Un muerto y ocho heridos por otra explosión de gas en Barcelona  :   
 Diez familias quedaron sin hogar, dos viviendas destruidas y un inmueble de cinco pisos en peligro de hundimiento. 
 ABC.    13/01/1973.  Página: 35-36. Páginas: 2. Párrafos: 10. 

ABC. SÁBADO 13 DE ENERO DE 1973.

Diez familias quedaron sin hogar, dos viviendas destruidas y un inmueble de cinco pisos en peligro de

hundimiento

HACE UNAS SEMANAS FUERON REVISADOS LOS CONTADORES DE UNO DE LOS

EDIFICIOS AFECTADOS, DONDE SE ENCONTRARON DOS ESCAPES DE GAS

UN MUERTO OCHO HERIDOS POR OTRA EXPLOSIÓN DE GAS EN BARCELONA

Barcelona 12. (Crónica ele nuestra Redacción, por teléfono. Un muerto, ocho heridos —dos de

gravedad—, diez familias sin hogar, dos casas destruidas y otra de cinco pisas en peligro de hundimiento

es el balance de una explosión de gas ocurrida a última hora de la tarde de ayer.

El suceso ocurrió en la calle Consortes Sans-Bernet, número 69, de la barriada de Horta. El estallido

provocó el derribo total del inmueble, que constaba solamente de planta baja, y en él estaba instalada una

tienda de confección. También se hundió la finca colindante número 67, que constaba de planta baja y

piso, en la que, afortunadamente, no estaba en aquellos momentos ninguno de sus moradores. También

quedaron afectadas las fincas números 63, 65, 76, 73, 80 y 82, estas dos últimas situadas en frente del

inmueble siniestrado. Pero el edificio más dañado fue el del número 71, que consta de planta y cinco

pisos. Tuvo que ser evacuado y apuntalado por los bomberos, por cuanto al haberse producido un gran

boquete en la planta baja se temió que pudiera hundirse. Según han manifestado los vecinos, la explosión

fue seca y muy fuerte, oyéndose a unos dos kilómetros por lo que en la calle no quedó cristal sano y

muchos cierres metálicos resultaron completamente abombados, cómo también los adornos de varios

edificios situados a más de un centenar de metros del lugar donde se produjo la explosión. También

sufrieron serios daños tres vehículos aparcados en el lugar.

Tras la explosión surgió. una llama en el edificio siniestrado, que llegó a alcanzar unos sesenta

centímetros de altura por unos treinta de diámetro, produciendo un pequeño incendio en el montón de

escombros que los bomberos sofocaron en diez minutos. Asimismo, empleados del gas procedieron a

abrir una zanja en la calle para cortar el suministro del mismo.

Aunque las causas de la explosión no han sido aún determinadas, todos los vecinos coinciden en que ha

sido a consecuencia de gas natural, instalado hace unos tres meses en aquel sector. Hace unas semanas,

los técnicos procedieron .a revisar los contadores y a uno de los in-quilinos de las viviendas afectadas le

aconsejaron que, ante dos escapes que habían encontrado en el contador, los cuales repararon, hicieran un

agujero en la pared que da a la calle para que hubiera mejor aireación.

 

< Volver