Autor: Ibáñez, Juan G.. 
 La dimisión de Acosta es el último peldaño de la confrontación. 
 Ha estallado la guerra en la ejecutiva madileña del PSOE     
 
 Diario 16.    01/03/1983.  Página: 7. Páginas: 1. Párrafos: 12. 

Diario 16/ 1 marzo –83/ NACIONAL /pág. 7

La dimisión de Acosta es el último peldaño de la confrontación

Ha estallado la guerra en la ejecutiva madrileña del PSOE

El enfrentamiento registrado el pasado domingo en el comité regional del PSOE de Madrid, como con

secuencia del cual José Acosta llegó a dimitir como presidente regional del partido, pone de manifiesto

una hasta.ahora soterrada crisis en el seno de la ejecutiva de la FSM. Mientras los hombres de Leguiña

acusan a los de Guerra de desleales, éstos critican los métodos de confección de las listas municipales

Juan 6. IBAÑEZ

Madrid — La confrontación entre dos de los principales dirigentes del PSOE de Madrid —Joaquín

Leguina, secretario general, y José Acosta, presidente regional— con varios hombres de confianza de

Alfonso Guerra, especialmente Alejandro Cercas, durante la reunión del comité regional el pasado

domingo, ha hecho explotar públicamente una crisis larvada en el seno de la propia ejecutiva.

El deseo de dimitir como presidente del PSOE de Madrid expresado el domingo por José Acosta no es,

pues, el origen del conflicto, sino la gota que ha hecho desbordar la confrontación.

A media tarde de ayer José Acosta, que es también diputado por Madrid, no había decidido todavía si

mantener o abandonar su intención de dimitir del cargo en el partido. En medios socialistas no se

descartaba que la ejecutiva forzase la dimisión como miembro del ejecutivo de varios hombres próximos

a Alfonso Guerra.

Hace ya un mes, los principales dirigentes de la ejecutiva pidieron a Luis Pérez y José Antonio Gómez

Yáñez su dimisión de la ejecutiva regional. Sin embargo, ambos han continuado en la dirección del

partido. . Algún tiempo después fue Teófilo Serrano, otro de los hombres identificados con Alfonso

Guerra, el que, por iniciativa propia manifestó su intención de dimitir como vicesecretario general del

PSOE de Madrid, tras las elecciones de mayo.

Las listas

Posteriormente, la confección de las listas electorales municipales creó un clima de tensión, por cuanto

los criterios de la ejecutiva suscitaban durísimas críticas ante las bases por miembros del propio equipo

dirigente identificados con Alfonso Guerra.

En ese ambiente de enfrentamiento entre miembros de la misma ejecutiva regional tuvo lugar el comité

regional —máximo órgano entre congresos—, donde se sometieron a aprobación las listas municipales y

autonómicas. Durante el debate, Alejandro Cercas reprochó a José Acosta que un presidente del partido

como él se hubiese avenido a presentar la lista de la ejecutiva y actuar de un modo beligerante con la

candidatura de otro sector del partido, izquierda socialista.

Cercas afirmó que la elaboración de listas adoleció de defectos graves para la libertad y la democracia y

recordó que «la democracia y la libertad deben tener carácter real y no sólo formal».

Dos actitudes

Leguina tuvo a continuación una dura intervención donde puso de manifiesto la dificultad de que

coexistan en la dirección actitudes tan diferentes como las puestas de manifiesto por Alejandro Cercas.

Cercas interpretó en un momento que se le trataba como un «bruto» y, conocedor de la admiración de

José Acosta por Machado, citó la advertencia de «Juan de Mairena» de que «líbrete Dios de tarascada de

bruto cargada de razón».

Fue en ese momento cuando José Acosta tomó la palabra, en estado de excitación emocional, recordó su

larga militancia en el partido y anunció su deseo de dimitir como presidente regional del PSOE. Mientras

la secretaria federal de organización del PSOE, Carmen Garcí Bloise, afirmaba que haría lo posible para

convencer a «su amigo» Acosta de que no debía dimitir, los hombres próximos a Guerra insinuaban que

la ejecutiva estaría tratando de correr una cortina de humo para ocultar el descontento existente en la

Federación por la forma de confeccionar las listas electorales.

Teófilo Serrano confirmó, por su parte, ayer a Diario 16 su intención de dimitir como vicesecretario

general del PSOE de Madrid.

 

< Volver