Ayer, en una conferencia. 
 Pérez Escolar propugna el indulto para los implicados en el 23-F     
 
 ABC.    27/05/1981.  Páginas: 1. Párrafos: 7. 

Aver en una conferencia

Pérez Escolar propugna el indulto para los implicados en el 23-F

MADRID. «Mi demanda consiste en la aplicación del derecho de gracia, por vía de

indulto, a todos los implicados en los sucesos de los días 23 y 24 de febrera»,

ha manifestado Rafael Pérez Escolar en una conferencia titulada «Constitución y

Fuerzas Armadas» en el club de la Asociación Independiente,

«Es una clemencia que pido con ,alcance amplísimo, pues se extiende tanto a los

partícipes, una vez decididas sus conductas, como a los políticos de dentro y

fuera del Parlamento para la purificación moral de sus errores. Todo ello

después de un juicio en que la celeridad del procedimiento se haga compatible

con todas las garantías que la ley dispensa al justiciable y sin que se intente

turbar públicamente la serenidad de ánimo de los jueces.

«Que nadie vea en esta súplica de indulto la más leve sombra de condescendencia

hacia el terrorismo.»

«Sólo una voz, la del Rey —dijo— se levantó para acallar todas las demás e

invitarnos al sosiego. En este marco de colaboración que trató el Monarca puede

ser útil encajar una interpretación imparcial de nuestro derecho positivo en

torno a una materia —el tratamiento de las FAS— en la Constitución del 78, que

delata la necesidad de soluciones normativas con profundas implicaciones

políticas.»

Añadió que hay un pacto de silencio sobre el recto significado de los artículos

8 y 62 de la Constitución y que hay que vencer esta inercia. Indicó que las

Fuerzas Armadas se les ha señalado en esos artículos misión y poder y que se

hace preciso averiguar su naturaleza.

«Las Fuerzas Armadas forman una pieza de la sociedad española,de suerte que los

problemas de esa comunidad le son inherentes, por lo que no deben quedar

relegadas a la categoría de instrumento que en cualquier caso actúe sin más al

dictado del Gobierno.»

Pérez Escolar analizó la potestad efectiva de la Corona cuando la Constitución

atribuye al Rey el mando supremo de las FAS y examinó las facultades atribuidas

al Rey por la Constitución en cuanto a la moderación y el arbitraje.

 

< Volver