982.  Página: 16. Páginas: 1. Párrafos: 6. 

DIEGO IBAÑEZ INGLES

Redactor del bando de Miláns

El coronel Diego Ibáñez, segundo jefe de Estado Mayor de la III Región Militar

cuando era capitán general Miláns del Bosch, ocupó durante la jornada del 23-F

un papel relevante en las acciones que se llevaron a cabo en Valencia.

Concretamente, estuvo reunido desde las ocho de la mañana con su superior, de

quien recibió la orden de redactar el bando por el que quedaba decretado el

estado de sitio en la ciudad del Turia y su territorio militar, si bien es

cierto que tanto el principio del escrito como el final fueron supervisados y

hasta redactados por el propio teniente general Miláns de Bosch.

El coronel Ibanez participó en la reunión que mantuvieron en Valencia, el 10 de

eneró del pasado año, el teniente general Miláns, su ayudante, el teniente

corone! Mas, Alfonso Armada, y sus respectivas esposas; almuerzo éste en el que

se decidió realizar, ocho días más tarde, una segunda parte de la misma en

Madrid, para analizar la situación política española del momento y las acciones

que pudieran

llevarse a cabo para solucionarla.

El entonces segundo jefe de Estado Mayor de Valencia fue el encargado, según las

conclusiones del fiscal, de mantener los contactos con Alfonso Armada, que se

encontraba en aquellos momentos en Lérida, como gobernador militar de la plaza.

El 19 de enero, Ibáñez se traslada a la ciudad catalana para informar al general

Armada de la decisión tomada el día anterior de retrasar momentáneamente la

toma violenta del Congreso de los Diputados.

Por su parte, Armada informó al enviado de Miláns de que próximamente se

trasladaría a Madrid,

porque iba a ser nombrado segundo jefe del Estado Mayor de! Ejército.

A primeros de febrero, tras la dimisión de Adolfo Suárez como presidente del

Gobierno, Ibáñez visita de nuevo a Armada. En este momento, por primer vez

Armada comenta, siempre de acuerdo con las conclusiones del fiscal, que la

solución podría ser la formación de un Gobierno presidido por él.

Una nueva entrevista entre ambos militares se produciría en Madrid el 16 de

febrero, para intercambiar inquietudes y opiniones.

Asimismo, fue el coronel Ibáñez e! encargado de preguntar telefónicamente a

Tejero si el golpe de fuerza podría realizarse el día 20 de febrero, a lo que

Tejero respondió con serias dudas, ya que no contaba en ese momento con la tropa

necesaria para la ocupación, por lo que se decidió aplazarla hasta la segunda

votación sobre la investidura como presidente del Gobierno de Leopoldo Calvo

Sotelo.

El bando que redactó el coronel Diego Ibáñez y firmó el capitán general de la

región contenía muchas coincidencias con la Declaración de guerra del 18 de

julio de 1936, firmada por el fallecido general Francisco Franco.

 

< Volver