Autor: Rivas Guisado, José Luis. 
   Todavía,mucho camino por recorrer  :   
 Eperiencia de un grupo de pensionistas en el balneario de cuntis. 
 El Alcázar.    17/02/1977.  Página: 20. Páginas: 1. Párrafos: 9. 

TODAVÍA... MUCHO CAMINO POR RECORRER

Experiencia de un grupo de pensionistas en el balneario de Cuntís

Sin duda una de las cosas que contribuyen más a la completa mentalización de nuestros mayores a la

sociedad en que viven es el intercambio de experiencias y la constatación de las vivencias de unos y otros.

Y nada mejor para esto que la visita de los pensionistas a los distintos lugares de nuestra geografía

hispana.

Hoy recordamos la visita que hizo un grupo de jubilados de Salamanca al balneario de Cuntís:

—Son hombres —nos explica D. Jesús Campo Camarero, administrador del Hogar de La Coruña— que

han trabajado mucho y muy duro, y ahora da la sensación de que quieren recuperar lo que no tuvieron en

sus épocas juveniles. Yo recuerdo a mis abuelitos que no eran tan bulliciosos, no eran tan «parrandeiros»,

vivían una vida más hogareña, si bien hemos de comprender que eran otros tiempos... Lo que es cierto es

que gozan de una vitalidad moral y física envidiable y que algunas veces hemos de pensar si no será como

un revanchismo de la constante restricción.

—¿Cuántos formaban este grupo ?

— Vinieron unos cincuenta jubilados. Todos coinciden en el trato exquisito _ que recibieron

por los componentes del balneario de Cuntís. Pero lo que más les impresionó por su preparación, por su

colorido de noche, por su fastuosidad, fue la « quemada».

También en Salamanca hay dos Hogares de Pensionistas de la Seguridad Social. El presidente del

segundo, D. Santiago Jacobo Juane Sánchez, nos dice que una de las cosas que más le ha llamado la

atención son los murales anunciando los próximos Campeonatos Regionales de Galicia, de ajedrez,

dominó y mus; asimismo el tablón de anuncios donde se explica todo y se pone todo para conocimiento

de los socios.

¿Hay más hombres que mujeres en su Hogar? —preguntamos a D. Jacobo Juane Sánchez.

—En los dos Hogares de Salamanca —responde él— hay más hombres que mujeres-

Para complacer a unos y otros, el señor Juane Sánchez suele llevar siempre en el bolsillo caramelos con

que endulzar las horas que. estos ancianos pasan en el Hogar. Pero no cabe duda que estas golosinas nos

demuestran que esos seres no son tan decrépitos como algunos creen, sino que, pese a quien pese, ellos

renacen a una nueva primavera de la vida. Ypor delante... les queda todavía mucho camino por recorrer.

 

< Volver