Autor: Siquera, Antonio. 
   El servicio secreto detectó una nueva trama golpista     
 
 Diario 16.    28/04/1981.  Páginas: 1. Párrafos: 12. 

DÍario16/28-abril-81

El servicio secreto detectó una nueva trama golpista

Antonio SIQUERA

Madrid - Los Servicios de Información de Defensa detectaron la posibilidad de

que ciertos sectores minoritarios de mandos medios militares estuviesen

organizando una segunda intentona de golpe militar, según pudo averiguar DIARIO

16 3n fuentes informadas.

Esta posibilidad fue denunciada por el Centro Superior de Información de la

Defensa (CESID) al Gobierno en la evaluación semanal de finales del mes de

marzo, que reciben algunos miembros del Ejecutivo, concretamente el presidente y

los ministros de Defensa, Interior y Asuntos Exteriores. Según la misma, los

nuevos golpistas no cuentan con generales.

Este tipo de organización responde a criterios de los sectores minoritarios

dentro de las Fuerzas Armadas y ya han corrido panfletos por medios militares en

este sentido. Uno de éstos señala una importante presión militar en la salida de

Suárez, presión que fue desmentida, y en todos se ataca la figura del Rey.

Intoxicación

La opinión de los expertos sobre estos panfletos es que se trata de documentos

de intoxicación informativa, pero toda intoxicación suele realizarse con algún

soporte real para que tenga credibilidad.

En estos folios mecanografiados se habla de la existencia de dos golpes que

confluyeron en uno solo. El fracaso del más duro podría servir para una

pretendida depuración en las Fuerzas Armadas, según los autores del mismo, con

lo que cualquier tipo de cambio en los destinos militares vendría a ser

rápidamente denunciado por la prensa de extrema derecha como un intento de

purga.

En los mismos también se habla de una estructura que funciona para la

preparación de un golpe militar desde hace años, estructura que no ha sido

detectada y que está formada por mandos medios del Ejército y sin contar con los

generales. Este extremo viene a coincidir con la evaluación semanal de los

servicios secretos a la que se refiere el principio de esta información.

Londres

Otro aspecto que abre interrogantes y del que se han hecho escaso eco los medios

de comunicación es la marcha al extranjero del capitán Sánchez Valiente de la

Guardia Civil.

Según las primeras noticias oficiales, este capitán, procesado, se encontraba

desaparecido y no tenía nada que ver con el asalto al Congreso. Sin embargo,

DIARIO 16 pudo saber (ver número del día 24-III-81) que Sánchez Valiente se

encontraba en Londres viviendo con su familia política, puesto que esté casado

con una inglesa. El capitán citado salió durante la madrugada del Congreso y

emprendió un viaje cuyo destino final fue Londres. Como se recordará, en el

documento de la rendición de Tejero se decía que había oficiales que querían

salir al extranjero.

Según algunas versiones no confirmadas, el capitán Sánchez Valiente era portador

de documentos que le fueron confiados por Tejero y que hoy se encuentran en una

caja fuerte en la capital británica. Tejero, según estas versiones, aun

sabiéndose perdido, no se rindió hasta las doce del mediodía, al tener

constancia de que esos documentos estaban a buen recaudo.

Lo cierto es que la capital londinense ha sido noticia de nuevo, cuando hace

unos días el teniente general José Gabeiras Montero, jefe del Estado Mayor del

Ejército, cambio de planes respecto

al agregado milita. En principio, un determinado teniente coronel debía ocupar

aquel destino, pero a última hora el mando militar decidió que fuese el teniente

coronel Meer de Rivera el destinado a Londres. El teniente coronel Meer de

Rivera es hermano del que fue gobernador civil de Mallorca en época de Franco y

conocido por sus ideas integristas.

Milans-Tejero- Atares

Por último, y según pudo saber DIARIO 16, semanas antes del golpe militar del 23

de febrero el teniente general Jaime Milans del Bosch, entonces capitán general

de Valencia, mantuvo al menos una reunión con el teniente coronel Tejero. El

encuentro tuvo lugar en torno a una mesa del restaurante El Pesacador, en la

urbanización Casas de Alcanar, cercana a Vinaroz, y asistieron otros militares,

entre ellos, el general de la Guardia Civil Juan Atares Peña. Este general, que

fue procesado y absuelto por los insultos que dirigió al entonces ministro de

Defensa, Manuel Gutiérrez Mellado, en Cartagena,´ también se había entrevistado

con otros dos generales en Jaca una semana antes del golpe militar.

La evaluación de los servicios secretos del Ministerio de Defensa de la última

semana de marzo contemplaba la posibilidad de que un grupo a nivel de mandos

medios del Ejercito preparase otro golpe militar sin contar con generales, según

pudo saber DIARIO 16.

 

< Volver