Puede ser el escandalo político del año. 
 Reforma sanitaria: El PSOE plagió a Fraga     
 
 Diario 16.    21/07/1979.  Página: 3. Páginas: 1. Párrafos: 13. 

Diario 16/2 l-julio-79

Información

Puede ser el escándalo político del año

Reforma sanitaria: E1 PSOE plagió a Fraga

MADRID, 21 (D16).-La «alternativa sanitaria» del Partido Socialista Obrero

Español (PSOE) coincide

literalmente en muchos puntos con un proyecto de reforma elaborado en 1976 por

encargo del entonces

ministro del Interior, Manuel Fraga Iribarne.

El ex ministro encargó al doctor Luís Cañada, actual subdirector general de la

Salud, un proyecto que

oficialmente entró en el Ministerio del Interior -por aquel entonces responsable

de la política sanitaria del

país- sólo unos días antes del cese de su titular, el 7 de julio de 1976.

La coincidencia de los textos -en muchos casos con puntos y comas incluidos-

puede constituir el mayor

escándalo político del año. La comparación de los mismos es, en este sentido,

significativa.

PSOE: Desde la clandestinidad

Los responsables de la política sanitaria en el Partido Socialista Obrero

Español son: Ciriaco de

Vicente, coordinador del área de salud; Javier Yuste, vicecoordinador, y el

doctor Donato Fuejo,

encargado de los temas de Salud Pública.

Fuejo manifestó ayer a DI6 que «el partido venia estudiando un proceso de

reforma sanitaria desde la

clandestinidad, después de que se cortara el enfoque progresista que se había

mantenido durante la

República»

«Durante los cuarenta años restantes -añadió- la sanidad española sólo se dedicó

a reparar al enfermo,

manteniendo un concepto de explotación para que la máquina del hombre estuviera

dispuesta a la

producción. Después del XXVII Congreso del Partido Socialista Obrero Español se

adoptó la política

sanitaria del mismo.»

Participaron las federaciones

«En la "alternativa sanitaria" socialista -según Fuejo-- han participado todas

las federaciones del partido

para conseguir un programa común conjunto, marcando ciertas peculiaridades.»

Indicó que también había colaborado intensamente la UGT a todos los niveles:

médicos, enfermeras ATS

y trabajadores de salud, así como colaboradores de fuera del partido.

«La reforma -dijo finalmente Fuejo- se concretó en dos tornadas sanitarias que

celebró el partido. La

última, hace aproximadamente unos diez meses. El PSOE coincide con las mismas

normas e indicaciones

y consejos que da a nivel internacional la Organización Mundial de la Salud.»

Críticas a UCD

El grupo socialista del Congreso dio a conocer el día 5 de este mes una crítica

al documento sobre

reforma sanitaria enviado por el Gobierno de UCD al Congreso de los Diputados,

tan sólo dos días antes.

Los socialistas manifestaban en su crítica que «basta analizar el documento de

UCD para darse cuenta de

que lo único que en él se analiza con cierta amplitud, no exenta de

superficialidad es la medicina

asistencial».

Los socialistas califican el documento centrista de «indigno del Parlamento»,

porque «metodógicamente

no se apoya en un previo estudio epidemiológico de base».

La crítica señala finalmente que «el documento de UCD es por todo ello,

rechazable e inútil».

 

< Volver