Autor: Llansá, Jaume de. 
 Crónica de Cataluña. 
 Divergencias entre el Consell y la Assamblea  :   
 En relación con la reforma y el referéndum. 
 El Alcázar.    27/11/1976.  Páginas: 1. Párrafos: 10. 

En relación con la reforma y el referéndum

(Una colaboración especial de JAUME DE LLANSA). Las dos más relevantes "firmas" de

"Mundo Diario", el comunista sucursalista Jordi Solé-Turá, y el notorio Pedro Calvo Hernando,

su cronista madrileño, en el mismo número del periódico__el del miércoles_ cargan a fondo

contra el Gobierno Suárez y su Referéndum para la Reforma Política, así como, principalmente

y a cargo de Calvo Hernando (Pedro), con la mayor dureza contra la dureza del ministro Martín

Villa frente a los partidos ilegales y la postura adoptada por ellos frente a la consulta próxima.

Solé-Turá pone "como chupa de dómine" a la Reforma y al Referéndum, descalificando a la

una y al otro. Y Calvo Hernando (Pedro), en su crónica, denuncia que "ante la dureza

gubernamental puede echarse todo a rodar" y que "el camino a la democracia se haría

intransitable con una desgraciada gestión del Referéndum". Naturalmente, es comprensible la

postura de ambos ilustres colaboradores de "Mundo Diario": Solé-Turá, comunista "catalán", se

aterra a la "plataforma" exigente de su PSUC y de los "colectivos" en los que figura que, como

se sabe, exigen una serie de exigencias -perdón por la redundancia- radicales para poder

participar en un "Referéndum democrático"; de las servidumbres opinantes de mi dilecto colega

de Madrid prefiero no decir "ni pío".

Los "colectivos" que agrupan a la llamada "oposición democrática catalana" —el "Consell" y la

"Assemblea"— no se muestran acordes en su determinación opositora o condenatoria de la

Reforma y del Referéndum. Mientras la "Assemblea" anuncia hará campaña por la abstención,

de acuerdo con lo señalado en el comunicado de la reunión de Valencia, linealmente y sin

fisuras, el "Consell" no ha podido tomar una decisión unánime puesto que el partido socialista

del senyor Pallach y el democristiano del senyor Cañellas están dispuestos a votar y participar,

lo que ha provocado serias tormentas en este "colectivo" y fricciones entre dichos dirigentes y

los de los de los otros "partidos" que lo integran. Otros grupúsculos como el "Partit Carlí

Catalá", el "Moviment Comunista" (radical y del que es figura vistosilla Amparo Pineda que

presume de periodista) y el "Partit Socialista d´Alliberament Nacional" (nacionalista separatista

de cariz comunista), por su parte y en un inevitable "comunicado" proclaman que son

"partidarios del boicot activo" a la Reforma y, por tanto, al Referéndum.

Siguiendo en el tema pero desde otra vertiente, se afirma en ciertos medios que el Gobierno

destina cuatrocientos millones de pesetas para la "promoción del Referéndum" sólo para

Catalunya.

Los "mencheviques" y los "bolcheviques", perdón, los "minoritarios" y los "mayoritarios" de las

CC. OO. —los primeros se han escindido de los segundos porque éstos, unilateralmente,

acordaron constituirse en "Central Sindical unitaria", claro que totalmente bajo la dirección del

partido comunista, el "español" y el "sucursalista" catalán—, no dejan pasar día sin andar a la

greña y tirarse argumentos como ladrillos contundentes compuestos por acusaciones,

respuestas denunciadoras y aivadas acusaciones de "antidemocrática conducta", de

"autoritarismo" o "desviacionismo", de "traicionar a la base" en huelgas importantes —en

Catalunya— como las de "Motor Ibérica", la del "Baix Llogregat" y la de Correos. Y,

¡naturalmente!, "mencheviques" y "bolcheviques", perdón, "minoritarios" y "mayoritarios",

sostienen que son los "legítimos representantes de la clase trabajadora". ¡Pues, bueno!.

