Autor: García Valcárcel, Jesús. 
   Se acabó el milagro español  :   
 Es urgentísimo que el gobierno afronte los gravísimos problemas económicos. 
 Ya.    26/12/1976.  Páginas: 1. Párrafos: 8. 

TRIBUNA ABIERTA

SE ACABO EL MILAGRO ESPAÑOL

Eí urgentísimo que el Gobierno afronté los gravísimos problemas económicos

EL 11 de mayo de 1931, ante la pasividad, del Gobierno de ría República viendo quemar los conventos,

oí gritar a Valle Inclán d*sde los balconeS de la Granja Henar: "¡Consentís la violación de la niña antes

de cumplir un mes!"; y yo, parodiándolo, grito hoy: ¡Cuidad la salud económica de la anémica Madre

Patria, embarazada de democracia, para que la niña no nazca muerta o con raquitismo incurable.

La situación económica es grave: aumento del paro, empresas con falta de financiación y tesorería,

presión laboral y huelgas inaguantables, balanza de pagos deficitaria, inflación imparable con su

Consecuencia de subida galopante de precios, que provoca la .desaparición de la demanda y, por lo tanto,

la crisis de las empresas por pérdida´en la producción, etc.

Políticamente es urgente evitar la ruina nacional, porque las irritaciones de´ los trabajadores y

descorazonamiento de los empresarios son los máximos enemigos de la democracia. Pero no creamos que

la democracia que estamos deseando Instaurar va a resolver los problemas económicos; pues si es

indudable que es imprescindible un Gobierno que, por representar de forma Indubitada al pueblo, nos

pueda convocar a fuertes sacrificios y "meternos a todos en cintura", no es menos cierto >jue los

problemas económicos del mundo y ¿« España no tienen solución inmediata ni completa, y que las

medidas a tomar son dificilísimas por tres grupos d« razones fundaméntales:

1. EFECTOS CONTRADICTORIOS INEVITABLES

La disminución del presupuesto y la austeridad paralizan las obras públicas y arruinan a muchos

empresarios; si se restringe la circulación monetaria y el crédito se paraliza la producción; si se aumentan,

surge la inflación, que es una verdadera ganzúa para robar las rentas fijas; al proteger el paro se produce

un tramposo absentismo del trabajo; si se suprimen inútiles intermediarios se arruinan millones de

familias; si se otorga una amplia amnistía se favorece a los tramposos, y sin ella es imposible la urgente e

imprescindible reforma fundamentada sobre la veracidad de las bases; el libre despido se convierte en

abuso empresarial y desamparo de las masas débiles y la dificultad de despido dificulta el progreso

tecnológico, provoca miedo a la creación de nuevos puestos de trabajo y favorece a los- holgazanes; el

crédito basado en la garantía es sólo para los ricos, y sin ella se producen catastróficas insolvencías y se

alientan negocios ilusorios; mu p.os universitarios nos lleva al ccéso de técnicos, y con el "numerus

clausus" se impide la extensión de la cultura, que es el mayor tesoro nacional.

2. CAUSAS EXOGENAS INSUPERABLES

Sirvan de ejemplo: Hace tres años pagábamos por petróleo setenta mil millones y ahora tenemos que

pagar doscientos setenta mil, que no tenemos; la disminución en moneda constante de los ingresos por

turismo y remesas de Inmigrantes, él comercio internacional injusto, etc.

3. ERRORES SECULARES IRREVERSIBLES

Entre otros se pueden citar: Un Madrid industrial de cinco millones de habitantes, en vez de haber creado

seis ciudades de 500.000, con las cuales no se hubieran abandonado los cien kilómetros de su perímetro,

rural; el haber hecho del automóvil un artículo de consumo de masas en vez de instrumento de trabajo y

un bien de superlujo; la inmensa cantidad de tascas, bares y tabernas, que hubieran de haber sido centros

sociales y ásistenciales; el concepto quirítario de la propiedad sin exigirle que cumpliese su función

social, etc.

De lo dicho se desprende que es Insensato pretender nosotros y menos exigir de ningún Gobierno "la

cuadratura del círculo"; pero lo que sí podemos es ir transformando con prudencia y tanteos la actual

grave circunferencia en un polígono cada día de menos lados, hasta conseguir el cuadrado de la

estabilidad. De peor situación económica nos sacó Franco, acosado por . el mundo al terminar la guerra,

aunque después creo que se equivocó.

Saldremos de la actual crisis poco a poco si todos ponemos los medios para ello: rezar mucho, tener

menos prisa en ganar más dinero, orden público y paz con pacto social y firme autoridad, producir más,

mejor y con regularidad, consumir bienes abundantes y nacionales y abstenernos de los escasos y

extranjeros, justos impuestos sobre bases verdaderas, pagados, y bien públicamente gastados, unidad

orgánica de la empresa en vez de ser campo de batalla entre el Estado, los propietarios, los trabajadores y

los consumidores, créditos amplios y muy selectivos, descentralización, etc., y, como resumen,

triunfaremos si nos convencemos de que se ha terminado "el milagro español", más sorprendente que el

alemán y el japonés. Durante cuarenta años hemos vivido cada vez mejor, trabajando cada día menos y

haciendo cada uno su "real gana" bajo una dictadura.

Jesús GARCÍA VALCARCEL

 

< Volver