Según estimación del Gobierno en la sentencia contra el capitán Milans del Bosch. 
 El Consejo de guerra apreció dos veces una misma circunstancia atenuante     
 
 ABC.    17/11/1981.  Páginas: 1. Párrafos: 6. 

Según estimación del Gobierno en la sentencia contra el capitán Miláns del Bosch

El Consejo de guerra apreció dos veces una misma circunstancia atenuante

MADRID. El Gobierno decidió recurrir contra la sentencia dictada al capitán

Miláns del Bosch, al estimar que el Consejo de guerra apreció dos veces una

misma circunstancia atenuante, para Imponer la pena de un mes y un dia de

arresto menor, según han informado a Europa Press fuentes solventes. En el caso

del coronel Graíño, el Gobierno consideró que el Consejo de guerra había

realizado una calificación no acorde con lo establecido en el artículo 437, 4a)

del Código de Justicia Militar, para Imponer la pena de dos meses y un día por

falta grave.

Respecto a la sentencia del capitán Miláns del Bosch, las referidas fuentes han

señalado que, a juicio del Gobierno y una vez consultados expertos jurídico-

militares, el fiscal apreció ya la escasa publicidad de las injurias al jefe del

Estado como circunstancia atenuante; para rebajar la perra en su extensión

mínima, solicitando por ello seis meses y un día de arresto mayor, en fugar de

pena de prisión.

«Sin embargo, el Tribunal —han añadid volvió a utilizar la misma circunstancia

para imponer en su extensión mínima (un mes y un día) la pena correspondiente.

No se puede aplicar una misma circunstancia atenuante, para primero rebajar la

pena en un grado, de la escala de prisión a arresto, como hizo el fiscal, y

luego imponer la extensión mínima, tal como concluyó el Consejo de guerra. Con

ello se vulnera el artículo 61, párrafo 4.°, del Código Penal.»

En cuanto a la sentencia dictada contra el coronel Graíño, condenado a dos meses

y un día de arresto por falta grave, las referidas fuentes han comentado que una

correcta interpretación hubiera sido aplicar el artículo 443 sobre «faltas

leves» por ligera irrespetuosidad que infiere perjuico al buen régimen de jos

Ejércitos, o de afectar al prestigio de la, institución militar.

El Consejo de guerra incluyó las expresiones vertidas por- el coronel Graíño en

una cartas enviada a un periódico madrileño en el artículo 437, 4/a sobre faltas

graves, con que se castigan a los militares que acuden a la Prensa con escritos

contrarios a la disciplina o al respeto a la Constitución, al Jefe del Estado,

al Gobierno, al ministro de Defensa, a las autoridades militares y a superiores

jerárquicos.

ACLARACIÓN

Por un involuntario error, que aclaramos con estas líneas, en el «Hilo directo»

del pasado viernes, 13 de noviembre, se adjudicaba un ligero incidente, ocurrido

durante los careos del 23F, al coronel Ibáñez cuando, mejor informados, hemos

podido saber que fue el teniente coronel don Pedro Mas. En otro momento de dicha

crónica se habla de don Pedro Ibáñez, cuando en realidad, y como habrá advertido

el lector, se trata del coronel don Diego Ibáñez.

 

< Volver