Se reabre el caso del gas natural y las explosiones     
 
 Informaciones.    08/02/1974.  Páginas: 1. Párrafos: 3. 

Se reabre el caso del gas natural y las explosiones

BARCELONA, 8. (INFORMACIONES.)

Una importante resolución de la Audiencia, a través de su sala tercera, vuelve a abrir la posibilidad de una

mayor investigación sumarial en torno al asunto del gas natural y las explosiones que tantas víctimas y

daños materiales han costado en Barcelona. Esta resolución —calificada en medios jurídicos de la ciudad

como «de extraordinario interés»— responde a lo solicitado por el Colegio de Ingenieros Industriales, en

su ejercicio de la acción popular, respecto a que hubiere lugar tanto a nivel de las empresas privadas como

a nivel de la Administración Pública.

Como queda, dicho la sala tercera de la Audiencia ha ordenado, por medio de un auto fechado el día 5 de

ios corrientes, estimar procedente el recurso de apelación interpuesto por el citado Colegio contra la

decisión del juagado de instrucción número 8, que rechazó todas las pruebas solicitadas por esa

Corporación profesional; diligencias de prueba que tienden a¡ aclarar los motivos de las explosiones de

gas acaecidas, a partir de la calle del Capitán Arenas, desde el mes de marzo de 1972. Los «magistrados

de la Audiencia, en contra de lo sostenido por el Ministerio Fiscal y por el instructor, y de acuerdo con la

defensa, que corre a cargo del abogado don Manuel Jiménez de Parga, han establecido la siguiente

doctrina:

«Considerando: que admitida una querella a trámite y mandado formar sumario para averiguar y hacer

constar la perpetración del delito, con todas las circunstancias que puedan influir en su calificación y la

culpabilidad de los delincuentes, es evidente que la petición hecha por el querellante de que se reciba

declaración a los qurellados debe estimarse necesaria y útil para la averiguación de la forma en que

ocurrieran los hechos y participación que en los mismos tuvieran las personas contra las que se dirige la

querella, por cuyo motivo procede revocar en este particular el auto apelado que confirma la providencia

de dieciocho de octubre del pasado año.»

 

< Volver