Don Manuel Fraga, en Las Hurdes. 
 Venimos a ofrecer el cumplimiento de la misión del estado de hacer justicia     
 
 Informaciones.    23/02/1976.  Página: ?,3. Páginas: 2. Párrafos: 13. 

«VENIMOS A OFRECER EL CUMPLIMIENTO DE LA MISIÓN DEL ESTADO DE HACER

JUSTICIA))

• CONSTITUIDA LA COMISIÓN ESPECIAL PARA EL FOMENTO DE LA COMARCA

• MANIFESTACIÓN AUTORIZADA EN CACERES

CACERES, 23. (INFORMACIONES y agencias.)

LA Comisión para el Desarrollo de Las Hurdes —cuyo espíritu definiría muy bien el señor Fraga Iribarne

diciendo que no habrán llegado hasta allí para «ofrecer ninguna limosna, que los propios hurdanos le

arrojarían a la cara con toda la razón del mundo, sino el cumplimiento de la misión del Estado de hacer

justicia»— no tenía mejor lugar para constituirse que el elegido ayer; ni salones ni despachos:

Nuñomoral, población del mismo corazón hurdano. Allí fueron ayer las autoridades y alfi acudió con

esperanza, con pasmo, la gente hurdana, entre recelosa, atónita y agradecida a aquel hombre dinámico e

inquieto, cuyo nombre repetían, que lo visitaba todo, que lo deseaba conocer todo, que recibió a cuantas

personas quisieron acercarse a él y que se metió en la casa más humilde de caulquier alquería perdida.

A la una de la tarde llegó a Nuñomoral el grupo de autoridades; el señor Fraga presidia la constitución de

comisión; estaban loa directores generales de Sanidad, Administración Local, Asistencia Social. Obras

Hidráulicas, Carreteras, Promoción Industrial y Tecnología, Servicios S o c i ales, I.N.I., Iryda, delegados

nacionales de Provincias y Deportes, y luego ya las de orden provincial. Gente, mucha gente; vecinos con

pancartas, pero no con tantas como necesidades. Una sencilla mujeruca p i di ó —a modo de bienvenida,

¿y qué mejor en un lugar donde se carece de todo?— dos cosas elementales: que cese su leyenda negra

particular y trabajo.

Sin propósito de responderla en concreto, pero con la intención de llegar a todos, el p r e s i dente de la

Diputación P r o v i ncial de Cáceres dijo precisamente que el criterio básico, seguido para la elaboración

del plan de fomento de Las Hurdes, habrá sido la creación de puestos dignos de trabajo en las propias

Hurdes, sin erradicar a nadie.

Luego habló el señor Fraga, y recordó que en 1908, una España pobre y dividida descubrió con asombro

que existía dentro de ella una comarca sin caminos, médicos ni escuelas y de la que veinte años más tarde

diría el doctor Marañón que era una inmensa enfermería.

Señaló que traía a Las Hurdes un mensaje del Rey, un especial saludo y el testimonio de que no olvida su

visita y desea continuar la labor, iniciada por su abuelo y quiere ser muy especialmente el rey de los

hurdanos.

visiblemente emocionado, el señor Fraga Iribarne, dijo que con la visita a Las Hurdes tenia el corazón, en

parte, encogido y en parte ensanchado por lo que el hombre había sido capaz de hacer, que aquí le reitera

a cualquiera la fe en el espíritu humano. "Este es el lugar mejor que ninguno para hacer un acto de fe y

esperanza en el futuro de nuestro país." Afirmando que no existe libertad ni democracia más que en un

orden de respeto mutuo y convivencia Que haga posible el trabajo y la tarea por una mayor justicia, el

ministro de la Gobernación fue categórico que: "ya no es posible que los que ya tienenen mucho sigan

pidiendo más y se olviden de los que tienen menos".

Prometió luego que los puntos del programa que dependen directamente de su Departamento van a

ponerse en marcha inmediatamente y los de otros Ministerios tendrán que hacer inversiones de mayor

importancia, por lo que tal vez su estudio requiera un poco más de tiempo. El decreto de creación de esta

comisión —dijo— va a ser mejorado si el Gobierno aprueba su propuesta, incorporando a los alcaldes de

los cinco Ayuntamientos hurdanos.

Tras un breve almuerzo, el señor Fraga Iribarne y sus acompañantes visitaron en helicóptero La Alberca,

Aldehuela y Hervás, además de s o b r e v olar todas Las Hurdes. En Hervás, se despidió de las

autoridades provinciales y locales y regresó a Madrid en helicóptero.

MANIFIESTACION EN CACERES

A mediodía del sábado, don Manuel Praga llegó a Cáceres, acompañado de su esposa.

Ante el Gobierno Civil se habían concentrado u n o a centenares de estudiantes de la división cacereña de

la Universidad de Extremadura, que portaban varias pancartas en las que podía leerse: ""Más escuelas y

menor burocracia", "Enseñanza popular" y otras. Los estudiantes prorrumpieron en gritos de "Hechos, si;

promesas, no" y "Fraga, escucha; Extremadura está en la lucha". Este último estribillo ha sido repetido

durante el tiempo en c.ue ha estado en el Gobierno Civil. El grupo manifestante ha estado vigilado por la

fuerza pública, que no ha tenido que intervenir. El ministro, incluso, ha recibido a una representación del

grupo manifestante.

Se da el caso curioso de que el gobernador civil que lo ha recibido y acompañara en el recorrido, señor

Gutiérrez Duran, fue relevado de su cargo en el Consejo óje ministros del viernes, y hoy lunes habrá de

abandonarlo, ya que jurará el nuevo gobernador don Luis Gómez de Pablos, actualmente alcalde de Avila.

Ello y el Inesperado recibimiento de los estudiantes han creado una situación tensa a lo largo de toda la

jornada cacereña del ministro.

 

< Volver