Autor: Solana, Luis . 
   García Bloise tiene razón     
 
 Diario 16.    01/09/1981.  Página: 3. Páginas: 1. Párrafos: 16. 

Diario 16/1 – septiembre – 81

OPINIÓN

LUIS SOLANA

Diputado del PSOE.

García Bloise tiene razón

DIARIO 16 ha lanzado un dardo editorial envenenado contra la secretaria de organización del PSOE,

Carmen García Bloise. Con la confianza que me da el ser inquilino de estas páginas de vez en cuando;

con la prudencia que me aporta haberme acercado hace tiempo a la institución militar, y con la

parcialidad (no hay duda) a que da lugar el tener en el bolsillo un carnet del PSOE, voy a llevar la

contraria a la línea editorial de este periódico.

Sinceramente creo que Carmen García tiene razón al decir que el Gobierno ha cometido un error al

apuntar en su haber el supuesto pensamiento de las Fuerzas Armadas en el tema de la OTAN.

El tema de fondo no es si ha hecho bien o mal el Gobierno ni poner en la balanza si las Fuerzas Armadas

están o no a favor de la entrada de España en la OTAN, sino si ha sido correcta una consulta previa sobre

un tema de opciones políticas tan explícita como el si o el no a la OTAN. Si la pregunta se ha producido,

la única respuesta constitucional de la Junta de Jefes de Estado Mayor sería ésta: «Habiéndosenos

consultado por el Gobierno de la nación si las FF AA podrían organizar la defensa de España en el seno

de la OTAN, hemos evaluado medios y fines y estamos en condiciones de ofrecer al Gobierno el

correspondiente plan de defensa nacional.» Esta seria la única respuesta que el Gobierno podría hacer

pública si tuviera un sentido profundo de la Constitución y de las FF AA, cosa que —a pesar de sus

esfuerzos— no termina de asimilar plenamente.

Operación espejo

En una exacta operación espejo, un dia la Junta de Jefes de Estado Mayor podrá decir al Gobierno y éste

hacer público por boca de su presidente, don Felipe González, lo siguiente: «Habiéndosenos consultado

por el Gobierno de la nación si las FF AA podrían organizar la defensa de España dentro del marco

occidental y sin incorporarnos a la OTAN, hemos evaluado medios y fines y estamos en condiciones de

poder ofrecer al Gobierno el correspondiente plan de defensa nacional.»

Pero ni en uno ni en otro caso la respuesta de la JUJEM puede ser que a las FF AA les gusta o no les

gusta la entrada de España en la OTAN. Atiéndase al matiz porque ahí esta el quid de la cuestión en las

relaciones entre el Gobierno constitucional y las FF AA.

Recientemente he escrito en estas mismas paginas, glosando a Emilio Romero, que estimo que el

Gobierno debe negociar y consultar cuestiones diversas con las FF AA como un colectivo importante que

es y que no puede ser simplemente una máquina ciega a las órdenes de un mando, sino racional y

humana.

Pero hay que conocer bien cuáles son los cauces y las fórmulas de este sistema de comunicaciones. Lo

que no me explico es que el redactor del editorial que da pie a este articulo no se haya percatado del

portillo que abre con su palmetazo a Carmen García Bloise.

¿Qué diría ese redactor si mañana el Gobierno hace pública la posición de la JUJEM a su consulta sobre

los recientes pactos autonómicos? Ya se que se me dirá que ese no tiene que ver con la defensa. Y yo les

digo que no es cierto, que un Estado de las autonomías incide en la defensa: en la movilización, en el

despliegue, en la organización interna, en la enseñanza y en más cosas aún a poco que lo analicemos.

Por ello el Gobierno o el ministro de Defensa podrían haber pedido una evaluación de las consecuencias

militares y de defensa de dicho acuerdo —que las puede tener—, pero nunca podría hacer público frente a

los que se oponen al pacto que las FF AA están de acuerdo —o no— con el pacto. Seria el final.

Bien hecho

Ha hecho bien Carmen García Bloise en dar un palmetazo al Gobierno para que cuide forma y fondo

cuando trate temas que se relacionen con las FF AA.

Ha hecho bien Alfonso Guerra en respaldar a la secretario de organización utilizando iguales

razonamientos.

Me atrevo a decir que hará bien Felipe González si, en el inminente debate sobre la OTAN, recalca, al

hilo de la discusión parlamentaria, cómo se debe relacionar un Gobierno constitucional con las FF AA

aquí y ahora y cómo lo haría use Gobierno bajo su presidencia si llega el caso.

De alguna manera el comentarista de DIARIO 16 ha dejado entrever una de las claves del problema

OTAN sí, OTAN no. Para muchos atlantistas el asunto quiero presentarse como militar. No es cierto

estrictamente. La opción es eminentemente política y sólo complementariamente o de forma derivada,

militar. Parece como si dentro de una treintena de años va a hacer falta que otro Ángel Viñas escriba otro

libro que ahora, en vez de analizar cómo y por qué se firmaron los acuerdos con los EE.UU., explique el

origen político de por qué entró España en la OTAN en aquel difícil curso 81-82.

¿Quiere todo esto decir que el ministro de Defensa no debe conocer el estado de ánimo de los miembros

de las FF AA con respecto a la OTAN? Naturalmente que debe. Y no sólo sobre la OTAN, sino sobre

otros muchos temas de actualidad o de futuro.

¡Cuántos sinsabores nos hubiéramos ahorrado los españoles si se hubiera llevado desde el palacio de

Buenavista una eficaz política para conocer qué piensan las FF AA, y de hacer saber a las FF AA el

porqué de muchas decisiones! Pero que no se confunda el saber con el dar aval público a una política

concreta y coyuntural que, por definición, es susceptible de modificarse cada cuatro años, como mínimo.

No digo que los socialistas no hayamos cometido errores en nuestra concepción de las relaciones con las

FF AA, pero (sin recalcar demasiado que el Ministerio de Defensa no ha tenido todavía un gestor del

PSOE para todo el territorio nacional) no tengo la menor duda de que Carmen García ha definido muy

bien no las relaciones PSOEFF AA, sino las relaciones Gobierno (cualquiera que sea éste) FF AA. Mi

discrepancia, pues, con DIARIO 16 y mi solidaridad con la secretaria de organización del PSOE.

 

< Volver