Los opositores critican duramente al tribunal. 
 Ya hay profesores de enseñanza en catalán     
 
 Diario 16.    20/08/1979.  Páginas: 1. Párrafos: 10. 

Los opositores critican duramente al tribunal

Ya hay profesores de enseñanza en catalán

BARCELONA, 20 (D16).— Los Institutos de Bachillerato de Catalunya cuentan ya para el próximo

curso con treinta y un profesores agregados, surgidos de las recientes oposiciones restringidas.

Las oposiciones, que tenían previsto cubrir cuarenta plazas para enseñantes del idioma catalán, sólo han

cubierto treinta y una, quedando veinticinco aspirantes en la Cuneta.

A estas plazas de numerarios salidos de las pruebas restringidas habrá que añadir las que resulten de las

oposiciones libres que actualmente se están celebrando.

Ei resultado del primer ejercicio de estas oposiciones es de cerca de setenta aprobados, casi la mitad de

los aspirantes.

En total, los Institutos catalanes tendrán ciento cuatro numerarios: cuarenta plazas provenientes de las

oposiciones restringidas, un número igual de las libres, y veinticuatro de catedráticos, que surgirán de las

oposiciones convocadas para el 3 de septiembre.

Pero en Barcelona, las criticas surgen a la política llevada por el tribunal de oposición, que dejó nueve

plazas sin cubrir, y cuyo destino desconocido ha sembrado la inquietud entre los docentes.

También los opositores se quejan de la dureza de las pruebas, que son mucho más largas que las

realizadas en otras materias, destacando el trato discriminatorio que esta especial exigencia significa para

los profesores de catalán. A ello se añade el hecho, común á todas las oposiciones, de que los

conocimientos exigidos tienen nula relación con el trabajo docente que tienen que realizar diariamente.

Revista científica en catalán

Por otro lado, se ha anunciado que a partir del próximo mes de enero saldrá a la calle la primera revista de

divulgación científica y tecnológica, escrita íntegramente en catalán que se publica desde los años treinta.

La revista, que se llamará «Ciencia», será en cierto modo la continuación de otra que, con el mismo titulo,

se publicó entre 1926 y 1932.

 

< Volver