Del "frigorífico" congelador y congelante de la comunista Hungría, concretamente de la

"comunista democrática y popular" Budapest, se "nos mandó" a Barcelona, en comodísimo

viaje aéreo, al casi cadáver momificado Vidiella, fundador de la sucursal comunista catalana, el

PSUC, antes de nuestra guerra después de haber traicionado al PSOE y a la UGT. Con sus

ochenta y seis años, amorosamente conservados en aquel "frigorífico", el senyor Vidiella fue

besado, estrujado, ensalzado y casi, casi, "poseído". Unos cuantos "entusiastas" bien

convocados y "atraillados", le rodearon de besos y emociones, entre ellos los tres sectores de

las tres Universidades barcelonesas figurando en lugar destacado el archidemócrata senyor

Laporte. No acudieron, a pesar de haber sido insistente y apremiantemente invitados, los

dirigentes de los partidos "demócratas catalanes". Y en un hotel se montó, por todo lo alto, sin

autorización gubernativa, un mitin comunista en el que el viejísimo Vidiella lanzó una "lección

sobre democracia" a la intención del Gobierno de Su Majestad. ¡ Así, cualquiera!

En esta ocasión no podemos asentir plenamente, sin matizaciones que hoy y aquí no vienen al

caso, con la imposición contenida en un artículo reciente en "La Vanguardia" del profesor y

banquero Ramón Trías Fargas. Transcribo el párrafo cuestinado sin comentarios: "En materia

cultural, los inmigrados tienen que hacer un esfuerzo para comprender y hablar nuestra lengua

y por conocer y apreciar nuestra historia y nuestra tierra. No hay otro camino. Por otro lado, no

harán más que lo que hemos hecho nosotros aprendiendo su lengua y estudiando su cultura.

Nosotros respetaremos su herencia cultural, que conocemos, y ellos harán lo mismo con la

nuestra. A partir de aquí. Dios dirá. No será la primera vez que Cataluña ha sido un crisol de

etnias y de culturas. Queda claro, en todo caso, que no se pide nada que no hayamos dado

nosotros". ¡Caramba, con el profesor de "izquierda liberal"......! (Esto no es un comentario).

El dinámico don Gonzalo Fernández de la Mora estuvo en Barcelona. Tuvo reuniones con

exponentes de grupos relacionados con "Alianza Popular"; celebró reuniones y cenas de

trabajo; mantuvo entrevistas periodísticas; desmintió el rumor —que se vio en "letras de

molde"— de su separación de la "Alianza", y terminó afirmando que "hay porvenir en Cataluña

para la "Alianza Popular", así corno para el grupo UNE que preside. De otra parte, en la calle

Canuda en un local próximo al del ahora conflicto "Ateneu" presidiendo los retratos de José

Antonio y de Franco, fue presentado a los medios informativos "Fuerza Nueva", sus

delegaciones Provincial y Comarcal. El presidente regional y provincial, José Ruiz Hernández,

flanqueado por el vicepresidente (Moreno Perales), el secretario general (Mario Ramón de

Oms), secretario técnico (Fernandez Esteban) y el administrador (Ogazón Balboa), después de

señalar que "no estamos de acuerdo con la reforma que "F. N" defenderá por todos los medios

a su alcance la unidad de la Patria, concedida como unidad de Historia, de convivencia y de

destino en lo universal", sosteniendo que "el Estado velará por la integridad y pureza del idioma

español, vínculo de unidad y entendimiento entre todos los españoles". ¡Buen "recado" para el

senyor Trias Fragas! (Vea el lector lo que queda transcrito más arriba).

Si Dios o algún terremoto político no lo remedia, y según lo que se mantiene "increscendo" en

medios interesadísimos!, el senyor ministro Martin Villa se va a salir con la suya de arrojar del

sillón de la Alcaldía de Barcelona al senyor Viola Sauret e instalar en él, ¡muy

democráticamente", por cierto!, al admirado e inteligente senyor Socías Umbert. Claro que

dicen que será un "alcalde provisional hasta que se celebren elecciones municipales

democráticas", y que se dedicará a "modificar la "Carta especial" del Ayuntamiento"; y, añaden,

que lo que importa es "hacer saltar a Viola".

Es de esperar y de desear que el hábil e inteligente, y maniobrero, ex franquista, ex sindicalista

"vertical", dilecto colaborador del ministro de la Gobernación, resuelva todos los problemas que,

dicen, no ha podido resolver el senyor Viola por "no ser demócrata ni haber sido designado

democráticamente" Problemas: funcionarios del Municipio, reivindicaciones de bomberos y

policías municipales, vialidades y planes parciales, guarderías y situaciones deficitarias de los

barrios, relaciones "democráticas", ¡claro!, con las Asociaciones de Vecinos, parques públicos,

y un larguísimo etcétera!. El senyor Socías es muy capaz de hacerlo....... porque, ¡ah!

es demócrata y reformista. Puede, incluso, hacer que el Gobierno "centralista" le facilite los

fondos o los créditos bancarios para resolver todos los graves problemas de nuestra Barcelona

¡Que Dios le ayude!.

 

< Volver