Autor: Sopena Daganzo, Enrique. 
 A propósito de la reconstrucción del centro en toda España. 
 Jordi Pujol pone zancadillas a Roca para evitar su escalada     
 
 Diario 16.    18/01/1983.  Página: 9. Páginas: 1. Párrafos: 11. 

Diario 16/18 enero-83

NACIONAL

A propósito de la reconstrucción del centro en toda España

Jordi Pujol pone zancadillas a Roca para evitar su escalada

Barcelona: Enric SOPEÑA, corresponsal

La paz octaviana que se registraba en el seno de Convergencia Democrática parece haber sufrido algún

quebranto. Miguel Roca Junyent, con su afán de dirigir la resurrección del centro en toda España, ha

empezado a encontrar obstáculos por parte de la «vieja guardia pujolista». Algunos ven a Pujol en esta

operación.

Las aspiraciones de Miguel Roca Junyent, tendentes a reconstruir el centro a escala española, podrían no

ser compartidas por Jordi Pujol, más preocupado por el hecho de que Convergencia no pierda su vertiente

esencialmente nacionalista.

Una muestra pública —aunque matizada— de la supuesta discordancia entre los dos líderes más

destacados de Convergencia se advirtió el domingo durante la sesión del consejo nacional del partido. Los

consejeros abordaron los criterios para la elaboración de las ¡islas municipales y escucharon un informe

del secretario general, Pujol, en torno a la situación política. Algunos consejeros, por otra parte,

introdujeron la cuestión referida al centrismo.

Resurrección

En el orden del día constaba una intervención de Xavier Vela, quien subrayó que Convergencia no debe

definirse sólo como un partido de centro, sino, y sobre todo, como una opción nacionalista. Vela está

encuadrado en el grupo de los llamados militantes «históricos» del partido o, dicho de otro modo, los

viejos compañeros de. Pujol desde finales de los años cincuenta. En este sector —siquiera por razones

biográficas— no figura Roca Junyent, incorporado al «pujolismo» en 1974, tras haber sido un defensor

del izquierdismo radical en su época universitaria.

La teoría común entre no pocos «históricos» viene a ser que, en la práctica, CDC ocupa en Cataluña el

espacio de centro, lo que este partido no debe proyectar sus experiencias en el centro de España, aunque

sí contribuir en lo posible a una resurrección del centrismo. Los «históricos» contemplan con recelo que

los afanes expansionistas de CDC se realicen a costa de una pérdida de las esencias catalanistas. Y

observan con determinadas reticencias a Roca Junyent, cuyo pragmatismo preocupa desde hace, años a

los «puros».

Portada

Formalmente, Jordi Pujol se mantiene al margen de tales fricciones. Pujol sabe muy bien que la eficacia

de Roca Junyent no encuentra parangón en el partido y menos aún dentro del grupo «histórico»,

sentimental, romántico y abstracto, pero escasamente dotado para la política cotidiana. No obstante,

algunas fuentes del interior de CDC apuntan a que tal vez Jordi Pujol haya querido frenar indirectamente

la tendencia personalista de Roca y recordarle que su partido no surgió para terminar siendo una especia

de UCD bis.

La intervención de Pujol en el mencionado episodio parece avalada, además de por las revelaciones

oficiosas de portavoces «históricos», por el dato de que el «affaire» obtuviera el mismo domingo la

portada, y en grandes caracteres, del diario «Avui». Este rotativo, editado en catalán, pasa por ser un

instrumento de la presidencia de la Generalidad, de manera que sorprendería que una noticia

comprometida para CDC hubiera visto la luz sin la «bendición» —incluso el patrocinio— del propio Jordi

Pujol.

Asimismo, tanto los «históricos» como Pujol serían los más reacios a entablar relaciones de colaboración

con la derecha española, concretada en Alianza Popular. En cambio temen que Miguel Roca Junyent

propugne un cierto acercamiento como mínimo fundamento en el hecho de que tanto CiU como AP

constituyen la oposición al Gobierno socialista.

Por último cabe resaltar que el pasado jueves, sin verter crítica alguna contra el Gobierno, Roca Junyent

también en Madrid se despachaba a gusto contra la gestión socialista.

 

< Volver