En España hay unos quince mil graduados sociales  :   
 Las grandes empresas exigen que sus jefes de personal sean titulados. 
 ABC.    02/04/1969.  Página: 45. Páginas: 1. Párrafos: 16. 

ABC. MIÉRCOLES 2 DE ABRIL DE 1969. EDICIÓN DE LA MAÑANA. PAG. 45.

EN ESPAÑA HAY UNOS QUINCE MIL GRADUADOS SOCIALES

Las grandes empresas exigen que sus jefes de personal sean titulados

Madrid. (De nuestra Redacción.) El Colegio Oficial de Graduados Sociales de Castilla acaba de renovar

su Junta directiva. La presidencia ha recaído en don Alberto Ezpandaburu Poy, quien, con un equipo de

doce colaboradores, se dispone a llevar a cabo importantes modificaciones en esta todavía nueva

profesión, que día a día alcanza, mayor importancia entre la juventud española.

España ha sido el primer país de Europa que creó un centro -para estudios regulares de temas sociales

condensa diciéndonos—. Don Eduardo Aunós, siendo ministro de Trabajo, Comercio e Industria en el

año 1925, creó la profesión. Luego, otros países nos han imitado, entre ellos Canada, inaugurando en

Montreal la primera Escuela tiara Ingenieros -Sociales. Pero, en honor a la verdad, el graduado social, en

el sentido puramente profesional, no apareció hasta 1950, en que ve la luz el primer Decreto regulando la

profesionalidad. Seis años más tarde se crearon los Colegios profesionales, que hoy son ocho, enclavados

en los diversos distritos universitarios.

En estos momentos hay en nuestro país unos 15.000 graduados sociales titulados. 7 las Escuelas—

dependientes de la Universidad—excepto en Madrid y Barcelona.— tienen cubiertos sus cupos casi por

completo. En Madrid hay en la actualidad 1.938 alumnos, y en Barcelona, 7.925.

ESPERADOS POR LAS EMPRESAS

Hasta ahora no ha habido dificultades para él desarrollo de la profesión. En cuanto salía un titulado, varias

empresas lo esperaban para Incorporarlo a sus plantillas. Ahora, con las nuevas promociones, se impone

una estructuración de la profesión. Y aprovechamos la publicación del Libro Blanco para que se dé sen-

tido y reconocimiento a nuestro título. Lo que nos interesa más saber es- si se nos considera como

profesionales de grado medio o superior.

Hasta estos momentos, en unos casos, cuando el profesional ocupa la jefatura de Personal, su título se

considera como superior. En el estatuto laboral en cambio, se equipara al grado medio.

Todos los profesores de las Escuelas Sociales—continúa el señor Ezpandaburu— son catedráticos de

Universidad, -pero es el Ministerio de Educación y Ciencia el que tiene que definirse para catalogarnos.

El trabajo del graduado social es muy variado. Su actividad ya desde la colaboración con el sacerdote en

las obras sociales de la parroquia, a las relaciones públicas, pasando por la creación laboral, asesoría

laboral en las grandes empresas, jefes de personal y ejercicio libre de su profesión. Muchos de estos

titulados viven exclusivamente de su carrera.

Algunas veces, al tratar de la defensa de los trabajadores, parece que la misión del graduado social se

inmiscuye en la del abogado. ¿Existe una ciará delimitación de ambos campos.

La misión del graduado social es la de colaborar con el letrado, nunca oponerse a él. Su misión es

informar, no Obrar. Interpreta y asesora sobre la legislación laboral, que conoce tan bien como él

abogado.

NO DESEAN IRSE A PROVINCIAS

El graduado es, en efecto, un experto en ampio y complicado campo de nuestra legislación laboral. Las

grandes empresas se han dado cuenta de ello y exigen que sus jefes de personal pertenezcan a la

profesión.

Puedo citarle una sola empresa, que es Ensidesa. Tiene más de sesenta graduados sociales en su nómina.

Y recientemente, Altos Hornos de Vizcaya ha pedido a parte de su personal que se matricule en la

Escuela Social porque, como tantas «tras empresas, no encuentra titulados suficientes.

Pero esto parece contradictorio con lo que me decía, de que ahora, con los nuevos titulados, empezaba a

encontrar dificultades.

Lo que sucede es que los titulados no desean marcharse a provincias. Como encuentran fácil trabajo en

Madrid y Barcelona, se quedan en ellas. Las provincias son las que sufren la falta de estos profesionales.

Entre los proyectos del nuevo presidente del Colegio de Graduados Sociales de Castilla, además del

reconocimiento del título, figuran la creación de un departamento para la orientación profesional de

posgraduados, abrir nuevos campos profesionales y realizar cursos de perfeccionamiento y especializaron.

También trabajamos concluye el señor Ezpandaburu en la creación de un departamento para relaciones

internacionales e intercambios de ideas entre los graduados sociales dé todo el mundo, Para el próximo

octubre tendrá lugar en Roma un Congreso Internacional de Sociología. al que pensamos asistir. Y

organizado por nosotros, se celebrará en Madrid, dentro de un año, un Congreso Internacional de

Estudiosos de la Sociología, en el que se tratarán, en líneas generales, cuáles deben ser las bases para los

estudios sociales con el fin de equipararlos internacionalmente. Primer paso para una convalidación de

estudios entre los participantes.

 

< Volver