Autor: Pérez Montes, Ezequiel. 
 Manuel Murillo:. 
 Los socialistas históricos no tienen futuro  :   
 El hasta ahora secretario general del partido, indignado contra la línea mejicana del último congreso. 
 Ya.    14/10/1977.  Página: 18. Páginas: 1. Párrafos: 5. 

YA — Pág. 18

MANUEL MURILLO:

"Los socialistas históricos no tienen futuro"

El hasta ahora secretario general del partido, indignado contra la "línea mejicana" del último congreso

LA CORUÑA

(De nuestro corresponsal, Ezequiel Pérez Montes.)

"Ya no nos podemos odiar Felipe y yo", ha dicho el hasta ahora secretario general de los socialistas

históricos, Manuel Murillo Carrasco, en una entrevista, concedida a este corresponsal, que publicará

mañana el "Ideal Gallego". El señor Murillo Carrasco ha dicho también Que "la dispersión socialista sólo

favorece a las fuerzas de derecha", para añadir que "mi linea está muy próxima a la del PSOE".

Añadió el señor Murillo que los socialistas históricos no tienen ningún porvenir y muy escasos medios

económicos, para indicar que él, en el año y medio que tuvo el cargo, gastó dos millones de pesetas de su

peculio particular, que significaban todos sus ahorros, ya que el Partido sólo le daba cincuenta mil pesetas

como gratificación, que le alcanzaban para pagar su hotel en Madrid.

Rotundamente, el señor Murillo dijo: "El congreso de los socialistas históricos ha sido una vergüenza

total. Fue presidido por un hombre que ni siquiera era español, sino mejicano, y ahora han nombrado

secretario general a otro hombre que vino de Venezuela para estar siete días y ha sido cazado a lazo. El

hombre que propugna la línea mejicana es Víctor Salazar, y el hombre al que han cazado a lazo es Rafael

Campillo. Por otra parte, el que presidió el congreso es Ovidio Salcedo. Total, que estoy indignadísimo.

Añade Murillo que la "línea mejicana" prohibe terminantemente a los socialistas históricos cualquier

gestión para la unificación.

PIROPOS AL PSOE

En relación con el PSOE, Murillo dice que "se trata de un partido que está adquiriendo experiencia de

Gobierno, pero con más base, desde luego, que UCD, que no tiene ideología alguna". Si la evolución en

España es normal, añade Murillo, en un año estará gobernando el PSOE.

Después juzga a los dirigentes del Partido Socialista Obrero Español, y dice de ellos que "Felipe

González tiene una tarea dificilísima, que está cumpliendo bien; Alfonso Guerra, no coincido con él, pero

respeto su posición y comprendo que alguien tiene que enseñar las uñas; Múgica es muy inteligente;

Peces Barba tiene gran formación jurídica. Finalmente, Murillo se analiza a si mismo y dice: "Soy un

luchador."

 

< Volver