Autor: Ruiz de Elvira, Malen. 
   Los ecologistas desconocen al Partido Ecológico     
 
 Diario 16.    11/06/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 5. 

Los ecologistas desconocen al Partido Ecológico

Malen Ruiz de Elvira

MADRID, 11 (D16).—Hay marejada entre los ecologistas españoles y, en general, entre las

organizaciones preocupadas por la naturaleza y la conservación del medio ambiente, debido a la

presentación en las próximas elecciones del llamado Partido Ecológico, con el que todas estas

organizaciones aseguran no tener nada que ver.

El Partido Ecológico sólo se presenta por Madrid, y sólo presenta un candidato a senador, Fernando

Enebral, y ninguno al Congreso. Su base popular parece ser muy limitada.

Según han manifestado a D16 representantes de organizaciones de defensa de la naturaleza: "Nosotros no

nos oponemos á que un señor se presente defendiendo su peculiar ideología, pero sí a que se utilice a la

ecología como reclamo y, sobre todo, queremos dejar bien claro que ninguna organización ecologista

tiene relación con es. te partido, y_ que sus afiliados nunca han hecho nada en defensa del medio

ambiente. Son completamente desconocidos en nuestros círculos y, por supuesto, no han participado en la

reciente campaña en defensa de Gredos, por poner un ejemplo, en el que se han unido casi todas las

organizaciones ecologistas."

Representantes de AEPDEN afirman: "Es ridículo que se cree un Partido Ecológico, en todo caso sería

Ecologista. Es como si se creara un partido sociológico en vez de socialista. Pero, además, los

movimientos ecologistas, que defienden la naturaleza, que es propiedad de todos, no pueden nunca

constituirse en partido, puesto que no pretenden llegar al poder."

Tren aerotransportado para Doñana

En debates ´públicos, el señor Enebral, único candidato del Partido Ecológico, se ha declarado partidario

de que el problema de la carretera de Doñana sea solucionado mediante la construcción de un tren

aerotransportado sobre un colchón de aire, y de que la urbanización de Gredos se construya, si bien

sumergida en la masa boscosa de la sierra, que por otra parte no existe.

La sola mención del nombre del partido induce a confusión, como lo prueba el hecho de que al poco de

anunciarse la creación del Partido Ecológico se produjeran numerosas llamadas a la sede de ADENA,

inquiriendo información sobre el tema para votar por este partido. Su presidente) el popular doctor

Rodríguez de la Fuente, fue sondeado para que se presentase como candidato por este partido, a lo que se

negó.

 

< Volver