ADELPHA contra Chueca Goitia     
 
 Arriba.    21/10/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 5. 

ADELPHA CONTRA CHUECA GOITIA

La Asociación de Defensa Ecológica y del Patrimonio Histórico Artístico, a través de su

Comisión de Prensa, ha hecho pública la siguiente nota:

«Recientemente protestó ADELPHA contra el cambio dé la estatua del Fénix, en Alcalá esquina

Gran Vía, y contra las obras en el monumento a Espartero, ambas ilegales, por no contar con la

autorización de la Dirección General del Patrimonio Artístico, Archivos y Museos, del Ministerio

de Cultura, preceptiva desde la orden de 4 de junio de 1977, que incoaba expediente de

declaración como conjunto histórico-artístico a favor de ciertas zonas de Madrid.

En relación a dicha denuncia, que resaltaba la irregularidad formal sin perjuicio de la posible

corrección técnica de las referidas obras, aunque ADELPHA no esté tampoco de acuerdo con

ellas en el plano artístico, se han detectado una serie de reacciones en el sentido de que la

participación, a título personal, en el cambio de la estatua del Fénix del arquitecto Chueca

Goitia, inspector de Monumentos y conjuntos de la citada Dirección General, es suficiente

garantía de la reforma efectuada.

Ante tal tergiversación de los hechos, ADELPHA quiere resaltar que la intervención del señor

Chueca Goitia, a título particular, en el cambio de la estatua, no sólo no convalida las

irregularidades formales habidas en la referida obra, sino que supone, en sí misma, una nueva

irregularidad. Ya es grave que se prescinda, en el Fénix como en Espartero, de los trámites

administrativos donde radica la única garantía jurídica y hasta técnica de esta clase de

actuaciones. Pero lo es más aún que el propio encargado de la Inspección de monumentos en

el Ministerio de Cultura colabore, como simple particular, en una reforma sustraída a las

competencias de su Departamento, en lagar de ejercer las altas funciones de fiscalización qué

tiene encomendadas.

Estos hechos confirman el incumplimiento de la orden de 4 de junio de 1977, que, en el marco

de las competencias de la Dirección General del Patrimonio, crea una Comisión mixta

Ayuntamiento-Ministerio para resolver los problemas que se planteen en el casco histórico

delimitado, Comisión que, al parecer, ni siquiera se ha constituido, y cuya ausencia permite

irregularidades y actuaciones personales incontroladas como la que es objeto de la presente

nota.»

Viernes 21 octubre 1977

 

< Volver