Autor: Llansá, Jaume de. 
 Crónica de Cataluña. 
 Golpe de Estado universitario  :   
 Protagonizado por Manuel Jiménez de Parga. 
 El Alcázar.    23/11/1976.  Páginas: 1. Párrafos: 18. 

"GOLPE DE ESTADO" UNIVERSITARIO

• Protagonizado por Manuel Jiménez de Parga.

(Una colaboración especial de JAUME DE LLANSA).— Después de los grandes acontecimientos que

han atraído la atención de multitudinarias masas españolas con protagonismos activos o pasivos —los

debates en las Cortes, últimas de un Régimen que devolvió a España su dignidad y su paz, la

manifestación del 20 de noviembre como homenaje y memoria de Franco y la ceremonia oficial en el

Valle de los Caídos: obra de Franco para todos los caídos de nuestra más trascendental contienda civil

— después de esos días tensionales, el cronista en Catalunya de EL ALCÁZAR se impone, por algún

tiempo, una andadura sosegada en la elaboración y transmisión de sus crónicas. Es posible que los

lectores sufran de carencia de actualidad rápida; sin embargo, pienso yo, ganaran en amplitud y variedad

de temas, en profundidad de tratamiento, que puede compensar el breve retraso que, naturalmente, separa

un envío por correo urgente de los que son hechos por "télex" o por teléfono.

DESARROLLO DE UN "GOLPE DE ESTADO" UNIVERSITARIO Y SUS ESCANDALOSOS

FLECOS

Ya me he referido a él en otra crónica. Se trata del que protagoniza, en primerísima y personalísima línea,

en la Universidad Central de Barcelona, el ilustre profesor granadino Manuel Jiménez de Parga, quien,

torpedeando por su "línea de flotación" al equipo rectoral de Fabián Estapé, consiguió ser aupado al

Rectorado mediante una maniobra escandalosamente antidemocrática —recuérdese que el ilustre profesor

siempre ha sido un "archidemócrata-antifranquista"—, utilizando una "Junta de Decanos", inexistente en

la normativa estatutaria de la Universidad —además, de los doce decanos sólo recibió seis votos incluido

el suyo, mientras los otros seis votaban en contra cuatro y dos se abstuvieron— consiguió su máxima

ambición: la de ser Rector, aunque la abrumadora mayoría del profesorado, del estudiantado también, le

califican de "Comisario-Rector".

Frente a todas las críticas que está recibiendo, sintiéndose fuerte con el apoyo del MEC a través de su

subsecretario, el ilustre profesor granadino —que tuvo duradera conversación con el vicepresidente y

ministro señor Osorio, al que dijo que se había dado la baja en "Convergencia Socialista"— está

desarrollando su "Golpe de Estado" con pujas cada vez más fuertes y "denunciadoras". Por eso, ha

proclamado que él ha sido el que pidió al Ministerio una investigación sobre la utilización de los fondos

estatales asignados a la UB, ocultando celosamente que mucho antes que el lo había pedido, todavía en el

cargo, Fabián Estape; pretende Jiménez de Parga salvarse y intentando ocultar que en su calidad de

Decano de Derecho, formaba parte de la Junta de Gobierno encargada, asimismo, de "conocer",

"distribuir" y "administrar" dichos fondos.

Las audaces jugadas de Jiménez de Parga —como lo han sido y son todas las suyas en política o en

colaboraciones periodísticas— , tiende, según sus cada vez más numerosos censores y acusadores,

saltando por encima de su "democratismo" hacerse en titularidad oficial con el Rectorado de la UB, para

lo que, dicen en los medios universitarios barceloneses, con el apoyo del Gobierno al que ha prometido

cesar en su critica periodística y ser su colaborador a todos los niveles; hacerse con el Rectorado, digo,

estrangulando el "Claustro General Democrático" —que así lo quieren y titulan los

mayoritarios—, amparándose en la "situación de emergencia de la Universidad".

No se puede pronosticar como resultará la intentona de este inteligente y maniobrero, también ilustre,

profesor y "Comisario-Rector que es don Manuel Jiménez de Parga; lo que sí me atrevo a pronosticar es

que muy posiblemente no habrá ni "Claustro General", ni tampoco "solemne inauguración del Curso":

saben los lectores que todavía no se ha inaugurado y eso que ya pasó el primer trimestre de la

apertura oficial de Curso en todo el ámbito universitario nacional. ¡Veremos muchas cosas aún!.

"JUSTICIA DEMOCRÁTICA" UN PELIGRO Y UNA OFENSA PARA LA JUSTICIA Y SU INDEPENDENCIA

De forma clandestina y por tanto, ilegal —convocando telefónicamente sólo a determinados periodistas e

informadores "simpatizantes"— se presentó a la Prensa (!) un "colectivo" que se autotitula "Justicia

Democrática", integrado —y esto ya- lo denuncié hace tres meses— por un indeterminado número de

jueces, fiscales y secretarios de Juzgados —locales, comarcales, de instrucción— de Catalunya pero con

la pretensión, que asumen, de extender su funcionamiento a "todo el Estado español", aunque, por ahora,

ostenta el título denominativo de "Justicia Democrática de Catalunya".

Propugna el establecimiento con dominio de "Tribunales catalanes", la creación, en una "Generalitat", de

la "Consellería de Justicia", inmediatamente la cooficialidad de catalán y castellano en los juicios a todos

los niveles actuacionales, denuncia la "anterior Justicia franquista", pide la supresión de ciertas leves

y de ciertos Tribunales, la disolución o el control judicial de ciertos Cuerpos Policiales, proclama su

adhesión a la "Assemblea de Catalunya" y asume sus puntos ya conocidos de "ruptura", reclaman una

"auténtica amnistía y el reconocimiento de las libertades individuales y nacionales y la autorización de

todos los partidos sin exclusiones"; finalmente, dicen que todos los Juzgados y Tribunales "tienen el deber

de juzgar y actuar democráticamente. Ninguno de los comparecientes "ante la Prensa (!)", dieron sus

nombres, ni sus cargos en Juzgados: ¡Natural!.

Si esta "Justicia Democrática" no supone un peligro y una ofensa a la JUSTICIA, así como un gravísimo

atentado contra su independencia, ¡que venga Dios y lo vea!.

Mi admirado José María Ruiz Gallardon, del que recuerdo un espléndido artículo suyo en "ABC" sobre

este delicadísimo asunto, tiene, de nuevo, tema para meditar y escribir, como ciudadano y como jurista

que es.

UN ARTICULO DEMOLEDOR CONTRA LA "OPOSICIÓN" DE TRIAS FRAGAS

Tomando como tema central "la huelga del día 12", el profesor, economista, distinguido político del

liberalismo democrático catalán —y no hay ironía en lo que escribo—, don Ramón Trías Fargas, ha

escrito en "La Vanguardia" el artículo más demoledor contra la llamada "Oposición que pueda concebir y

firmar cualquiera que no sea de esa "Oposición". Sin comentarios por mi parte, transcribo dos de sus

párrafos más contundentes.

"Alrededor de esta partida, que es la que parece contar en nuestro futuro, se mueven sin ninguna

capacidad de convicción unas fuerzas opositoras autodenominadas "rupturistas", trágicamente divididas,

frívolamente dirigidas por un equipo de señoritos sin precedentes en nuestra política, que se señalan

objetivos patéticamente desmesurados en relación a las escuálidas fuerzas que alcanzan a movilizar para

esos fines tremendistas". "La famosa "ruptura" se la inventaron precipitadamente en París, con ocasión de

la penúltima enfermedad de Franco, el señor Calvo Serer, el señor Carrillo y el señor Trevijano, tripleta

inverosímil si las hay, que no supo comprender que si el general Franco moría tranquilamente en la cama,

tal como sucedió, el Poder no quedaría en la calle. Y que, así las cosas, los objetivos maximalistas que se

señalaban a priori esos señores empezarían por resultar imposibles y acabarían por ser ridículos. Y desde

entonces la oposición cojea".

No es un comentario, es una observación: Ahora, esos "equipos de señoritos sin precedentes en nuestra

política",- tienen la Ley de Reforma Política, con su sistema proporcional para acogerse a él

"democráticamente".

PROLIFERACIÓN DE CURRINCHES EN EL PERIODISMO

No tienen ni profesionalidad, ni cultura general, ni conocimiento serio de problemas y de contextos

ciudadanos, políticos, económicos, etc. No saben, ni siquiera, escribir correctamente, ni en castellano ni

en catalán. Pero, ¡ah!, "son" corresponsales de diarios de Barcelona, porque los profesionales

"provinciales" auténticos no pueden con todas las corresponsalías. Por no saber, no saben estar en una

reunión, en una comida de trabajo, en cualquier acto serió político y de gobernación de una ciudad o una

provincia. Son fatuos, porque no tienen entidad y suplen con su fatuidad y su grosería, en ocasiones, su

carencia de todo lo que necesita tener un profesional del Periodismo. Las mas de las veces son empleados

de una "Gestoría" o de un comercio, o de un Banco, también se da el caso de que no tengan oficio ni

beneficio. Circulan como dueños y señores que no permiten "ofensas" a "su trabajo". Olvidan, o no

quieren saber, que ninguna autoridad, ni entidad pública o privada, tiene porqué "invitar" a ruedas de

Prensa, a reuniones, a almuerzos o cenas de trabajo informativo a quien no acredite ser un profesional del

Periodismo: y se molestan, gritando que se "discrimina a algunos periodistas (que no lo son)", cuando no

reciben invitación para un acto de los aludidos; y cuando esto sucede, pretenden que la Asociación de

Prensa salga a "reparar la ofensa defendiendo los derechos de los periodistas maltratados".

Lo sucedido recientemente en Gerona —según me ha relatado un buen amigo y colega gerundense

sobrepasa todo lo delirante de estos currinches del sufrido Periodismo español hodierno.

 

< Volver